DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Autorizada la marcha a pie por el segundo puente del 18-J, jornada de huelga general en la provincia; el TSJA corrige otra vez al subdelegado

“No puede seguir ni un minuto más en el puesto”: CGT ha vuelto a pedir el cese del subdelegado del Gobierno en Cádiz ante un “nuevo varapalo” del TSJA, que por segunda vez le ha desautorizado “por vulnerar derechos fundamentales”. Ante la huelga general en la provincia convocada para el 18-J, y la manifestación planteada esa jornada entre la planta de Airbus Puerto Real y los terrenos de CASA en la capital, prohibía el paso a pie por el segundo puente escudándose en informes técnicos y “criminalizando” la protesta. Como ocurrió ante la marcha del 1 de mayo, el sindicato recurrió y la Justicia de nuevo le ha dado la razón.

CGT Cádiz ha vuelto a pedir el cese o dimisión del subdelegado del Gobierno de España en Cádiz, José Pacheco, ante un “nuevo varapalo” del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA): “no puede seguir ni un minuto más en el puesto”.

Como ya hiciera ante la manifestación promovida por este mismo sindicato el pasado 1 de mayo, por el Primero de Mayo, el subdelegado colocado por el PSOE denegaba hace unos días el paso por el puente de la Constitución de 1812 a la marcha a pie convocada desde la planta de Airbus Puerto Real hasta los terrenos de la antigua factoría de CASA en Cádiz, para el próximo 18 de junio, respaldando la lucha de estos trabajadores y sus contratas y la jornada de huelga general en toda la provincia anunciada por CGT “contra el cierre de la factoría, en defensa del empleo industrial en la Bahía y contra la precariedad”.

Entendiendo esta “prohibición” un “atentado gravísimo contra un derecho fundamental, como es el de manifestación”, se interpuso recurso ante el TSJA; el mismo paso que también se siguió ante la marcha del 1-M. Entonces, la justicia desautorizó al subdelegado y la protesta pudo celebrarse. Y ahora se ha repetido ese fallo, estimando el recurso en contra de la resolución de la Subdelegación, por lo que la marcha se podrá celebrar tal y como se planteó inicialmente.

En un comunicado remitido a DIARIO Bahía de Cádiz, CGT considera que la nueva sentencia “demuestra que la actuación del subdelegado de Gobierno ha vulnerado derechos fundamentales”, además “escudándose en unos informes técnicos, prácticamente idénticos a los usados para intentar prohibir la marcha precedente del 1 de mayo, que ya fueron desestimados por el TSJA, y que además suponen un intento de criminalización de las legítimas protestas laborales inaceptable”.

“Es inaceptable que Pacheco trate en su escrito a los trabajadores de Airbus y empresas auxiliares como terroristas, que quisieran derribar el puente, usando para ello, atención, dos botes de disolvente y cinco sprays de pintura. Estas disparatadas acusaciones no merecen mucho más comentario, máxime cuando la precedente marcha del 1 de mayo se realizó sin ningún tipo de incidente”, insiste el sindicato convocante.

Este fallo, se añade, también “ridiculiza” el argumento utilizado por el subdelegado de cuantificar cuantas manifestaciones puede convocar un sindicato: “el derecho de manifestación para José Pacheco es un derecho que está limitado a un cierto número de manifestaciones, número que, al parecer, establece él mismo”.

“Ya sabemos que al subdelegado y a su partido le gustan más otros modelos sindicales más dóciles y que pactan a espaldas de los trabajadores con el Gobierno a que él representa y con la multinacional el cierre de la factoría de Airbus Puerto Real, pero, afortunadamente, no son sus preferencias sino la legislación vigente, que ampara un derecho fundamental como es el de manifestación, lo que debe regir sus actuaciones”, se sentencia.

En la resolución tumbada de la Subdelegación del Gobierno, en la que se modificaba el itinerario de la manifestación denegando el paso por el segundo puente, se exponían entre otros motivos que cortar este puente y diferentes vías como la CA-35 un viernes en horario de mañana “daría lugar a graves problemas de tráfico” provocando principalmente “el colapso de la circulación en la capital”; también se aseguraba que existe “peligro cierto para los manifestantes” al cruzar a pie; se aludía a “antecedentes de desórdenes públicos registrados en precedentes concentraciones” del mismo convocante (se anotan entre mediados de marzo y finales de mayo 41 protestas no comunicadas); y se terminaba reseñando que el colectivo convocante “ejerce una constatable reiteración en el ejercicio del derecho fundamental, provocando problemas de orden público, poniendo en peligro bienes y derechos que a las autoridades corresponde proteger”.

LA CONFLUENCIA SINDICAL APLAUDE LA HUELGA DEL 18-J

Ante esa convocatoria de huelga general en el ámbito de la provincia para el 18-J, la Confluencia Sindical de la Bahía de Cádiz (que agrupa a los sindicatos SAT Cádiz, Ustea Cádiz, CNT El Puerto, CTA, Coordinadora de Trabajadores del Metal y Autonomía Obrera) ha querido manifestar públicamente su total apoyo “como no puede ser de otra forma”, pues “respaldamos todas las movilizaciones que surjan desde el seno de la clase obrera, desde una huelga general hasta la más simple acción reivindicativa en defensa de sus intereses”.

Teniendo en cuenta que la movilización se presenta fundamentalmente contra el cierre de Airbus Puerto Real, estos sindicatos alternativos quieren hacer una especial referencia al sector más vulnerable dentro del ámbito industrial: los trabajadores de las subcontratas y empresas auxiliares. “Este colectivo, el más numeroso con diferencia, tanto en Airbus como en las factorías de Navantia y otras, es en el que se ceba con mayor crudeza las consecuencias del brutal ataque que la patronal está desplegando sobre toda la clase obrera y los sectores populares”.

“Sobre ellos recae la precarización más feroz y es aquí donde la represión sindical campa a sus anchas, obligando a personal muy cualificado a tener que marchar al extranjero o a zonas muy lejanas de sus casas y familias por la escandalosa existencia de ‘listas negras’ que señalan a estos trabajadores como ‘elementos peligrosos’ para el interés explotador de los empresarios. Los centros de trabajo se han convertido en auténticos ‘campos de concentración’ en los que el más mínimo derecho laboral y sindical es suprimido sin contemplaciones, amparada esa patronal en la situación de precariedad, paro galopante y demás miserias e injusticias que, hoy por hoy, sufre una parte cada vez más grande de nuestra clase”, reflexionan desde la Confluencia Sindical.

En este sentido, estos sindicatos reclaman que para esta huelga general gaditana se acojan las demandas y reivindicaciones de todos los trabajadores que sufren la precarización y represión “sea del sector que sea”: de la hostelería, de la limpieza, del campo, etc. Y aplauden que sean los propios trabajadores de Airbus los que organicen la huelga “siempre a través del órgano más legítimo que tiene la clase obrera para expresar sus posiciones, que es la Asamblea”.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.