DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

La FIFA sanciona al Cadiz CF sin poder fichar por contratar para el filial a Mbaye, un jugador libre que el Watford inglés asegura que era suyo

El Cádiz CF ha conocido la resolución del expediente instruido por la denuncia del Watford FC contra el senegalés Mbaye, y por el que la FIFA sanciona al club gaditano sin poder fichar durante dos plazos. La entidad ha iniciado ya los trámites para recurrir, pues “hemos actuado en todo momento con respeto a la buena fe y a las normas de la FIFA”, El futbolista del filial, también sancionado, asevera que nunca ha firmado contrato ni documento con el club inglés, y es más, nunca ha pisado el Reino Unido. En esta sorprendente historia aparece, también, Quique Pina.

El Cádiz CF tuvo conocimiento el martes a última hora de la resolución del expediente instruido por la denuncia del Watford FC contra el futbolista Mamadou Mbaye, y por el que la FIFA sanciona al club gaditano sin poder fichar durante dos plazos (los próximos verano e invierno), lo que, de ascender a Primera, sería todo un contratiempo.

A la espera de conocer los fundamentos jurídicos de una resolución que no es firme, la entidad ha iniciado ya los trámites relativos a su impugnación ante el Tribunal de Arbitraje Deportivo TAS-CAS, ya que por parte del despacho especialista en derecho deportivo BDO, que representa los intereses del Cádiz CF en este expediente, se considera dicho pronunciamiento contrario a derecho, ya que tanto el jugador como la entidad amarilla “han actuado en todo momento con respeto a la buena fe y a las normas de la FIFA en dicha contratación”.

En una nota remitida por el propio club a DIARIO Bahía de Cádiz, se detalla que el sistema informático de la FIFA dio validez a la ficha del jugador con el Cádiz B (actualmente en Segunda B), “lo que confirma que se obró conforme a la ley”, como recoge la resolución del Comité de Competición de la RFEF, tras la denuncia del Real Murcia a principios de temporada.

Sin embargo, el Watford FC (equipo inglés actualmente en la Premier) aporta un contrato con Mamadou Mbaye, en el que interviene Quique Pina, “del que el club ya ha enviado pruebas sobre la dudosa veracidad en algunas firmas del mismo”, se añade.

Los hechos se remontan a octubre de 2019, cuando se acusó al futbolista de haber resuelto su contrato con la entidad inglesa, sin justa causa, reclamándole el pago de una indemnización de 1.186.400 libras esterlinas.

Tras la sustanciación del expediente, la FIFA ha estimado “de manera muy parcial” dicha denuncia del Watford, reconociendo un importe indemnizatorio de 26.834 libras que deberá abonar el jugador, y sancionándole con cuatro meses de suspensión, habiendo sido desestimadas el resto de peticiones. Pero hay más, la resolución contiene un pronunciamiento que establece una medida coetánea respecto al Cádiz CF, consistente en dos períodos de inscripción sin poder contratar nuevos jugadores.

Confiando, en consecuencia, que el TAS anule la decisión de la FIFA, la entidad cadista avanza que analizará los antecedentes y circunstancias de hecho que han sido tenidos en consideración, y procederá a la depuración de las responsabilidades que procedan, en su caso, ya que en estos momentos se está instruyendo en el Juzgado de Instrucción número 1 de Cádiz los indicios de manipulación en otros documentos referidos al mismo jugador y al propio Cádiz CF.

“NO HA COBRADO UN EURO DEL WATFORD, NI HA IDO A INGLATERRA”

“El Cádiz ha obrado de buena fe. Investigaremos y realizaremos las acciones que procedan para depurar las acciones de las personas que han podido incidir en esta intervención. Quiero mandar un mensaje de tranquilidad a todo el cadismo porque creemos que el TAS nos dará la razón”, ha expresado este miércoles en una rueda de prensa el consejero y secretario general de la entidad, Martín José García Marichal.

Por su lado, para el director corporativo del Cádiz, Enrique Pérez, hay varios puntos “sorprendentes”: “es curioso que no ha habido condena en costas. En los juicios, si tienes culpa, te imponen las costas. Consideramos la sanción totalmente desproporcionada. Generalmente, si como dice el Watford estaba decidido, no solicitó el transfer de vuelta. El plazo de fichajes en Inglaterra termina el 8 de agosto, por lo que no llegaron a solicitar el transfer. Nosotros pedimos el pasaporte del jugador a FIFA en el que estaba claro que el jugador estaba libre. La Federación Croata nos dijo que el jugador acababa contrato y sus derechos económicos no pertenecían a nadie. Otro matiz importante es que la inscripción en el club croata es el 6 de febrero, fuera del periodo FIFA. Cuando se inscribe un jugador fuera del periodo es porque el jugador está libre”.

En esta misma comparecencia, ha tenido la palabra el jugador, Mamadou Mbaye, quien ha repasado lo acontecido con su carrera deportiva desde la temporada 2017/2018 “que salí de mi club de Senegal con 19 años, movido por unos intermediarios que en ningún momento buscaban mi desarrollo profesional ni personal”. Tras una primera etapa en el filial cadista, y probar por el Elche y el Murcia, recaló en un conjunto francés y otro croata, antes de volver a firmar con el Cádiz el pasado agosto.

“Una vez había firmado con el Cádiz y me encontraba inscrito y jugando en España, el Watford me denunció ante FIFA por supuestamente haber roto un contrato de trabajo de verano de 2018, exigiéndome el pago de una indemnización de mas de 1 millón de libras y solicitando que se me impusieran sanciones deportivas a mí, y a mi club. Adujo que yo estaba cedido en el Inter Zapresic y que al finalizar la cesión, debía volver a Watford”, ha apuntado el futbolista, añadiendo que “nunca he firmado ningún contrato ni documento con el club Watford; las firmas que se contienen en los documentos que aportó el Watford ante FIFA son falsas. Me refiero a los contratos de trabajo y el contrato de cesión. Todo esto consta acreditado por un informe caligráfico independiente que aporté ante FIFA. Nunca he tenido contacto, ni he conocido a ningún representante del Watford. Nunca he estado en Watford, ni siquiera he estado en el Reino Unido, lo que es fácilmente comprobable con mi pasaporte”.

Mbaye ha terminado apuntando que en la actual temporada había recuperado la alegría “por jugar al fútbol de nuevo y desarrollar mi profesión en un club y una ciudad que me ha recibido con los brazos abiertos” y confía en que la resolución de la FIFA “sea anulada porque es lo justo y lo legal”.

PINA ASEGURA QUE ADVIRTIÓ A “GENTE DEL CLUB”

Y en esta historia vuelve a aparecer Quique Pina (que pese a ya no tener responsabilidad en la directiva cadista, mantiene un 30% de las acciones de Locos por el Balón, que controla el 60% de la entidad). Ha emitido un comunicado replicado a la nota “malintencionada” del Cádiz CF, aclarando que “no tengo nada que ver con la denuncia interpuesta en FIFA por parte del Watford”.

“Sólo se debe al interés del presidente (Manuel Vizcaíno) en desprestigiarme en cualquier asunto negativo que afecte a la entidad. De la cual recuerdo fui apartado hace más de dos años y así sigo a día de hoy. Siempre y en todo caso mi intención ha sido defender los intereses del Cádiz CF como he demostrado a lo largo de mi carrera profesional”, remarca.

Pina, en su versión, afirma que el jugador senegalés “llegó libre al Watford FC hace ya dos temporadas. Además después de esto el jugador fue traspasado a dos clubes durante la misma temporada”. “Es cuando aparece una noticia, en los medios de comunicación, que el Cádiz va a volver a contratar a Mbaye cuando yo me pongo en contacto con gente del club para advertir que éste tenía contrato en vigor con el club inglés, a lo que me contestan diciendo que el jugador es libre y FIFA ha dado el OK a su llegada”, relata. Y agrega que “al interesarme por este tema me comunican que el Watford ha intentando solucionar este conflicto por vía amistosa sin que la se haya producido respuesta del Cádiz”.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.