DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004
banner mantenimiento

IU compara el arreglo de la red de suministro en las Casas Baratas, que sufren cortes de agua desde el sábado, con la crisis de Loreto


Vecinos de las conocidas como Casas Baratas, en San Fernando, desde la mañana del pasado sábado día 22 están sufriendo cortes de agua que, cinco días después, no ha sido resueltos. La solución prevista, el cambio de la red de abastecimiento en la zona, llega ahora que las tuberías han dejado de servir, después de reconocer “la antigüedad de la red”. El Ayuntamiento, por su parte, aún no ha hecho declaraciones. IU denuncia que esta incidencia “ha sacado a la luz la nula previsión” del equipo de Gobierno y de la concesionaria.

Vecinos de las conocidas como Casas Baratas, en San Fernando, en las calles San José y San Antonio y aledañas, desde la mañana del pasado sábado día 22 están soportando cortes de agua que, cinco días después, no ha sido resueltos.

En un primer momento se habló de la rotura de una tubería a la entrada de la calle, en el entorno de la rotonda a la Casería, debido a una sobrepresión. Sin embargo, los residentes de la zona afectada han sufrido numerosos cortes de agua desde esa fecha. El más largo de ellos se produjo el martes: se quedaron sin suministro durante todo el día hasta altas horas de la madrugada. La poca información que han recibido es de los trabajadores que están en el tajo.

Desde IU se lamenta en un comunicado remitido a DIARIO Bahía de Cádiz que “lo que primero parecía tarea de un día está a punto de alcanzar toda una semana”. Las zanjas llenan toda la calle San José y San Antonio, desde la rotonda de la Casería hasta la calle Comandante Ruiz Marcet.

Al primer corte en la red del pasado sábado, según las primeras declaraciones de la empresa Hidralia, han seguido otros dos cortes el lunes y el martes. La solución prevista, el cambio de la red de abastecimiento en la zona, llega ahora que las tuberías han dejado de servir, después de reconocer “la antigüedad de la red”. El Ayuntamiento, por su parte, aún no ha hecho declaraciones.

Por este motivo, el concejal de IU, Gonzalo Alías, ha comparado este caso con la reciente crisis en la barriada de Loreto de Cádiz –donde los vecinos estuvieron sin agua en sus grifos por la presencia de bacterias casi dos semanas-, pues, a pesar de las diferencias sobre cómo ha comenzado este “desastre en la gestión municipal del agua”, la información que da el Consistorio “es tan escasa como la que dio Teófila Martínez en Cádiz en los primeros días”.

TUBERÍAS DE AMIANTO

A estas molestias ocasionadas por el suministro inconstante de agua o por los cortes en la red viaria, los vecinos se han encontrado con partes de la calle anegada por el agua que sale de las tuberías o el barro que sale de la zanja de punta a punta.

Para los izquierdistas, “la obra no sólo ha sacado a la luz la nula previsión del equipo de Gobierno o de la empresa concesionaria en caso de urgencia”; de acuerdo con los trabajadores en la zona, las tuberías retiradas “son de amianto, material prohibido desde 2001 en nuestro país en nueva construcción por su relación con diversas enfermedades como la asbestosis o el cáncer de pulmón y muy regulado en cuanto a su manipulación”.

Alías, también alcaldable de IU de cara a las elecciones de mayo, aprovecha para defender la gestión pública del agua, poniendo como ejemplos el bajo coste del servicio del agua en Medina Sidonia o la inclusión de varias pedanías de Jerez en la Mancomunidad de la Sierra “por expreso deseo de sus habitantes”, en vistas de la calidad del servicio público frente a su privatización.

Los comentarios están cerrados.