DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Gran ambiente para una Gran Final


LA GRAN FINAL DEL COAC 2005. El ambiente de la larga noshe empieza fuerte y caldeaillo, con los canalsureros tomando medio Falla con sus equipos, cámaras, cables y colaos, desplazando a la mitad de la prensa de su ubicación habitual –dónde han metío las sillas?-; sin flores en la delantera del escenario, será por lo de la huelga del personal de Jardines; y con famoseo repartido por las esquinas: María Galiana, la de viejecita de “cuéntame”, con el tipo de Teófila –mu bueno-, el triunfito Nández, el presentador de los finesdesemana del Telecinco, y otros más, y como no, políticos por un tubo, y la Teo, disfrazada de viejecita, exactamente de la Tía Norica, me apuntan.

Hola, buenas noshes, o “buenos días, buenos días”, como cantaba hasta la saciedad “La Milagrosa”. Para empezar, el presentador de sala, Eduardo Bablé, la voz que desde hace casi un mes da la entradilla de cada agrupación, se manifiesta, con pajarita, y agradece uno por uno a todos los que participan y sufren en este Concurso Oficial de Agrupaciones Carnavalescas desde poco después de navidades, y manda ánimos a José Antonio Valdivia, ingresado en el “Puerta del Mar” por un infarto. Ánimos a los que públicamente nos sumamos, así mostramos nuestro apoyo para el cronista del Cádiz Información, en este caso por la hospitalización de su madre.

El ambiente de la larga noshe empieza fuerte y caldeaillo, con los canalsureros tomando medio Falla con sus equipos, cámaras, cables y colaos, desplazando a la mitad de la prensa de su ubicación habitual –dónde han metío las sillas?-; sin flores en la delantera del escenario, será por lo de la huelga del personal de Jardines; y con famoseo repartido por las esquinas: María Galiana, la de viejecita de “cuéntame”, con el tipo de Teófila –mu bueno-, el triunfito Nández, el presentador de los finesdesemana del Telecinco, y otros más, y como no, políticos por un tubo, y la Teo, disfrazada de viejecita, exactamente de la Tía Norica, me apuntan. El que no da señales de vida aún, el pregonero, qué poca vergüenza, pa mi que no vení, eso es que no la dejao salí de casa la mujé, seguro.

Así se presenta este macroespectáculo, superado en horas, eso sí, por las comparecencias de Aznar y Zapatero ante aquella Comisión del 11-M. Una noshe de Final en la que el que escribe estas plamplinas de la plaza Mina para DIARIO Bahía de Cádiz se pone de huelga. Que quede ese dato por delante. Después de unas 140 horas sentado en el foso de prensa del Teatro sin perder detallito, que hasta la purpurina que llevaba la chirigota de Úbeda en el careto la tengo contabilizá, nos pillamos un merecido descanso, y esta jornada vamos a disfrutá, que hasta la baba se nos va a caer. Y me piro al ambigú, a brindar, también, por el triunfo que ha logrado este periódico, con apenas siete meses de vida, colándose en el Falla durante todo el Concurso, un cuelo, todo sea disho, trabajado día a día con la importante y destacada cobertura que DIARIO Bahía de Cádiz le ha dedicado. Pos ná, os dejo. Pero se quedan bien bien acompañao, sí, ha vuelto…, el segurata desterrado por decir cositas en la prensa está aquí, a mi vera. Señoras y señores, con ustedes, el segurata disfrazao de melón con piña, y un shorrito de ron. Que sea leve.

CORO MIXTO RECUERDO DE CÁDIZ

Hola hola, probando. Creo que se me escusha. Que digo yo que con este tipo no se nota musho que soy otro colao, pero necesario, que hay que comé musha fruta. Y yo me voy a zampá to la Finá, si apenas probá la cervesa. Lo juro. Los muñecos de Marín que se ponen ensima la tele, “Carmen y José” gitanillos buenos, en pareja, en el coro del Valdés “Coro mixto recuerdo de Cádiz”. “No soy purista, no soy artista, soy escayolista… y cuando llega febrero yo pido permiso”. Actuación dedicada a su amigo Valdivia. “Puede que me equivoque haciendo mi coro… no hay premio más bonito que cantar en los carruseles… y después de cena con la subvención”. Primer tango inédito a su estilo y filosofía de agrupación. Como beduinos de Puerta Tierra se definen en el segundo tango ya escuchado este año, “sin ser de la Viña o Santa María… yo soy beduino pa qué quiero más”. Primer cuplé futbolístico, que ingresan a un forofo y va y le toca en la cama de al lao a Maradona; en el segundo sigue la historia con el Pelusa, que picaba las aspirinas y cuando le trajeron las enfermeras de comé raya con tomate, se puso loquito. Las gitanillas, con ganas de coger polvo, en la tele, en la estantería, donde sea. “Palillero no se cierra”, en Semana Santa, y “antes Cádi que Sevilla”. “Que le pasa a mi gitana que le han cambiao la tele y le han puesto pantalla plana… Hemos venío a divertirnos… nos vemos en el carrusel, oee… todo el mundo tocando palmas y yo de mientras pelando gambas… oe oe”. Coro divertido, aire fresco a la modalidad.

LOS DOCTORES JEKILL

La historia de la chirigota del Love “Los doctores Jekill” es que en su casa se bebían los tubos de ensayos, pero en la pócima se esquivocaron, y ahora sufren los efectos: se les cambia el carácter. “Soy bueno de día y malo de noche”. Presentación a lo Joaquín Sabina. “La verdad que en Cádiz da gusto comprar… pero llegué al `millonario´…”, primer pasodoble al comercio de Cádi, ya cantado sobre esas tablas. El segundo, más mejón, “yo no quiero más guerra que bastante tiene uno con la pacífica democracia”. Aquí hay muertes por el tabaco, los accidentes de tráfico, los accidentes laborales, los malostratos, y ensima los atentados, “teniendo yo esta suerte pa que quiero yo más guerras”. Primer cuplé, el de los condones XXL que usan que su mare los aregla y le coge los bajo. El segundo, a la ola de frío, y cómo su pisha lo combate, encogiéndose pa dentro como las tortugas. El estribillo, normalillo, “no soy ni míster Jeky ni míster Hide… mi pare se llama Paco, mi mare Pepi y yo soy de Cái”. Dilema de los dos yos, en el popurrí, la paradoja de angelito y el demonio, la paradoja del Carnaval. Interpretación a la altura de lo que se espera del grupo.

Y entre medio, la entrega de Antifaces de Oro, a José Helmo Cesio, “el Pepón” de Cádi, a Manuel Sánchez Alba, “el Noly”, que se lo dedica a su chirigota; y José Ramón de Castro González, “el Ramoni”.Enhorabuena, y conviarse argo.

EL GOLFO DE CÁDIZ

El mar les da todo a los de la comparsa “El golfo de Cádiz”, de Juan Carlos Aragón, “que ni contigo ni sin ti, soy más golfo todavía… a Cádiz vine a robarle un día…” y salieron robao, como corresponde. Ganas, mushas ganas. Amo a hacerlo bien, Salvi. “Antes que en tu cuna se meta la luna…”, primer pasodoble críptico, una nana que entenderá el que tiene que entenderla, dicen. Me quedo un poco ajín. El segundo pasodoble, diresto a la Iglesia y sus curas, “cállate… deja tu condena en los viejos conventos… quien en nombre de dios condene el amor… ojalá se la vea en el juicio final… quizá sean ministros, pero del demonio… que el tiempo camine deprisa… y deja a la gente distinta y valiente amando a su manera”. Pasodoble repetido, pero qué peaso de letra, con tal cantidad de verdades. Primer cuplé a otra leyenda negra del gaditano, que no trabajamos, “yo estuve un día a punto de trabajá, pero tuve reflejos”; el segundo a lo plamplina que salen los hombre de hoy día. “Parece mentira que yo… con to lo golfo que he sío, niña de mi corazón…, en tus redes he caío”. El estribillo de categoría, pero los cuplés cortitos. Juan Carlos, que no se diga que no te salen mejores cuplesitos, ome. Espera, que empieza el popurrí y eso no me lo pierdo. “Aquí el único golfo es el mar…. mi Cádi, la cuna del arte, sin sus hijos, sus estandartes, no puede viví… de guapa y artista no se vive siempre además de un golfo en el mar, hace falta gente… Cádiz, la cuna de la libertad o su tumba… yo quisiera volver a la mar que un marinero en tierra se ahoga enseguida… en Cádiz el único golfo es el mar… yo quisiera volver a la mar… dime que tienen los mares… y que tendrá la Tacita que me da lo que me quita la marea… yo quisiera volver a la mar… ”. Yo me peaba un baño ahora en la Victoria que no veash. Y la dusha fría parece que se la ha pegao el público, que se ha enfriao tela. Poco golfo en el patio de butacas. Y la alcalda aprovechando para recordarle a la Ministra de Medio Ambiente, entre nosotros, que meta mano al paseo marítimo de Puntales, me la estoy viendo.

AQUÍ MISMO

Otro dominguito de playa. Por ahí entra buscando hueco en la arena, con la Victoria empetá, el cuarteto “Aquí mismo”. Con la parodia que trajeron en preliminares, y buena publicidad en las camisetas, “forinsur”, ahí queda. Ahora a pasar pos caja. El tintito que no falte. Confusiones las de Manolito con las palabras “maricón” y “gilipollas”, buena gente y loco; y la “grifa”, como el chocolate, pa merendá; y las “pajas” pa curá la calentura. Gran lío final. En el primer cuplé, Julio Pardo de gato haciéndose la afoto pal compas en los bloques del Campodelsú y las gaviotas se han ido asustás a Camposoto; el segundo, a la ubicación de la Carpa, que no la ponen este año en el muelle, no vaya a sé que se cuele el Julio Pardo con los suyos y se coman tol pescao. El popurrí, con la cremita solar de extracto de pepino, y un ciego, y otra vez to la pisha hesha un lio. Y uno que le da con el pepino a otro. Mushos aplausos y yo camino del primer bocata de tortilla.

ORIENTE Y OCCIDENTE

Con el Falla medio vacío y la Tía Norica batiendo palmas, en las tablas surge de la oscuridad el coro “Oriente y Occidente, el llamado de los niños. Niños con sus pelos ahí. “Ven… ven… disfruta de Cádi… Te cambio los premios por un aplauso una vez más”. Tango mariscando y “los tesoros de mi Cádi, de mi Cádi, nadie los puede robá”, los pescaítos que les atacan y tó. Sangre con tomate. A vé si nos callamos que no escusho.  “Si nunca comprobaste como saben las palabras… con las manos en la hoguera el frío que el fuego da…. si en la vida no encontraste estas cosas…” es que nunca te enamoraste o asín. Tango incongruentemente bello. Cupleses al personajillo de Nuria Bermúdez y una bajada de azuca que la pone a cuatro patas; y a los años que tiene la bufanda de la alcaldesa. “Pisha que te vaya bien”. El popurrí, una batalla canturreada entre estas dos culturas de fantasía, de un lado y otro, que no tiene ni vencedores ni vencidos, sino el deseo de la confraternidad y la paz mundial, que el cielo es el mismo para todos.

CUMPLEAÑOS INFELIZ SA. PAYASOS A DOMICILIO

La chirigota del Vera, al fin en la Final. Y de payaso, con lo visto que está ese tipo. Eso si que es arte. “Cumpleaños Infeliz SA Payasos a domicilio”. “Cómo estáis ustedes?”. Bieeeeeeeeeeeen. A soportar a los niños con más mala leshe que el Ariel Sharon. No les sale ná, ni se comen ná. “Lo de payasos que hay en las alcantarillas de este carnaval…” payasos con corbata, con micrófonos, que se dejan manejar por los que llevan corbata, que sólo escushan lo suyo, que se creen que si salen fuera son Brat Pit, una excusa pa los morasos, pero también hay payasos con dignidad que se ríen del resto de payasos. Puede ser la mejor letra de este año, las verdades duelen, pero da gusto escucharlas asín. Con esa pluma. Y el segundo pasodoble, otro de los punteros, al trabajito que les salió en el hospital para alegrar la tarde a una pequeña y fue ella el que se lo alegró a ellos. Precioso. Primer cuplé, a las niñas guapas y sus falditas, vamos, sus cinturones anchos, y tanto les gusta que ahora mismo se van al Mango a por una; segundo al nombre que le pondrán a su shiquillo, o Cortadura o Camping la Rana Verde. Muy buenos. “Dale Ramón, dale Ramón shuta más fuerte a ver si metes gol”.  Les gusta “los malabares, las mujeres malas y los buenos bares”. Estribillo de categoría, y metidos en el tipo todo el rato. “Hagan como Ana Botella y pongan en su vida un payaso”, y si los niños te tiran los shanwi, con to sus casta, cuidaíto con la “ley del menor”. Peaso de actuación, disfrutando a tope de la final, y transmitiéndolo al Teatro

EL ESPÍRITU DE CÁDIZ

Otro momento pa enmarcarlo, la comparsa de Tino Tovar, “El espíritu de Cádiz”. Y sigue calientito el ambiente. Muy calientito. En penumbra… “yo soy la luz que te despierta cada día… el aire que respiras al nacer… tu principio tu final y tu camino… soy hermano de tu historia… te enseñé a ser como eres… he venío a tu limbo del Falla… déjame que susurre mi ira en tu oído… puede ser que hasta sientas un escalofrío… soy el espíritu de Cádiz”. El primer pasodoble es un lamento de la mujer acosada en el trabajo, una letra al mobbing, “en el trabajo me espera un infierno… un jefe que consiga que piense que no valgo nada… y no hay ningún compañero que me ayude a denunciarle… prefiero verme en la calle… que no hay dinero que pague to lo que estoy sufriendo”. El segundo pasodoble, letra nacionalista, pero qué manera más original de enfocar el tema, “yo pa mi pueblo de Andalucía quisiera algún día una mujer de gobernante… que fuera tierna, rebelde, sencilla, valiente… que sea un orgullo que nos represente… yo quiero una señora pa que guarde mi bandera… no quiero a mi gente goberná por forasteras… ni de derecha ni de izquierdas ni de centro… sólo pido una mujé…. quién va a saber comprenderte si no una mujer andaluza”. Cupleses a sus cenizas, que no las tiraron al mar, sino que se la fumaron los amigos con musho cariño o a falta de grifa; el segundo, ya cantado, al ambiente que tienen allí las infantas, más que en la erizá. “Que es mejor morir pa siempre… que vivir y no tenerte”. Los gaditanos olvidaron lo que eran, y en el popurrí nos recuerdan sus mandamientos: “hay gaditanos que han dejado morir la bahía… resignados a su suerte… que no quieren cortar el puente y presumimos que defendemos nuestras cosas en una copla, y se nos va la fuerza por la boca…. al forastero le venden un Cádiz bonito y a ti te ocultan las verdades…  si Cádiz siempre fue el espíritu rebelde y tú me la tienes dejá de la mano de dios…. qué va a ser de Cádiz sin los gaditanos… mantente firme con alegría y tocando palmas… ese es el espíritu de Cádiz”. Popurrí de poner los pelos de punta a quien sienta Cádi. Oooohhhhhh, qué gozada!!

GOLFUS DE ROMA

“Esto es… bacanal”, vienen en galera estos romanos pero de Gades lo único que han visto es “el equipo de balonmano”. La chirigota “Golfus de Roma”, ahí están, con un moraso tremendo. Primer pasodoble, el dedicado a ali Oli, “cuando tu besas mi escudo, estas besando mi Cádi entero…  pudiste venir a Cádi a llevarte el dinero pero conquistaste corazones… el capitán que dirige al submarino campeón… ya eres Oli otro gaditano”. La segunda letra, para Jesús Monzón. Cupleses a la piba con el escudo del Jerez por delante y el del Sevilla por detrás; y el segundo me ha cogío dando un traguito y ahora se me ha olvidao. Ah, sí, un tirito al Cartel. Ojú, me empieza a hacer el efecto la horita. Las 2.43. “Ave Cesá… qué pedaso de cabeza”, y entre el circo y la carrera de cuadrigas, de cena a la vera de la última de Cristo, que decía: poné unas tapitas, pero no de puntillitas, y acabaron cantando el Vaporcito del Mar Muerto y Judas haciendo el falsete. Y a morir a Cádi porque ni Rómulo ni Remo le dan na, la mejón libertad la del Carnavá. Bueno, eso es relativo, lo de la libertad, digo. Buena chirigota.

LOS SIETE

Enga, ánimo, que aún resta media finalísima. “Los siete” es el coro que abre la tercera parte. “Siete condenas tienen por Cádi”, ojo. En el primer tango, la creación del mundo en siete días y ese que hace siete, se hizo Cádiz “y se quedó como un dios”. En el segundo, con el famoseo de por medio y la fallecida Carmina Ordóñez, “que una mare es una mare aunque se muera, y todo el mundo a callá”. Supongo que eso va por su hijo. El estribillo, uno superior, les bastan siete días, lo que durá el Carnaval “pa volverte a enamorar”. En uno de los cuplés, la única manera de asustá al niño es ashushándole al hijo de la Pantoja. Po vale. El popurrí, pa escucharlo con atención. A eso vamos: “Siete pecados tiene esta tierra tan bendita…   Ira, con Jerez, con la bahía… soberbia es la fiesta, la soberbia del tonto que es la soberbia de los artistas… gula, y encima a Cádiz llaman la Tacita…. Lujuria, tú ausencia me aviva el fuego… avaricia, de un premio, por el das la vida, y te vas a Sevilla, abandonas tu pueblo, maldita esta fiesta, maldito febrero… la envidia, que pena del pobre que la siente y le quema las entrañas, la que daña este concurso y destruye la afición, siempre por febrero, que quizá esté en la barra, en la prensa, en el gallinero…, el que anda pregonando cuna de las libertades y él no tiene libertad”. No tengo palabras, y dejarme ahora que me han traío un chupito de chocolate y unos buñuelos que no veash como entra.

LOS HIJOS DE LA TIERRA

“Bajo el sol” se arranca trabajando en plantaciones de algodón la comparsa “Los hijos de la tierra”, las mejores voces de este Concurso, sin duda. No son horas de ponerse a dudar. “Soñando con romper las cadenas de mi eterno silencio… bajo el sooool”. “En el barrio de Triana…” y en toda Andalucía sin perder detalle de la Final “hasta que aguanten…” letra dedicada a toda la afición de más allá de Cortadura, contra el chovinismo de esos que encierran su entorno “olvidando que esto no es nuestro tan sólo… que esto es patrimonio de los andaluces”. Uhh, letra con la que Canalsú tiene que está dando botes. Discutible, por cierto. Yo soy de los que opinan como Bustelo, a cantarle a Cádiz y en gaditano. El segundo pasodoble a la mujer gaditana. Una de las nifas, fanática de Luis Rivero. Cupleses al único que ha triunfao este año en la comparsa, el árbol, que se lo rifan La Oración de Huerto y El Prendimiento; el segundo, una esperanza para que la Teo tenga retoños con la ayuda de los espermas del Canijo. Ritmos afroamericanos a mitad de los pasodobles, genial. “No hay nada más grande que ser hijo de la tierra… si Cái es… mi madre”. El popurrí es ante todo un delirio de voces y de música. “Brindaré por un nuevo mundo nuevo donde esté de sobra el color… donde la libertad sea sólo un derecho”. El mensaje, que la libertad sólo se consigue cantando. Pos a cantá. “Cantame, me dijiste cántame, a la sombra de los pinos”.

LOS QUE SALIMOS POR GUSTO

Y aunque parece mentira, continúa la cosa calientita, y el respetable, cada vez que sale el Bablé, “que bote el gafa, que bote el gafa”, pero pa mí que no le hace musha grasia. Lo que si gusta es la chirigota “Los que salimos por gusto”, los espermas del Canijo de Carmona. “La vida es así… te traigo la historia más hermosa y natural…”, espermatozoides que se comportan “iguá, iguá, iguá que los gaditanos, más tarde o más temprano los dos salimos pá fuera por una avenida y un puente que es levadizo… los sábados y los viernes son los días que más sales… por la punta… y cada año que pasa cada vez quedamos menos”. Por cierto, que coñaso la cámara esta de la grúa, me está mareando. Canijo, queremos un hijo tuyo. “Por primera vez en la final, me recuerda a la primera vez que lo hice…  estoy temblando delante de tí… sabes que esto es amor… no sirve de nada si no disfrutas conmigo…” y si te gusta podemos repetirlo dentro de doce meses. Eso si es un pasodoble de final. La carita de gusto del Pibito es pa verla. El segundo pasodoble ya no es inédito, es el cosqui que le dedican a los norteamericanos, que “tienen tantas muertes a sus espaldas que hasta el día de los difuntos se disfrazan”. La voz del gallinero: “Canijo, qué doló como tengas que salir por el bujerito de mi pisha”. Uno los cuplés el del salpicadero del coshe, a donde van a para siempre que una pareja se ponen al lío. “Shi shi, qué viene, qué viene”. El estribillo precoz, otra perla. El Falla grita “primero, primero y campeones, campeones”. “Adiós pisha… qué pasa shosho.. y camino del monte de Venus…  te doy la vida”. Magistral el popurrí que es el paseíllo de estos bichitos con cola una noche de triunfo sexual. “El rigor del popurrí es absoluto porque ningún tío dura más de ocho minutos”, para acabar piropeando a la mujer y a Cádiz, “nos darás de mamar… en la tierra donde hay que mamar”. De nuevo, un triunfo. Un triunfaso. El Falla, y aunque sea el chiste fácil, sufre su orgasmo de viernes.

LA ATLÁNTIDA…?

El shapusón de la jornada con la comparsa “La Atlántida…?”, “no me siento prisionero del mar”. Lo tendremos en cuenta.  “Cuando llega la madrugá de un fin de semana cualquiera…  donde vamos a llegar, sin que lo remedie nadie, por ser buenos con los hijos somos malos como padres… que se pudra el criminal, que se pudra entre barrotes”. Toque quiñonista al joven apuñalado en la Punta en el primer pasodoble. Uhh, me viene un cubatita bueno de Cádi del cielo. Grasias, compañero. El segundo pasodoble, a la adopción de niños, con los problemas del dinero y la burocracia, “que me tenga que entrampa pa que me diga papa… maldita sociedad, que se atreve a negociar… con lo que no tiene precio”. Esta letra es de categoría. Uno de los cuplés a un loro flamenco, ole. Buen estribillo, quizá algo largo, “y en el fondo la Caleta tengo mi nidito de amor… donde yo a Cádiz le entrego mi corazón”. Que buena pesca. “Llora la mar… que Cádiz es un paraíso en la tierra y en la mar…”. Otra excelente comparsa, con el sello de Quiñones. Hablando de to, en este descanso, último de la finalísima, me voy a comer a mi mismo, que soy un melón, se acuerda. Jeje, qué grasioso.

POR LOS BLOQUES

Ya está la el Falla patosillo, o lo que es lo mismo, con unos cuantos cubatas bien colocaos. Y asín arrancan las últimas cuatro agrupaciones. Que esto se va acabando señores, que se nos va… “Si hay que sacar uñas y dientes por mi ciudad… aquí está el gato luchando…  si es por Cádi… lo que pidas de estos gatos”. El cuarto pase este año por las tablas de los gatos de Julio Pardo, “Por los bloques”. Yo, como todo quisqui sabe, me quedo con las gatas de la comparsa. Primer tango de crítica a Zapatero por politiquear con los partidos catalanes, “juntarse con quien dice Cataluña no es España… rechaza con fuerza los votos que ofrezca… si ellos no se sienten como nosotros que le den por culo que sus votos que se pudran… pero son españoles cuando hay que pedir más pelas… oye a estos gatos que jamás se equivocan, que jamás se equivocan con las gata y con los perros”. En el segundo tango sale a relucir la polémica con la que nació este Concurso, “termina aquí un concurso que a este pueblo le han robado la mierda de los partidos, las radios que no han querido emitir…. aquí los canallas hicieron del Falla un campo de batalla… Cádiz no permitas que tus copleros acaben de peseteros… que la copla no se venden, es de to el que se siente gaditano, gaditano”. Curioso que Manolito Camacho, uno de los locutores de la Ser, canta en este coro y defiende dicha letra. Po es verdad que Julio Pardo parece un oso panda. Primer cuplé a una señorita que esta muy bien y ellos no se tiran por los bloques sino que se meten en la cueva de María Moco. En el segundo dicen que son gatos chirigoteros pero cuando oyen los sones de la bandurria se mueren por el tango, todo eso intercalando cositas de las chirigotas punteras de este año. Está bien. El estribillo, de arte, que van a vendé to lo que la gente tira por los bloques “pa comprarme una carroza y cantarte por tanguillos”. El popurrí, convertido en un entretenido musical. Gatos muy completitos. Pero en el ambiente se respira ya que esto va en picado pa abajo. Los primeros ronquidos resuenan en el Teatro.

SOLTERO Y SIN COMPROPISO

Pero el Caña intenta dar lo que le queda. Poco le queda. Ahí está, la chirigota “Soltero y sin compropiso”. El Selu, de Cádi, para el mundo mundial. Qué cara de sueño tienen, “si va a poné garbanzo, oma, a mi me quita lo verde”. El primer pasodoble es la carta de amor que le escriben a nosequién, pero que no la mandan y al final se terminarán viendo en el programa de JuanyMedio, “te voy a estar dándote besos hasta oxidarte los pircing”. El segundo, ya cantado, a su padre de Cádiz, más nacionalista que el Ibarratexe, que “Euscadi sin eus es su nación”, tiene piera en el riñón, pero como es tan gaditano, su piera es ostionera. Cupleses a una vecina con mucha silicona, y el segundo al pare que cae desde el balcón viendo la semana santa y tiene la mala fortuna que se le mete to un varal por ahí, iiiiiiin, que la procesión va por dentro. Popurrí dándole retorcimientos al tipo de soltero y okupa de la casa de los padres. Los armarios no son de Ikea ni empotraos. “Chiquitita da el estirón, que las pibas vienen, van y desaparecen”. Lo mejón. El telón lo bajan con prisas que es tarde. Otro café, en caramelo, que el catering hace horas que se olvidó de nosotros.

LOS ACUARELA

“Si he de pintar un retrato del Carnaval… antes que un falso Dalí yo dibujo un garrabato”. Bustelo dice que se despide del mundillo con esta comparsa, “Los Acuarela”, que traen una obra de arte como presentación, “canto mientras dibujo como a mí me gustaría que mi tierra tuviera su carnaval… donde nadie le diga a nadie cómo son las comparsas… sin coplillas de venganza… con tonos más profundos… donde cabe todo el mundo… donde se ponga juntito lo clásico y lo moderno… donde se cante a mi tierra y no le ponga los cuernos… que mi tierra tenga su carnaval pero hablando en gaditano”. Qué bonito pisha. Cómo me pone a mí esta pintura. “Ella tiene miedo de mirarse su figura en el espejo porque dice que no es bonita… que mejor tirar la toalla en un mundo en el que la talla te da la felicidad…” hasta que encuentra a alguien que con cuatro palabritas la hace la más feliz y guapa de todas. Bonito primer pasodoble contra lo físico. El segundo es un pasodoble de despedida, “esta copla quiero que la canten quince amigos… adiós mi Falla teatro bendito, te canto y te quiero… cumpliré mi palabra… y a todos, adiós compañeros”. Oohhh. Los quince amigos acaban literalmente con ojos llorosos y lágrimas. Aplauso de varios minutos. Qué momento. Cupleses a la Teo, y a las papas con carne o carne con papas, no sé, estaba todavía secándome los ojos. “Tacita como te quiero, la más rebonita debajo del sol”. Comparsa de paladar, pa soborearle, grita el anónimo gallinero. “Mi tierra no es una golfa, mi tierra es una señora… un pintor que busca los detalles en todas tus calles… no pinto el paro, no, eso es un marrón… no pinto paredes, yo pinto ventanas… me pregunto si valió la pena veintisietes velas con mi copla… yo nunca canté pa fuera yo siempre cante pa Cái”. Pos claro que sí. Uno de los mejores retratos que se le han hecho a Cádi. Y amago final de salida de Bustelo al centro del escenario, desde eso que se llaman bambalinas, pero se resiste. Adiós. Te despides con un bastinaso de comparsa.

LOS PRIMO DE RIVERA

Cuatro semanas después, canta la última agrupación de este Concurso. Casi un mes encerrados en el Falla todas las noshes. Por cierto, por ahí viene el que hasta ayer escribía estas particulares crónicas. Ven pa acá pa acá. Qué? Un poco siego, no. Ahora soy yo el que se pregunta si mereció la pena esto de cubrir el Concurso. Pos claro que sí. Experiencia increíble, aunque sea disfrazado de melón, o hablando con un segurata no tan imaginario como se puede pensar, pero siempre tratando de echar el ratillo –un ratillo que paradójicamente nos cuesta la salud y el dinero, pero todo sea por los lectores-. Bueno, veo que he venido mu serio del ambigú. Me voy a quitá ya mi careta de dos yos, y yo solo, con mis circunstancias les informo que “Los primo de Rivera”, rematan la faena, y el público, el que queda, parece que se anima un poquillo. Qué bote el gafa! El niño la Batidora, el niño la Voz de Pito, y Finito de Cái, cartel de la novillada de la chirigota de los Carapapas. “Que sepa nuestro gobierno que no somos mansurrones que para cerrar astilleros hay que tener más razones… que Cádiz sólo quiere trabajá… que algunos cuando llegan al Gobierno se olvidan la careta de las promesas y sólo se quedan los cuernos”. Ojú, ese primer pasodoble es un cosqui al Zapatitos?. El segundo, dedicado a Valdivia, ya cantado, que se dejen de buscar gastar dinero en indagar en el espacio y que se acuerden de to las cositas que pasan en el mundo terráqueo. En el primer cuplé no saben qué sexo tendrá su niño o niña, asín que le van a llamar Niki; el segundo, a cómo se rieron los concejales del PP con el inmerecido sexto premio de la chirigota el pasado concurso, pero más se rieron ellos cuando los peperos perdieron las elecciones. La fiesta nacional, el Carnaval. El Falla botando a las 7.42 de la mañana. Un sueño? El popurrí, agradable. Las 7.51. Se acabó. No me lo creo. Todos los compañeros de prensa que llevamos embutidos en el foso desde el pasado mes de enero nos fundimos en un abrazo Teletabie. Increíble pero cierto. El eterno Concurso del Falla dice adiós. Y una sensación nos embarga junto al agotamiento total: fue un buen concurso, largo, pero a la vez corto. La pararadoja, queridos lectores, la paradoja del Carnaval. La calle, el que la quiera, pa él.


LOS PREMIOS

COROS
PRIMER PREMIO: Por los bloques
SEGUNDO PREMIO: Oriente y Occidente
TERCER PREMIO: Los siete
CUARTO PREMIO: Coro mixto

CHIRIGOTAS
PRIMER PREMIO: Los que salimos por gusto
SEGUNDO PREMIO: Soltero y sincompropiso
TERCER PREMIO: Los doctores Jekill
CUARTO PREMIO: Los primo de Rivera
PRIMER ACCÉSIT: Golfus de Roma
SEGUNDO ACCÉSIT: Cumpleaños Infeliz SA

COMPARSAS
PRIMER PREMIO: El espíritu de Cádiz
SEGUNDO PREMIO: Los hijos de la tierra
TERCER PREMIO: La Atlántida
CUARTO PREMIO: Los Acuarela
PRIMER ACCÉSIT: El golfo de Cádiz

CUARTETOS
PRIMER PREMIO: Aquí mismo

TODAS LAS CRÓNICAS DEL COAC 2005

Otras noticias...

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.