publicidad

Un bando del alcalde espera “colaboración” durante la primera noche del Trofeo sin barbacoas “que hace tiempo dejaron de serlo”

Teniendo en cuenta que este fin de semana entra en vigor la prohibición de las ¿tradicionales? barbacoas en las playas de Cádiz que durante años han acompañado la celebración del Trofeo Carranza, el alcalde ha lanzado un bando para concienciar a vecinos y visitantes sobre la medida tomada, por el bien del litoral y ante la degeneración hacia mero macrobotellón en la que se había convertido desde hace tiempo esta fiesta. Y recuerda que como alternativa existe un “plan de ocio sostenible”.

El alcalde de Cádiz, José María González ‘Kichi’, ha lanzado un bando con motivo de la celebración de la LXIII edición del Trofeo Carranza, que se desarrolla este fin de semana, un evento que va más allá del mero torneo futbolístico en el estadio. Teniendo en cuenta que entra en vigor la prohibición de las ¿tradicionales? barbacoas en las playas que durante años han acompañado esta fecha del verano gaditano, ha visto oportuno este edicto para concienciar a vecinos y visitantes sobre la medida tomada, por el bien del litoral y ante la degeneración hacia mero macrobotellón en la que se había convertido desde hace tiempo esta fiesta.

Al respecto, recuerda que con intención de que Cádiz siga siendo el “plan perfecto” durante este fin de semana del Trofeo, el Ayuntamiento ha organizado un “plan de ocio sostenible –principalmente, actuaciones carnavalescas en el paseo marítimo– con el que poder seguir disfrutando de la noche de la final de este prestigioso torneo cuidando y respetando las playas de la ciudad”.

En el bando, recogido por DIARIO Bahía de Cádiz, el primer edil de Por Cádiz sí se puede insiste en que “las barbacoas, que no tardaron en convertirse en una tradición en la noche de la final del Trofeo, han derivado en los últimos años en un enorme macrobotellón que pone en peligro nuestra joya natural más preciada, nuestras playas”.

“Estoy absolutamente convencido de que ser gaditano y gaditana lleva aparejado preservar con amor y cuidado, todos aquellas cosas que nos hacen estar orgullosos de nuestra ciudad y en este sentido, nuestras playas son unas de las más importantes. No solo porque es en ellas donde descansan varios de los mejores recuerdos de nuestra infancia y de nuestra vida en general, sino porque constituyen una valiosa riqueza de nuestro presente y también de nuestro futuro”, reflexiona González Santos.

Incide en que esa noche de barbacoas ya desnaturalizadas “no tenía en cuenta los daños que estaba generando en nuestro entorno. Sin embargo, hemos de tener en cuenta que todo acto tiene consecuencias, toda causa un efecto. Y es por ello que se hace necesariamente urgente transitar hacia un modelo de ocio y diversión consciente y respetuoso, también ambientalmente, en la noche grande del Trofeo”.

Así, el alcalde considera que “todos debemos procurar y construir un modelo de ciudad sostenible en la que nuestros hijos e hijas, nuestros nietos y nietas, puedan vivir y disfrutar en el futuro”; y en este punto pone el acento en que en “esa noche de las llamadas barbacoas, que hace tiempo dejaron de serlo, hemos llegado a dejar hasta 140 toneladas de basuras en nuestro litoral. 140.000 kilos de basura en las que pretendemos que sigan siendo las mejores playas del sur de Europa. Una contradicción que necesariamente tenemos que afrontar colectivamente porque es asunto de todos”.

Esto llevó a que el Ayuntamiento, a través de un acuerdo plenario, decidiera en 2016 “no permitir” este año las barbacoas en las playas de la ciudad. “La Constitución española declara, y se recoge en la ordenanza municipal de Limpieza, que ‘los poderes públicos velarán por la utilización racional de todos los recursos naturales, con el fin de proteger y mejorar la calidad de vida y defender y restaurar el medio ambiente, apoyándose en la indispensable solidaridad colectiva’, añade el alcalde en su bando.

“Por nuestra ciudad, por nosotros, los gaditanos del ahora, pero también por los que están por venir, se ha diseñado un plan de ocio sostenible para que podamos seguir disfrutando de la noche de la final del Trofeo Carranza cuidando las playas de Cádiz. Pero también por la playa en si misma, porque no es un espacio inerte, porque en ella viven seres vivos dentro de un ecosistema que tenemos que respetar y mantener, para guardar ese equilibrio necesario con quienes compartimos esta planeta”, expone.

En el mismo bando, José María González resume varias de las medidas a seguir este sábado día 12: a partir de las 21 horas no se permitirá el acceso a las playas con bebidas alcohólicas (habrá agentes de seguridad privada controlando); depositar los residuos en las papeleras y contenedores habilitados para ello; y desalojar las playas a las 3.30 horas del domingo, para facilitar los trabajos de limpieza.

“Esta Corporación espera la colaboración de los gaditanos y visitantes, para que la noche de la final del Trofeo Carranza nuestras playas sean cuidadas y respetadas en virtud a lo aquí expuesto”, sentencia el alcalde de la capital gaditana.