DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

publicidad

FOTO: DIARIO Bahía de Cádiz

“Hermano, rema hacia la luz de la libertad”

Ocho grupos en competición en la séptima noche de preliminares del COAC 2019. Lo más destacado, la comparsa farolera de Kike Remolino ‘La luz de Cádiz’ y la tranquila revolución cordobesa de ‘Los mequetrefes’. El coro de Valdés ‘Siguiendo tus pasos, Cádiz’ y las chirigotas ‘Tin-tan tin-tan’ y ‘Paqui, baja aunque sea en pijama’ no desagradaron.

DÍA 7 (7ª CLASIFICATORIA).

Viernes con todas sus letras, y el Gran Teatro Falla se abre para acoger la séptima sesión de preliminares del Concurso Oficial de Agrupaciones Carnavalescas de Cádiz (el COAC 2019). Y más allá, un humano logra hacerse el DNI con una foto en la que aparece con un palillo en la boca. Darwin quizá estaba equivocado.

Ambiente gélido fuera y durante gran parte de la noche dentro del teatro, con ocho grupos en competición. Lo más destacado, la comparsa farolera de Kike Remolino ‘La luz de Cádiz’ y la tranquila revolución cordobesa de ‘Los mequetrefes’. El coro de Valdés ‘Siguiendo tus pasos, Cádiz’ y las chirigotas ‘Tin-tan tin-tan’ y ‘Paqui, baja aunque sea en pijama’ no desagradaron.

Se ha puesto el día para brindar con agua del barrio de Loreto o para calumniar a alguien, no sé no sé… El fiscal, nuestro perro guía en estas tardes-noches de foso fallero, no ve delito, que ¡no ve delito! Maripili, júzgame, dale a palanca y que corretee libre este cronicón salvaje y sin bozal. Pero antes, una plegaria por la ley seca impuesta por el Yuntamiento de Cádi. Chinchín.

.

 

‘Siguiendo tus pasos, Cádiz’, pasión carnavalera

Las 20.04 horas. Arriba el telón…. Ayyy mi Antonia, pero qué preciosa que estás… De mantilla tras la banda saluda el coro chirigotero y travestido de Valdés ‘Siguiendo tus pasos, Cádiz’. Luto multicolor, lavado con micolor… “no me vaya a criticar si llevo este tipo, que esto es sólo carnavaaaaaal”. José Manuel Valdes, Cesáreo López y José María Barranco, en la autoría. “El punto de unión en la diversidad” de los coros, eso el tango, y de ello habla el primer metatango. Los monaguillos, de bajos. En la otra letrilla, el arrepentimiento del hijo que sólo ve a su “madre” cuando necesita pedirle un favorsillo; sí, esa madre es un tronco de madera en un altar. A ver cómo se mecen los cuplés: Mágico… “tu pasta de diente huele a cubata”; y los malages que rezan a la virgen de la cueva en semana santa y comen menudo del día anterior. Ajín ajín esa penitencia. Un cura, un fraile… callarse que van delante, iiin innn innnn. Peripecias de estas mantillas al salir en la Madrugá en ese pupurrí pa sonreír… “y la faja pa cuándo”. Defienden que monten una carpa también para los cofrades, “carpa, carpa, queremos carpa, carpa… que en esta vida estamos de paaasoooo”. El fiscal les espera en el templo con un bocata de mortadela, y las babushas.

‘Tin-tan tin-tan’, ayyyy

“Tin-ta tin-ta tin-ta tin-ta, qué de tinta… coge cita y vente a tatutar”. Cerraron la churrería y se han reciclado como tatuadores estos jóvenes de la chirigota gaditana ‘Tin-tan tin-tan’, con letra y música de Francisco Javier González Ramírez y José Juan Pastrana Fernández. No van de chocos en su tin-ta, no, fiscal, deja de sufrir. Piropo con Cádi tatuado en el primer pasodoble. Y una fecundación in vitro en la segunda letra, que sigue jugando con el tipo… “y aunque no sentí tus besos, sólo frío, hoy me muero viendo su cara”. En los cupletillo, el embarazo de la Tere y er Kichi, con el parto previsto para el 28-F, “ustede lo que queréi es coger la baja por carnavale”; y la parienta que pilla a un pichacorta probando el jesextender del teletienda… “me ha cogío meando la policía y me ha puesto un cepo”. Esto qué va a doler, si yo ná más que te meto la puntita. Popurrí corresto, decente, óptimo… peeeero la tinta se difumina muuuy rápido… “déjame que con mis coplas yo te borde un tatuaje… tú mi Cái pa siempreeeee”.

‘Los vendehumo’, novendenná

Chaqueta, chalequito, sombrero… sí, sí, toca comparsa. Desde Dos Hermanas, ‘Los vendehumo’… “si imaginas algo, a la venta está, tú solo lo tienes que soñar…”. Una metáfora del Amazon, o cerca. Lo del remake de ‘La milagrosa’ lo deseché en el minuto uno. ¡Buenos días! Manuel Márquez Coronado, Miguel Ángel Sillero y Antonio García y Guillermo Caballero suscriben la autoría de este momento. Un nota en coma canta el primer pasodoble… “aunque me mantienen con vida, ya no me permiten vivir, sólo quiero descansar ya, tirar la toalla… no llamad sanidad a lo que es tortura”. El Falla aplaude este alegato pro eutanasia. Comparsa comparsa. Y augurando una involución guerracivilista en la otra letra, “yo sé que no estaba muerta, sólo estaba dormida, las dos Españas del odio, empacho de ideología… somos cangrejos que se miran al espejo de asesinos vendehumos… los extremos destrozan nuestra convivencia, tiene que servirnos nuestra propia experiencia”. Tremendismo comparsil, para tomárselo en serio. El niño es del butanero, que carga el bibi al hombro; y si los ninis hicieran la mili… en dos cuplés propios de la modalidad. Mis besos, toíto mis besos, te los regalo. Descargando la mercancía en el popu. Pues sí, vienen con carromato, ¡buenos días! “Mientras crece mi riqueza, me vacío…”. Venían a engañarte y terminan engañaos por ti. Original original ese desenlace. El fiscal ordena que les requisen los melones.

‘Aquí ya está to inventao’, cara morcón

Alrededor de Leonardo Da Vinci el cuarteto cordobés ‘Aquí ya está to inventao’. Leo se acompaña de dos de sus creaciones, la Mona Lisa tetona y el Hombre de Vitruvio algo rellenito, un máquina jugando a la wii. La Gioconda… “no soy un bujero, tengo cuerpo entero”, quiere que le hagan un retrato en la parodia. No puede pintarlo en tonos pasteles, que hay alguien diabético. El mudo se suma para canturrear la tanda de cuplés. Un nota ciego de viagra, con el asunto que se parece a Ramoni en los mafiosos; y pullita al Taleguilla, a lo Maluma. Ejem. David Reyes firma letra, música y dirección. El cuadro queda un poco ajín, con la cara de la Teo. El título de pintor se lo sacó en la Universidad Juan Carlos I. El tema libre acaba en ordeño y bastinaso desde el patiobutaca, fuaaaa. De algún que otro chiste malo te tienes que reír. El fiscal, ni eso.

‘Los mequetrefes’, sin bulla

Los mequetrefes se han rebelao, nos hemos rebelao… “ante un sistema que te ofende, que ni te cuida ni te defiende y que te culpa a ti de tó, y que encima se vende, te vende…”. Holaquéhay de la comparsa de Córdoba ‘Los mequetrefes’, animando a sumarnos a su revolución. Los hermanos Cobos Urbano en la autoría de letra y música: Luis Miguel, Antonio José y Marcelo. ¡Qué familia! Como olas que vienen y van esos preciosistas pasodobles. Uno primero piropeando a Cádi… “aquí que los que nacen son conscientes que si cruzan el puente, la magia termina… aquí que los nudillos marcan el ritmo y la espera, aquí que incluso el tiempo se niega a pasar, que se ama de otra manera, y pa colmo en febrero un simple mequetrefe aquí puede soñar”. La otra letrilla describe este país machista que… “cuando hay elecciones se prefiere el pasado a progresar… por eso coge tu pancarta y grita bien fuerte, que si no tus heridas jamás curarás… tú sigue con tu lucha por la igualdad y no te desalientes que tú has renacido entren la adversidad”. Remates que no lo parecen. Potito. La parienta controlando al gashó por el facebú y un teléfono inteligente igual de vigilante, en esos cupletillos desinflaos. Dame sólo tu risa y seré un mandamás. Montada la trinchera, izada la bandera, y al popurrí… “qué comience ya está contienda… mequetrefe ya eres tó el año, al menos un mes con dignidad… y siente la brisa de liberación… enseñaremos las manos, el miedo ya no es una opción…”. Un alzamiento del pueblo tranquilo, sin chillar, casi pidiendo permiso. El fiscal les sonríe, y les imputa por rebelión. Por supuesto. Y bosteza, será morcón…

‘Paqui, baja aunque sea en pijama’, paciencia

Fun fun fun. Ese novio esperando a la novia a que se arregle, que le da tiempo a ver las tres partes del Señor de los anillos. Y las tomas falsas. Concepto de la chirigota de Écija ‘Paqui, baja aunque sea en pijama’. Espera que te espera. Juan Francisco Castro firma la letra, y el hermano David, la música. Un ofendidito espÁñol en la consulta del doctor, en la primera letrilla… “qué es lo que me pasa… sólo tiene un virus que hay en el ambiente, como tanta gente usté lo que tiene, que es tonto del tó”. Diagnóstico certero. Pom pom pom… Sobre el amol el segundo pasodoble, que cuela a uno de los casos truculentos de moda. En los cuplés, “la hora y media más angustiosa de to mi vía”, en una sexshop sentado sobre túyajabe; y un poco de aquíhaytomate carnavalesco y pildoraso al Pellejo. Esa está echando un mojón. Sin anestesia, primo. Nueve horas después… “¿qué te va a vestir, de caballero del zodiaco?”, baja la Paqui, con su momento Pedroche antes de finiquitarse “nuestra cita chirigoteraaaaa”. El Falla es mucho de citas. El fiscal, más de calabazas… muñeco tonto, comandante de los harapos, a la unaaaa.

‘El arrecife’, en aguatapá

Baaajo el maaaaar… “díganme si no es bonito despertar en el fondo del mar”. Allí sobreviven estos seres-monstruos marinos con escamas, cresta, chalequillo y gorro, “como si fuera carnavaaaal”. Desde Ronda bucea la comparsa ‘El arrecife’. Glup glup glup. Manuel Barragán Gallardo es el autor de la letra, y Horacio Calvillo Melgar, de la música. Inmigración, pateras y barquillas encallan en el primer pasodoble. Y lamentando que por quienes abusan y matan, justos paguen por pecadores, y las mujeres te tengan miedo “tan sólo por ser un hombre”. Homenaje inmerecido a Bobesponja en la entrada a los cupletillos, enguashisnaos: solucionando el poblema de la alopecia, “y ahora la cabeza le huele igual que los calzoncillos”. Para el saco de los cuplés de peña que va a Turquía a ponerse pelos de abajo arriba. Afú mumá. Y si dicen que los peces siempre mueren por la boca, serán por la boca tuya, que a la mía vuelve loca. Efectista y musical ese pupurrí en el que las formas inundan el fondo, fondo de esta revolusión acuática que no se sabe muy bien qué y por qué. El fiscal se ahoga en un vaso de agua.

‘La luz de Cádiz’, qué de luces

Y tras media hora colgando faroles, esto parece el escaparate de Prian, alumbra el Falla la cabeza de serie de la ya madrugada, la comparsa del Kike Remolino, ‘La luz de Cádiz’… “Antes de que te deslumbre, te diré de que está hecha la penetrante traicionera… dejen que os alumbre, que os guíe, que os caliente, que os atrape, que magia más divina no encontráis, te lo dice el farolero… la luz de Cádiz”. Son faroleros de fantasía, probando la máxima potencia de los focos del teatro. Les han robao medio tipo a las bailarinas de Norma Duval. El niño del cumparsista anima al padre a salir y le traslada sus sensaciones, el mundo al revés… “papá que no tengo remedio, me comen los nervios, comienza a crear, yo sé que te invade la mente de modo inconsciente, querer descansar, pero no es el momento, porque el año pasado te vi disfrutar… cómo te explico, me siento cual gigante cuando me dicen ole tu pare lo bien que lo hace… y no te quiero escuchar, quejarte ni de jurados ni de pamplinas”. Automotivación familiar. Naciendo de nuevo en esa segunda letra dedicada al Tato, pachucho del corazón… “el destino le regaló una partida extra para seguir jugando… veremos cómo responde mi corazón cuando vea, cantar en el Falla a mi comparsa”. Con shentimiento. Los correajes del tipo del Remolino no soportan tanta emoshión. Alusión a las muchas bombillas del atrezzo, se las ceden al Kichi para las navidades; y las patillas y la picha del torero Padilla, en los cuplés… Enciéndeme por febrero, que yo cuando digo te quiero, nuuuunca me tiro un farol. “La luz y la oscuridad son dos amores reñíos, los dos se necesitan, como tus labios y los míos…”, arranca el popurrit, con claroscuros, suena bien pero cuesta verlo a la primera… se habla de malostratos (“aquel que una luz maltrata, no encontraran mi silencio…”), madres alumbrando gaditanos (“que el futuro eres tú, eres la luz”), de la inspiración (“musas que jugáis con los poetas y me los lleváis a la locura, porque os apagáis…”), o de la inmigración (“rema sin mirar las banderas, que en el mar no hay frontera, por tu África negra, por tu mar de pateras y que tu muerte se quede atrás…”), para acabar encendiendo los faroles, deseos, milagros, salud, paz, esperanza, los carnavales… “la luz que por febrero alimenta al gaditano el año entero”. Y Endesa, feliz. El fiscal también es un abrazafarolas.

La 1.02 horas. Baja el telón. El último que apague la luz. Voy doblando y metiendo al fiscal en la mochila mientras hago tiempo para que se me encienda la bombilla, y acordarme de alguna frase célebre luminosa: “Enorgullecerse de saber es como cegarse con la luz”, dicen que dijo el político y polímata estadounidense Benjamin Franklin. Sí sí, este es el que pone el careto en los billetes de 100 dólares. Dany Rodway


INFORMACIÓN CARNAVALESCA RELACIONADA

· Los PUNTOS del Jurado ‘poco oficiá’, AQUÍ
· Todas las crónicas del COAC 2019, AQUÍ
· Las FOTOS del COAC 2019, AQUÍ
· El ORDEN DE ACTUACIÓN de las preliminares, AQUÍ
· También estamos en FACEBOOK y TWITTER, ¿te sumas?






Otras noticias...

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.