DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

El nuevo Puesto de Inspección Fronterizo del Puerto de Cádiz prevé estar operativo a final de 2020, junto con la terminal de contenedores

Avanza la construcción del Puesto de Inspección Fronterizo que se ubicará en la futura nueva terminal de contenedores del Puerto de la Bahía de Cádiz. En estos días se trabaja en la ejecución de los pilotes. El edificio, en el que se invierten casi 4,4 millones, estará concluido a finales de 2020, con idea de entrar en servicio junto a esta nueva infraestructura.

Avanza la construcción del Puesto de Inspección Fronterizo (PIF) que se ubicará en la futura nueva terminal de contenedores del Puerto de la Bahía de Cádiz. En estos días se trabaja en la ejecución de los pilotes. El edificio, en el que se invierten casi 4,4 millones de euros, estará concluido a finales de 2020, con idea de entrar en servicio junto a esta nueva infraestructura.

El proyectado paso del tráfico de contenedores a las nuevas instalaciones requiere del traslado del actual PIF situado en el muelle Reina Sofía a la nueva terminal de contenedores, que en parte, inicialmente explotará Concasa (la misma empresa que actúa en el Reina Sofía).

Para regular las fronteras tras la eliminación de las fronteras interiores de la Unión Europea, se habilitaron los denominados Puestos de Inspección Fronterizos. Son los únicos puntos de entrada en la UE de determinadas mercancías procedentes de terceros países (por ejemplo, productos de origen animal o controles de sanidad vegetal). Los PIF disponen de dependencias adecuadas, con cámaras frigoríficas, laboratorios, salas de inspección y de almacenamiento, que permiten inspeccionar productos de origen animal, tanto de consumo humano como de no consumo humano, los animales vivos y los vegetales sometidos a inspección fitosanitaria, por parte de los servicios correspondientes y resultan esenciales para la competitividad de los puertos.

En el nuevo PIF que se levanta ahora tendrán presencia Sanidad Animal, Sanidad Vegetal, Sanidad Exterior, el Servicio Oficial de Inspección, Vigilancia y Regulación del Comercio Exterior (SOIVRE) y Aduanas. Para ello, en el diseño del inmueble se han tenido en cuenta las necesidades de cada uno de estos organismos. El edificio consta de una zona de oficinas y otra zona de operaciones cuyas superficies construidas son 672 metros cuadrados y 2.224 m2, respectivamente, según se ha informado a DIARIO Bahía de Cádiz.

La zona de oficinas se habilita como área de atención al público y de administración a través de un vestíbulo principal abierto y pasillo de distribución a las distintas zonas de despachos, trabajo, aseos y archivos necesarios para su buen funcionamiento.

Por su parte, la zona de operaciones está dividida en dos partes por un pasillo interior de comunicación que vertebra todas las áreas y que facilita el flujo de personal sin interferencia con las zonas de carga – descarga, almacenamiento y cámaras. Las áreas se distribuyen diferenciando las categorías de productos que serán controlados e inspeccionados.

Por tanto, habrá dos subzonas atendiendo a los diferentes tipos de productos, una para productos de consumo humano y otra para productos de consumo no humano, y una tercera dedicada exclusivamente al servicio de Aduanas del Ministerio de Hacienda.

Cada subzona contará con espacios diferenciados de muelle de carga-descarga, salas de inspección, cámaras de refrigeración, congelación y ambiente (dependiendo de la necesidad de cada Organismo) aseos y vestuarios separadores de zona limpia (sala de Inspección y acceso a muelles), evitándose de esta forma el flujo que pueda ocasionar la contaminación cruzada entre los distintos productos a inspeccionar. También se incorpora una zona de laboratorio para el SOIVRE dentro del ámbito de Operaciones.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.