DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Siete de los nueve contratos “imprescindibles” para que funcione el tranvía de la Bahía están adjudicados; la Junta sigue su “hoja de ruta”

El Consejo de Gobierno de la Junta ha autorizado el gasto de los servicios de mantenimiento de los trenes del futuro tranvía de la Bahía de Cádiz, por hasta 8,7 millones durante cuatro años: la contratación se licitarán en breve. A estas alturas, la consejería de Fomento ya tiene formalizados siete de los nueve servicios privatizados en los que se ha dividido el mantenimiento integral de este sistema de transporte y que se consideran imprescindibles para su puesta en marcha comercial.

El Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía ha autorizado el gasto y la contratación de los servicios de mantenimiento del material rodante del futuro tranvía de la Bahía de Cádiz, que se espera que entre al fin en servicio en los próximos meses (se sigue sin concretar una fecha).

De este modo, la Agencia de Obra Pública de la Junta (adscrita a la consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio), que promueve este eternizado proyecto, podrá licitar este nuevo contrato asociado al tranvía metropolitano por hasta 8,7 millones de euros con un plazo de vigencia de cuatro años.

Este mantenimiento de trenes, cuya licitación se publicará “de manera inminente” en la plataforma de contratación –según recoge DIARIO Bahía de Cádiz de fuentes de la Junta-, incluye tanto las tareas ordinarias de conservación y puesta a punto como el mantenimiento correctivo, que abarca las reparaciones de mayor alcance, conforme a las tareas establecidas en el plan de mantenimiento de las unidades, que fabricó hace ya unos años CAF-Santana y cuyo ensamblaje se llevó a cabo en su factoría de Linares, en Jaén.

Se ha establecido una previsión de recorrido de 120.000 kilómetros al año en cada unidad durante la fase de explotación comercial. Además, este contrato incluye la asistencia en vía de los trenes, en caso de incidencias y otras actuaciones a demanda, como la asistencia en accidentes, actos vandálicos o fenómenos meteorológicos.

Las reparaciones y actuaciones en las siete unidades que dispone la flota del tranvía gaditano tienen como objetivos, por un lado, garantizar una alta disponibilidad de la misma, fundamental para cumplir con los intervalos de paso y tiempos de viaje y, por otro parte, mantener los estándares de seguridad en la circulación establecidos para los vehículos ferroviarios. Estos elementos susceptibles de reparación y relacionados con la seguridad ferroviaria son de diseño y fabricación exclusiva para esta serie de unidades, como la rodadura, los frenos, el sistema anti-atrapamiento y las puertas, entre otros.

Una de las singularidades de este tren-tranvía es, precisamente, el material móvil, al tratarse de un diseño exclusivo y novedoso, ya que se adapta a las exigencias de explotación comercial del tranvía, que circulará tanto por vías tranviarias ejecutadas entre las cocheras de Chiclana, donde se inicia el trazado, y Río Arillo a la salida de San Fernando, como por las vías férreas de Adif, por donde circulará hasta la capital, y en las que compartirá tráfico con el resto de servicios de Renfe (que operará también el tranvía).

FORMALIZADOS SIETE DE LOS NUEVE CONTRATOS NECESARIOS

Con la autorización del gasto para formalizar este importante contrato del mantenimiento del material móvil, la consejería de Fomento asegura que avanza en su “hoja de ruta” para la puesta en servicio comercial del tranvía de la Bahía. Y repite que su “prioridad” en los últimos meses ha sido el de culminar las obras pendientes, con la finalización del apeadero de Río Arillo y la conexión física de las vías del tranvía y el ferrocarril en este punto, así como acelerar las pruebas dinámicas y formación del personal de operaciones. Precisamente, a principios de septiembre, se alcanzó un nuevo hito con el inicio de los ensayos en horario nocturno por la vía férrea, hasta Cortadura en Cádiz.

En paralelo, desde la Agencia de Obra Pública se ha seguido trabajando adjudicando el resto de contratos privatizados imprescindibles para la puesta en servicio del tranvía. De hecho, ya están formalizados siete de los nueve contratos en los que se ha dividido el mantenimiento integral de este sistema de transporte, a los que hay que sumar el de mantenimiento de los talleres y almacenes, que se licitó recientemente, así como el ya referido al mantenimiento del material rodante, cuya licitación y contratación autoriza ahora el Consejo de Gobierno.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.