DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Trabajadores de Airbus en España, con Puerto Real a horas de conocer su futuro: “no cejaremos en defensa del sector y de nuestros centros”

En la víspera de una jornada en la que se confirmará, o no, otro varapalo para el menguado sector industrial de la Bahía de Cádiz (tras los cerrojazos de Delphi, Visteon, Altadis…), en este caso el futuro de Airbus Puerto Real, el comité interempresas de la compañía en España ha leído un manifiesto conjunto en cada centro de trabajo apoyando la continuidad de la planta gaditana y el cumplimiento de lo acordado tanto al consorcio europeo como al Gobierno central. “No cejaremos en la defensa de nuestro sector, de nuestros puestos de trabajo y de nuestros centros. Acudiremos a cuantas medidas sean necesarias”, se advierte. Entre tanto, sindicatos alternativos alertan de la “represión por parte del Estado” frente a las protestas.

En la víspera de una jornada que se prevé crucial para el futuro de Airbus Puerto Real (hay convocada una reunión del comité europeo de la empresa para plantear los distintos escenarios posibles, y de momento ya ha filtrado que la situación es “crítica” para dicha factoría), y tras la “cumbre histórica” del lunes que reunía en la Villa a representantes de todas las instituciones (desde la estatal hasta la local, pasando por la autonómica y la provincial) para mostrar unidad y presionar al consorcio europeo; el comité interempresas de Airbus en España (formado por CCOO, UGT-AIRE, ATP-SAe, SIPA y CGT) ha leído un manifiesto conjunto en cada centro de trabajo apoyando la continuidad de la planta gaditana.

“Llevamos más de un año reivindicando y defendiendo el sector aeroespacial, como lo que es, un sector esencial y estratégico. En un país como España, el cual basa erróneamente, su economía en el sector servicios y el turismo, no ya sólo el no crear sino destruir tejido industrial, es un suicidio económico, laboral y de avance en el conjunto del Estado, difícilmente entendible y explicable”, coinciden estos cinco sindicatos.

Por eso, los comités reclaman “que se cumpla el acuerdo y comunicado conjunto del Gobierno de España y Airbus, el cual contemplaba entre otras cuestiones, inversiones y compromisos de compra y no destrucción de empleo, de futuro industrial y laboral a los centros con mayor desequilibrio carga-capacidad”. Además, se reseña la resolución unánime del comité de empresa europeo “que abogaba por no cerrar ningún centro y ninguna solución traumática en el empleo”.

“Si todo está escrito y comprometido, ¿dónde está el problema de interpretación?”, se preguntan los sindicatos en su manifiesto, subrayando que en cualquier caso el comité interempresas de Airbus en España “velará por el cumplimiento íntegro de los acuerdos y compromisos”. Y se avisa: “estamos inmersos en plena negociación colectiva, ni siquiera vamos a sentarnos a negociar sin el compromiso claro de mantenimiento del empleo y los centros de trabajo”.

CCOO, UGT-AIRE, ATP-SAe, SIPA y CGT defienden que “hay carga de trabajo, hay futuro industrial y hay alternativas, lo que tiene que haber es la misma voluntad negociadora”. Por eso desde ya anuncian que “no cejaremos en la defensa de nuestro sector, de nuestros puestos de trabajo y de nuestros centros”.

“Acudiremos a cuantas medidas sean necesarias, por ello pedimos la colaboración, apoyo y comprensión del conjunto de la sociedad. Hacemos un llamamiento a la participación en las movilizaciones que se convoquen. No es un ataque a un centro, a una empresa o a trabajadores –se remarca-, es un ataque hacia el conjunto de la sociedad, porque donde se destruya empleo afectará a todo el mundo de Airbus o no”.

SE EXIGE “CORDURA Y RESPONSABILIDAD” A LA EMPRESA

“Somos perfectamente conscientes de la situación del año durísimo que hemos vivido. Muchos de nosotros hemos perdido familiares y seres queridos, pero apostamos por una forma de superar esta crisis basada en la solidaridad, el compañerismo, y sobre todo por el trabajo y el futuro de nuestro sector en nuestro país”, se reflexiona, incidiendo en que “tenemos propuestas y alternativas industriales, que no destruyen empleo, que permiten redistribuir las cargas de trabajo, la jornada laboral y la hibernación del empleo”.

“En el conjunto de la UE ya se sabe que formulas económicas para afrontar crisis como la de 2008, solo conllevan precariedad, pobreza y una resolución totalmente injusta de una situación coyuntural en la cual muchos asumen la dureza de la situación mientras unos pocos se enriquecen en la misma”, se expone.

Dicho manifiesto, al que ha tenido acceso DIARIO Bahía de Cádiz, acaba apelando “a la cordura y la responsabilidad” de la máxima dirección de Airbus, y a la administración española “a que cumplan con lo acordado y comprometido, y exija a Airbus lo mismo”.

“NOS QUIEREN CALLADOS Y SUMISOS”

Y entre tanto, se ha conocido que tres trabajadores de Airbus Puerto Real han sido detenidos por la Policía Nacional acusados de delitos de desórdenes públicos y daños, a raíz de la manifestación del pasado miércoles día 14. La movilización no comunicada a Subdelegación llegó a cortar la autovía y a su vez a mantener cerrados al tráfico los dos puentes que comunican con la capital.

Desde la Confluencia Sindical de la Bahía de Cádiz (integrada por Autonomía Obrera, CTM, SAT, Ustea, CNT-El Puerto y CTA) ya se ha manifestado su “más enérgica repulsa” ante estas “intolerables” detenciones de dos compañeros y una compañera afiliados de CGT, trabajadores de Airbus, por “desórdenes públicos”.

“En una maniobra al más puro estilo franquista, desde los organismos de seguridad del Estado se han producido en solo dos días dos lamentables actuaciones: la retención y posterior impedimento de continuar su marcha al autobús de sindicalistas de la factoría de Puerto Real para hacer sonar su voz en la inauguración, precisamente, de un nuevo campus de Airbus en Getafe, y esta despreciable detención a tres trabajadores que se manifiestan en defensa de su puesto de trabajo”, se lamenta,

Así, la Confluencia Sindical traslada a todos estos compañeros sindicalistas su solidaridad y más firme apoyo: “está claro que, además de arrebatarnos el sustento y el futuro, nos quieren callados y sumisos y que pretenden criminalizar cualquier simple participación en protestas colectivas en contra de los intereses del capital caracterizándolas de ‘actos de violencia injustificada’”.

“El impuesto panorama de represión laboral y sindical por parte del Estado es tan bochornoso, tan alarmante, que sólo resta exigir la inmediata rectificación sobre las denuncias a estos sindicalistas y las disculpas del Gobierno ante el vergonzoso episodio del autobús detenido”, sentencian estos sindicatos alternativos.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.