DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

La Junta entiende que la calle Real está lista para que el Ayuntamiento isleño la recepcione una vez que le ha entregado los nuevos bancos

El Ayuntamiento de San Fernando ya tiene en su poder la treintena de bancos adquiridos para completar el mobiliario urbano de la semipeatonalizada calle Real, a raíz de la obra del tranvía metropolitano. Este equipamiento se incluye en el contrato de 60 papeleras que ya llegaron en diciembre. La Junta considera que, con la colocación de estos elementos, la administración local ya puede recepcionar la ‘nueva’ calle.

El Ayuntamiento de San Fernando ya tiene en su poder la treintena de bancos adquiridos para completar el mobiliario urbano de la reurbanizada y semipeatonalizada calle Real, a raíz de la implantación del tranvía metropolitano, que hace unos días ha retomado –tras un parón por el estado de alarma ante el coronavirus- las pruebas dinámicas de cara a su puesta en marcha algún día…

El pasado mes de diciembre ya se entregaron 60 papeleras en el marco de este contrato de casi 98.000 euros –que incluye los 30 bancos que acaban de llegar a almacenes municipales, como paso previo a su instalación- gestionado por la Agencia de Obra Pública de la Junta de Andalucía, responsable de las obras del tranvía de la Bahía de Cádiz.

Los 30 bancos tienen textura de granito y acabado en mate, sobre patas lacadas en color negro forja. Los materiales empleados en la fabricación, tanto de los bancos como de las papeleras, han tratado de guardar una línea de continuidad con los acabados de los edificios históricos y el propio diseño de la calle Real, tras su proceso de reurbanización, acometido en el marco de la eternizada obra del tranvía, que comenzaba hace más de una década.

El mobiliario urbano, se insiste en el comunicado remitido a DIARIO Bahía de Cádiz, responde a parámetros de “robustez, facilidad de mantenimiento y resistencia a la corrosión”, para facilitar las tareas de conservación y garantizar la vida útil más larga. Los acabados fueron definidos por los servicios técnicos municipales.

En concreto son piezas de granito rosa natural de 2,1 metros de longitud con acabado en mate, sobre patas lacadas en color negro forja. Estos elementos “aportan comodidad y versatilidad”; una docena viene con respaldo para las zonas de mayor afluencia.

La colocación de estos bancos y papeleras, fundamentalmente, culminará el proceso de integración urbana del tranvía a su paso por la localidad “y permitirá formalizar la entrega del viario público afectado por las obras al Ayuntamiento” –se asegura desde la Junta-, a excepción de la zona de dominio tranviario, es decir, la plataforma de vía y andenes de paradas, tal y como acordaron ambas administraciones en la comisión mixta del tranvía celebrada en junio de 2018.

La concejala de Desarrollo Urbano, Claudia Márquez, ya ha confirmado que una vez recibidos los bancos, el Ayuntamiento “ya ha comenzado a trabajar para preparar los trabajos de instalación” de los mismos.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.