DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

“Hablan abiertamente de abandonar Puerto Real, dejando la planta en manos del Estado; fuera del paraguas de Airbus y con dinero público”

La propuesta acordada por el Ministerio de Industria y los sindicatos UGT y CCOO trasladada a la dirección de Airbus para “garantizar el futuro industrial y laboral” de la empresa aeronáutica en España, ha cogido por sorpresa a CGT, que forma parte del Comité Intercentros. Así, tacha de “vergonzosa”, y de “evidente traición”, una solución que “han estado negociando a espaldas de los trabajadores afectados”. “No vamos a permitir la muerte lenta de la planta de Puerto Real ni la pérdida de un sólo puesto de trabajo”.

“Ningún acuerdo sin los trabajadores. Ningún acuerdo que cierre Airbus Puerto Real”. Lo sentencia CGT tras conocer por la prensa que el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo y los sindicatos UGT y CCOO han trasladado de forma conjunta a la dirección de la multinacional aeronáutica europea una propuesta para “garantizar el futuro industrial y laboral” de Airbus en España, incluyendo (aunque no se termina de concretar) la permanencia de la planta puertorrealeña, cuya plantilla está movilizada desde hace semanas frente al cerrojazo. Entre estas acciones de protesta y presión, CGT (que es parte del comité de empresa junto a los otros dos sindicatos) mantiene desde hace unas semanas una acampada a las puertas de la factoría.

En una nota remitida a DIARIO Bahía de Cádiz, este sindicato habla de “vergonzosa propuesta”, que ha sido recibida “con los brazos abiertos” por la empresa, que ha respondido “hablando abiertamente de abandonar Puerto Real, dejando la factoría en manos del Estado, es decir fuera del paraguas de Airbus y con dinero público”. “Ya nos conocemos en la Bahía de Cádiz en que quedan estas promesas de inversiones públicas industriales: en nada. ¿Está esto pactado con el Gobierno y las cúpulas de CCOO y UGT?”, se pregunta CGT.

A ello se suma una queja: los sindicatos mayoritarios y el Gobierno de PSOE y Unidas Podemos “han estado negociando a espaldas de los trabajadores afectados, excluyendo a los demás sindicatos con representación en Airbus a nivel estatal en todos los centros del país, y a espaldas de la propia plantilla de Puerto Real y de las empresas auxiliares afectadas”.

“SEGUIREMOS RESISTIENDO A PESAR DE LA EVIDENTE TRAICIÓN”

En este sentido, este sindicato denuncia que CCOO, UGT y Gobierno español, a raíz de dicha propuesta anunciada para solucionar la “difícil situación” de la Airbus (en la que tiene una mínima participación la SEPI, empresa estatal) como consecuencia “de la pandemia”, “asumen el traslado de la plantilla de Puerto Real a otros centros, plantean que pueda haber ERTEs de larga duración e incluso admiten que haya despidos forzosos; sólo piden que se eviten despidos forzosos en la medida de los posible”. Del mismo modo, “asumen flexibilización y recortes de gasto de las condiciones laborales, lo que supone recortes en derechos laborales, salarios, etc.”

Además, se añade, Industria y sindicatos mayoritarios proponen que, a decir de CGT, “esta nueva maniobra de desmantelamiento encima se subvencione con dinero público”. Así “a Airbus le sale una jugada perfecta mientras el tejido industrial de la Bahía continúa desmantelándose”.

Y, en la propuesta ya en manos de Airbus, “no se asegura carga de trabajo, ni se plantea la prohibición de despidos, ni de la plantilla de la matriz ni de las auxiliares”.

Con este panorama, CGT (que forma parte del Comité Intercentros de Airbus) avanza que “seguiremos resistiendo a pesar de la evidente traición que se está planteando en este acuerdo. Seguiremos siendo una herramienta para la lucha y la resistencia y no una vía hacia la derrota y la sumisión de la clase trabajadora”.

Lo que evidencia más que se rompe la unidad sindical y política que se había vivido hace semanas en torno al grito unánime de ‘Airbus Puerto Real no se cierra’. “A todos aquellos sindicalistas que nos habéis estado dando muestras de apoyo: es el momento de alzar la voz contra las cúpulas sindicales que vuelven a darnos la espalda. A todos aquellos cargos públicos que han venido a hacerse fotos y grabarse apoyando esta pelea, es momento de mostrar coherencia en la práctica y no sólo en el discurso. Dar un discurso es fácil, hacerse una foto es muy sencillo, pero formar parte de partidos que traicionan a los trabajadores, no es algo que se pueda arreglar con una foto”, se sentencia.

Este sindicato termina apostillando “ahora necesitamos coherencia y solidaridad real; no vamos a permitir la muerte lenta de esta planta ni la pérdida de un sólo puesto de trabajo en Puerto Real”.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.