DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Huelga indefinida en la residencia Vitalia, con más de un centenar de positivos, para “evitar que continúe la situación catastrófica”

El comité de empresa de la residencia de mayores Vitalia, en San Fernando, ha alertado de que la situación en este centro, con un brote activo de coronavirus, “es insostenible”. Ha superado el centenar de positivos y ha tenido que lamentar ya 13 fallecidos. “Ante la falta de soluciones tanto por parte del centro y la falta de respuesta por parte de las administraciones públicas”, ha convocado huelga indefinida.

El comité de empresa de la residencia de mayores Vitalia Bahía de Cádiz, en San Fernando, ha alertado de que la situación en este centro, con un brote activo de coronavirus desde hace semanas, “es insostenible”. Así, ha superado el centenar de positivos (84 usuarios y 24 trabajadores) y ha tenido que lamentar ya 13 fallecidos.

Aunque la empresa replica en declaraciones recogidas por Diario de Cádiz que ha seguido todos los protocolos y las indicaciones de las autoridades sanitarias desde que se detectara el virus en el geriátrico a mediados de octubre, CCOO asegura que “continúan sin medidas de protección, la dirección del centro obliga al uso de batas reutilizadas que no aíslan por lo que los trabajadores se han convertido cada uno de ellos en un vector de transmisión de la enfermedad al resto de compañeros, residentes y población en general”.

Así, “ante la falta de soluciones tanto por parte de Vitalia y la falta de respuesta por parte de las administraciones públicas”, el comité ha convocado huelga indefinida en la residencia isleña (que hace unos días era desinfectada por militares) “como última medida de presión para que se tomen las medidas necesarias para poder atender con seguridad a los residentes evitando que continúe la catastrófica situación en la que se encuentra Vitalia Bahía, sus residentes y trabajadores”.

En un comunicado remitido a DIARIO Bahía de Cádiz, CCOO relata que se puso en contacto con los responsables de la residencia privada a través de su secretario general, Felipe Barrios, en el momento en que el comité de empresa informó de la aparición del primer caso con Covid-19 en el centro: “fue un ofrecimiento para colaborar en lo que fuera necesario para evitar que se extendiera el contagio, pero por parte de la dirección de Vitalia no se estimó necesaria esta colaboración porque la situación según dirección estaba totalmente controlada”.

Insiste el comité que desde el inicio del brote el día 13 de octubre, ha intentado “sin éxito” que la dirección tomara las medidas recomendadas por las autoridades sanitarias: “no proporcionó EPIs y obligó al personal a atender a residentes infectados sin la protección necesaria durante los siete primeros días; esto fue el principal motivo del rápido crecimiento de contagios y es lo que ha llevado que a día de hoy la incidencia del Covid en la residencia sea de 108 positivos activos”, y es por esto que se puso en contacto con CCOO para cursar las correspondientes denuncias “por incumplimiento en las medidas de seguridad para reducir los riesgos biológicos para el personal y los usuarios”.

Reitera el comité de empresa que la dirección de esta residencia de mayores en Camposoto “se ha venido negando sistemáticamente a aplicar las medidas propuestas por las delegadas de prevención para disminuir riesgos biológicos; concretamente establecer zonas de cambios EPIs, la separación de estancias entre zona sucia y zona limpia, la formación a la plantilla sobre el uso de EPIs y desechos de los mismos”. Además, se denuncia que “se han facilitado y continúan sin facilitarse EPIs, no se ha reforzado la plantilla y el personal de enfermería que trabaja con infectados sigue trabajando y atendiendo al resto de residentes”.

Y respecto a la “supuesta medicalización” del centro por parte de la Junta de Andalucía, el comité explica que el 22 de octubre, el Servicio Andaluz de Salud (SAS) interviene en el geriátrico, “pero que lejos de tomar las medidas necesarias, el apoyo consistió en la presencia de una médico del distrito que acude unas horas al día de lunes a viernes a cuyas instrucciones la dirección del centro no ha hecho caso”.

CCOO asevera que ya ha puesto en conocimiento de la Inspección de Trabajo y de las consejerías de Salud y de Políticas Sociales esta situación “que está provocando un masivo contagio a los usuarios y personal sin que hasta el momento se haya producido intervención por ninguna de las partes”.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.