DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

En la calle contra la sangría de la escuela pública en la ciudad de Cádiz

Una concentración este miércoles a las puertas de la Diputación (durante el pleno en el que se certificaba el cierre de la Institución), que acabó trasladándose a la sede de la delegación territorial de Educación (un día después de confirmarse el cierre de dos líneas de Infantil en el CEIP La Inmaculada y el CEIP Profesor Tierno Galván), ha querido lanzar una nueva alerta sobre la situación de la escuela pública en la capital gaditana, cada curso que pasa más menguada.

Una concentración a las puertas del Palacio Provincial, sede de la Diputación, durante el pleno provincial de junio, que acabó trasladándose a la sede de la delegación territorial de Educación de la Junta, ha querido lanzar una nueva alerta sobre la situación de la escuela pública en la capital gaditana, cada curso que pasa más menguada: “se está desmantelando el futuro de Cádiz como ciudad, privatizándolo todo”, denuncian los convocantes de esta movilización, la Coordinadora de la Escuela Pública de Cádiz y la Flampa Gades.

La protesta se ha llevado a cabo este miércoles coincidiendo con el pleno en el que la Diputación, con los únicos votos a favor de los socios del gobierno provincial, PSOE y La Línea 100×100, ha aprobado el anunciado cierre de cara al próximo curso el colegio público la Institución Provincial Gaditana (con triple justificación: falta de competencias educativas por parte de la institución provincial, titular de este centro desde los años 60 del siglo pasado; la reversión de los suelos solicitada por la Iglesia, propietaria de los mismos; y la inacción de la consejería de Educación de la Junta, que tampoco ha hecho nada contra este cerrojazo). La Diputación, también con los socialistas al frente, ya cerró a principios de los años 2000 otro emblemático colegio público: Valcárcel.

La Coordinadora y la Flampa reiteran en un comunicado que la desaparición de la Institución (sometido en las últimas décadas “a la dejadez y la inacción” por parte de las instituciones competentes) “no sólo afecta directamente al barrio -al que se le vuelve a arrebatar parte de su vida y un recurso público- y a las familias cuyos hijos han hecho de este cole su segunda casa”. Preocupa que además provoque un efecto dominó sobre sus institutos de referencia, el IES Columela (al que está adscrito) y el IES San Severiano”. Además, su clausura deja la zona con uno único centro público, el CEIP Carola Ribed, “cercenando así la libertad de elección a la que tanto alude la consejería de Educación (en manos de Cs) como seña de identidad de sus políticas”.

Coincidiendo con esta concentración, Adelante Cádiz en el Ayuntamiento ha anunciado que elevará una propuesta al pleno municipal de junio que aborda la situación que deja en la ciudad el cierre de este colegio público “por parte de la Diputación, actual propietaria del centro, y de la Junta, como responsable máxima de la educación pública”.

En dicha moción, según se ha trasladado a DIARIO Bahía de Cádiz, se exige a la administración autonómica mantener las 60 plazas de oferta pública de escolarización que supone la Institución en el cómputo total de plazas en la capital. En este sentido, se insta a la consejería a construir una segunda planta en el CEIP Carola Ribed, así como a llevar a cabo las medidas que sean necesarias para facilitar la conciliación de las familias que se han quedado sin su centro escolar y evitar, en la medida de lo posible, que haya menores de una misma unidad familiar en diferentes centros.

Además, la propuesta recoge también la reclamación a la Diputación para dar solución a las cinco trabajadoras de la limpieza que pierden su empleo por el cierre de la Institución, teniendo algunas de ellas una antigüedad de hasta 20 años en el puesto.

Y DOS LÍNEAS MENOS DE INFANTIL

Y horas antes de esta protesta, los equipos directivos de otros dos colegios públicos de Cádiz, el CEIP La Inmaculada y el CEIP Profesor Tierno Galván, eran informados de que la delegación territorial de Educación de la Junta les cierra una unidad de primero de Infantil (3 años) en pleno proceso de escolarización.

El recorte de estas dos unidades se suma al cierre definitivo de la Institución, “modificando seriamente en presente y en futuro el mapa escolar de nuestra ciudad, empobreciéndolo y poniendo en riesgo el empleo público, ya que esto supondrá el desplazamiento y la pérdida de destino definitivo de profesorado de Educación Infantil”, denuncian desde la Coordinadora y la Flampa. Sin tener en cuenta que, con dos unidades menos de Infantil, “en La Inmaculada y Tierno Galván es materialmente imposible cumplir en el curso 2020/2021 las recomendaciones de reducir la ratio por aula a 15/20 alumnos articuladas en el contexto del coronavirus”.

“Denunciamos la estrategia de asfixia a la que la Junta de Andalucía está sometiendo sistemáticamente a la escuela pública, concebida a todas luces por esta administración -y en contra de lo que marca la ley- como una comparsa de la red privada”, se apostilla; al tiempo que se demanda, con urgencia, que se convoque y reactive la Mesa Local de Educación.

“Es realmente indignante y frustrante el golpe a la enseñanza pública a la que se está viendo avocada nuestra ciudad, donde más del 60% de las plazas para la educación obligatoria son en centros privados concertados”, añaden desde Adelante, la formación que gobierna en el Ayuntamiento. El cierre de la Institución, sentencia, “solo beneficia a la educación concertada, que gana así más terreno en una ciudad en la que constituye ya la oferta mayoritaria gracias a la lesiva política educativa de los gobiernos del PSOE en Andalucía, continuada ahora por el PP y Ciudadanos”.

Los comentarios están cerrados.