DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Drago, Rafael Alberti y San Severiano piden una ampliación de líneas para atender la demanda, frente al “cierre preventivo” desde Educación

Una vez finalizado el proceso de escolarización, la concejala de Enseñanza en el Ayuntamiento de Cádiz ha requerido al delegado territorial de Educación de la Junta que atienda a la petición de apertura de nuevas líneas solicitado por los institutos Drago, Rafael Alberti y San Severiano. Se lamenta la “mala planificación y el cierre de líneas preventivo” frente a una demanda que ya se sabía que iba a ser superior.

La concejala de Enseñanza en el Ayuntamiento de Cádiz, Ana Fernández, ha pedido al delegado territorial de Educación de la Junta de Andalucía en Cádiz, Miguel Andreu, que atienda a la petición de apertura de nuevas líneas solicitado por los institutos Drago, Rafael Alberti y San Severiano.

“Finalizado el proceso de matriculación se han cumplido las expectativas de estos tres centros que ya avisaron de la necesidad de ampliar líneas para atender a la demanda de escolares”, ha incidido la edil de Adelante, apostillando que “es una buena noticia para la escuela pública”.

Sin embargo este aumento de la demanda no contemplada por el gobierno autonómico de derechas, “es una prueba más de la mala gestión por parte de la administración andaluza a la hora de planificar las líneas educativas y las políticas de cierre preventivos llevadas a cabo que crean incertidumbre entre las familias a la hora de matricular en centros públicos ya que estos cierres de líneas solo afectan a la pública”, reitera en la nota remitida a DIARIO Bahía de Cádiz.

De este modo, Ana Fernández ha vuelto a incidir en que “desde las instituciones públicas se deben apoyar los recursos públicos como son las escuelas públicas y no generar miedos entre las familias como así lo hicieron con los centros de referencia Reyes Católicos y Drago, durante esta campaña de matriculación, por ejemplo”.

“Esperamos que atiendan la solicitud de estos centros con la misma agilidad con la que después deciden cerrar líneas sin importar las consecuencias que pueden tener en los propios centros”, sentencia la edil de Enseñanza.

En concreto, el IES Rafael Alberti reclama una segunda unidad de primero de ESO, la ampliación a una unidad del Bachillerato de Ciencias, e igualmente una ampliación a una unidad y media de primero de Bachillerato de Humanidades y Ciencias Sociales.

En el caso del IES San Severiano pide media unidad más de primero de Bachillerato Ciencias Sociales; y una segunda unidad para tercero de ESO. Y el IES Drago requiere, según la demanda y sus necesidades, una tercera unidad de primer de ESO.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.