DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Los políticos aprueban la propuesta de disolución del Patronato del Carnaval, con peros de una oposición que demanda “participación”

El adiós del Patronato del COAC y Fiestas del Carnaval de Cádiz da un nuevo paso: su propio Consejo Rector ha dado luz verde sin unanimidad (el PP ha votado en contra) a la propuesta de eliminación elevada por la concejala de Fiestas, y que ya fue trasladada a su Junta Ejecutiva. Todavía tiene que ser ratificada por el pleno. De este modo, el Ayuntamiento asumirá directamente la organización del Concurso del Falla y del Carnaval en la calle, aunque asegura que se apoyará en un órgano consultivo, “pero no ejecutivo”. Cs no duda en acusar al Gobierno local de “despotismo”.

La disolución del Patronato del COAC y Fiestas del Carnaval de Cádiz avanza: su propio Consejo Rector (los políticos) ha dado luz verde sin unanimidad a la propuesta elevada por la concejala de Fiestas y Cultura, Lola Cazalilla, y que ya fue trasladada días atrás a su Junta Ejecutiva (donde tienen voz y voto los diferentes colectivos implicados, y donde sólo la Asociación de Autores mostró su rechazo).

Con los votos a favor de los concejales del equipo de Gobierno, del PSOE y de Ciudadanos, y el voto en contra de los representantes del PP, la propuesta ha salido adelante. El siguiente paso será su paso por el pleno municipal, donde deberá ser aprobada para que surta efecto la eliminación definitiva de este órgano ejecutivo en la organización del Carnaval y su Concurso, que lleva años en cuestión.

En una nota remitida a DIARIO Bahía de Cádiz, Cazalilla incide en que se trata de una decisión que busca “una mayor transparencia y optimización de recursos” en la organización de la fiesta por antonomasia de la ciudad, y que se persigue con este cambio “lograr un mejor funcionamiento”.

SE ESTUDIA ARTICULAR UN NUEVO ÓRGANO “CONSULTIVO, NO EJECUTIVO”

Al respecto, la concejalía de Fiestas, que tras la supresión del Patronato asumirá directamente la organización del Concurso del Falla y del Carnaval en la calle, ya está estudiando cómo articular otras formas de participación.

En este sentido, la edil responsable rechaza la posibilidad de crear un nuevo órgano con carácter ejecutivo en el que estén representados los grupos políticos, tal y como ha sugerido el PSOE en el seno del Consejo Rector, toda vez que entiende que “la forma más adecuada de recabar propuestas y sugerencias es a través de un órgano consultivo”.

“Las decisiones ejecutivas las tomará el equipo de Gobierno, que creemos que debe asumir esa responsabilidad en torno a la fiesta teniendo en cuenta siempre la opinión de quienes participan en ella y abierto también, cómo no, a propuestas que puedan trasladarse desde los distintos grupos políticos”, anota Cazalilla; quien repite que la labor que venía realizando el Patronato con la Junta Ejecutiva “la puede asumir perfectamente el Ayuntamiento apoyándose en un órgano que sea consultivo, al que escucharemos y que nos puede trasladar propuestas para mejorar el COAC”.

CS INTERPRETA QUE EL GOBIERNO LOCAL BUSCA “HACER DEL COAC SU CHIRINGUITO”

Sin dejar este asunto, Ciudadanos (que votó a favor -no se ha opuesto por la “falta de operatividad” del actual Patronato-) no comparte que se disuelva este tipo de organismo municipal “aunque hubiera devenido en un ente caduco o poco útil”, y se sustituya “por el más absoluto vacío, salvo la promesa sin fecha de creación de un órgano participativo en el que, eso sí, el resto de fuerzas políticas y los representantes de la fiesta estaríamos privados de cualquier capacidad de decisión”.

En este sentido, esta formación de derechas ha alertado de una supuesta intención del equipo de Gobierno de “hacer del Concurso del Carnaval su chiringuito particular”. “Hemos constatado, a tenor de lo que nos ha indicado la edil de Fiestas, que el Gobierno municipal se quiere hacer con el control absoluto de la organización. Y lo grave es que la creación de un nuevo órgano participativo se queda en una promesa de las que se lleva el viento, cuando lo razonable sería que, una vez prevista la disolución de este organismo, se hubiera presentado el diseño paralelo de un nuevo órgano que diera presencia en la organización del concurso a las voces de sus participantes y a las de la oposición”, se lamenta.

Este “golpe de mano del Gobierno de Adelante Cádiz” es interpretado por la franquicia naranja como “un nuevo intento de obstaculizar la participación real e inclusiva de la oposición y de los colectivos en los asuntos de ciudad”. Es más, critica lo que llama “forma engañosa de concebir la participación ciudadana, cercana al despotismo”.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.