DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

El astillero de Puerto Real ya trabaja en la subestación del futuro macro-parque eólico marino de Iberdrola en aguas inglesas


El astillero de Navantia Puerto Real ha celebrado el corte de acero de la subestación eléctrica del parque eólico marino East Anglia One de Iberdrola (para aguas inglesas). Se inicia así formalmente este nuevo contrato con el que esta empresa pública diversifica su negocio, consolidándose en el mercado eólico offshore. Supone faena durante 18 meses y trabajo para 350 personas, aunque “con picos de hasta 600”.

El astillero de Navantia Puerto Real, donde hoy día hay en cartera la construcción de cuatro petroleros, ha celebrado este martes el corte de acero de la subestación eléctrica del parque eólico marino East Anglia One de Iberdrola (para aguas inglesas). El acto ha consistido en el corte correspondiente a la Cable Deck (cubierta de cable).

Se inicia así formalmente este nuevo contrato valorado en casi 65 millones de euros con el que esta empresa pública diversifica su negocio, consolidándose en el mercado eólico offshore. De hecho, esta factoría ya se hizo años atrás con otro encargo de Iberdrola para construir también la subestación marina del parque Wikinger –la más grande desarrollada hasta la fecha en el mundo- que se está implantando en el mar Báltico alemán; la imponente estructura bautizada como ‘Andalucía’ fue entregada el pasado agosto y ya está instalada en su emplazamiento.

El alcance del nuevo contrato –anunciado el pasado octubre y firmado en noviembre- incluye la construcción de un módulo Top Side, y su estructura soporte (Jacket) en Matagorda y el soporte offshore para la conexión y puesta en marcha en el Mar del Norte, suponiendo para Navantia una mano de obra estimada, de media, de 350 personas, aunque “con picos de hasta 600”, durante los próximos18 meses.

Esta nueva adjudicación, junto con el contrato de fabricación en la Ría de Ferrol de 42 jackets para el mismo parque, representa “un gran paso en la consolidación de Navantia en el sector eólico marino” y da continuidad a los contratos ya ejecutados para el campo Wikinger, los cuales “han sido completados a total satisfacción de Iberdrola”, se subraya en un comunicado remitido a DIARIO Bahía de Cádiz.

UNO DE LOS MAYORES PARQUES EÓLICOS MARINOS DEL MUNDO

Gracias a una inversión de casi 3.000 millones de euros, East Anglia One será uno de los parques eólicos marinos más grandes del mundo cuando entre en funcionamiento, en el año 2020. La instalación, a 85 kilómetros de tierra firme, podrá atender el suministro de energía eléctrica de más de 500.000 hogares ingleses.

Se trata del mayor proyecto renovable desarrollado por una empresa española en la historia, “con una inversión de 2.500 millones de libras”, y “es una muestra clara del firme compromiso de Iberdrola con la lucha contra el cambio climático”.

Este parque, el tercero de estas características que Iberdrola pondrá en marcha en el mundo, dispondrá de las mayores turbinas existentes hasta la fecha, de 7 MW de potencia unitaria. Estas se incorporarán a unos aerogeneradores cuya altura total alcanza los 235 metros.

La magnitud de esta iniciativa no tiene precedentes en la industria renovable española. Como ejemplo, el área que ocupará el parque eólico superará los 300 kilómetros cuadrados, el equivalente a 30.000 campos de fútbol; el cable que llevará toda la energía desde el parque a tierra firme será de 85 kilómetros (distancia entre Madrid y Toledo); la superficie de la subestación será de 1.144 metros cuadrados (el tamaño del madrileño estadio Vicente Calderón); y las palas del aerogenerador tendrán 75 metros de longitud cada una.

East Anglia One es el tercer proyecto que Iberdrola acomete en el sector de la eólica marina. La empresa ya tiene en marcha en Reino Unido el parque West of Duddon Sands, de 389 MW, y tiene en fase de construcción Wikinger, de 350MW.


(puedes comentar esta información más abajo)

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.