DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Jerez cuenta con 90.000 viviendas: unas 5.300 están vacías mientras se calcula que “se requieren 5.787 para atender a la demanda global”

El Plan Municipal de Vivienda y Suelo 2020-2025 de Jerez, que ya existe como documento previo, recogerá las necesidades de vivienda y suelo, programando las actuaciones que se deben impulsar para responder a la demanda existente, tanto de obra nueva como de rehabilitación, contando con la participación de agentes sociales y económicos. A decir de la alcaldesa, “no se trata solo de intentar que tenga vivienda el que no la tiene, o mejorar las condiciones de vivienda del que la tiene”, es mucho más.

Jerez ya dispone de un avance del Plan Municipal de Vivienda y Suelo 2020-2025, que recogerá las necesidades de vivienda y suelo, programando las actuaciones que se deben impulsar para responder a la demanda existente, tanto de obra nueva como de rehabilitación, contando con la participación de todos los agentes sociales y económicos.

En el último año, la empresa municipal Emuvijesa ha venido coordinando los trabajos de redacción del documento. Esta tarea, desarrollada con la participación de otras áreas municipales, ha tenido como fin principal la adaptación-modificación del plan de vivienda existente (para 2008-2018).

El documento de avance resultante ha requerido del estudio de las características socio-demográficas de la población, sus necesidades en materia de vivienda, el parque de viviendas existente, su estado de conservación, las necesidades de actuaciones para la mejora de la accesibilidad, así como el estudio de los suelos disponibles para actuaciones residenciales.

La alcaldesa, Mamen Sánchez, ha asistido a la presentación del documento, junto a la concejala de Vivienda, Ana Hérica Ramos; la de Acción Social, Carmen Collado; y el gerente de Emuvijesa, Antonio Sánchez Mato.

“En el mes de julio se ha terminado el documento de avance, que va a pasar posteriormente por un proceso de participación (según obliga la normativa del Plan Andaluz de Vivienda). Un estudio de análisis tan detallado como este no se ha tenido nunca antes”, ha subrayado la primera edil socialista.

Sánchez ha señalado que “partiendo del análisis de la situación de la vivienda, se tienen que establecer las estrategias, las propuestas, la planificación y la actuaciones para llevarlo a cabo. El plan anterior 2008-2018 no ha cubierto las expectativas que reflejaba, puesto que la previsión de la evolución de la economía y de la población no se ha cumplido. Por tanto, es necesario adaptarlo a las circunstancias de necesidades actuales”. Además, ha incidido en que “que las personas tengan vivienda digna y de calidad debe constituir una de las prioridades de la acción política, no sólo del Gobierno municipal, sino también de un plan de ciudad”.

“No se trata solo de intentar que tenga vivienda el que no la tiene, o mejorar las condiciones de vivienda del que la tiene. Se trata de que definamos si aumentamos población haciendo atractiva la vivienda a ciudadanos de otros municipios cercanos, o qué hacemos con las viviendas turísticas. Ver la vivienda desde aspectos relacionados con las zonas desfavorecidas, el centro histórico. Este plan debe contemplar la perspectiva de género, la atención a la discapacidad. Debe tener en cuenta el punto de vista de la infancia, la juventud, los mayores”, ha reflexionado.

MÁS DE 90.200 VIVIENDAS, EL 6% VACÍAS

El documento recoge que el parque de Jerez (ciudad con casi 213.000 habitantes empadronados) está compuesto hoy día por 90.202 viviendas, de las que 81.202 son residencia habitual. El tamaño medio del hogar es de 2,65 personas por hogar. Hay además 3.539 viviendas que tienen otros usos distintos a los de alojamiento, como usos profesionales, lúdicos o particulares. Y existen 5.361 que están vacías, un 6% del total. Además, es necesario rehabilitar 3.474 de las viviendas para mantener sus condiciones de habitabilidad.

También señala este estudio, según se ha trasladado a DIARIO Bahía de Cádiz, que en los próximos cinco años se necesitará cubrir una expectativa de alojamiento para 87.956 personas, con una creación de 3.895 nuevos hogares. “En la ciudad hay 297 familias que comparten domicilio con otra familia y por tanto necesitan una vivienda para constituir un hogar independiente”, se resalta. Cada año se detectan, de media, por los Servicios Sociales 71 casos de alojamientos por emergencia social. Teniendo en cuenta las 448 viviendas que quedarán obsoletas, “obtenemos que a lo largo del periodo de vigencia del plan serán necesarias 4.995 viviendas para alojamiento principal”.

Igualmente se apunta que en Jerez hay empadronados 14.757 ancianos de 75 años de edad, de los cuales 4.513 viven solos: “se prevé que anualmente y por distintas razones 203 de estos hogares unipersonales desaparecerán dejando en muchos casos viviendas vacías habitables”.

Respecto al parque de segunda residencia, gira en torno a las 1.880 viviendas. Se requerirán 792 nuevas viviendas para atender la demanda de vivienda secundaria y de otros usos.

Así, en términos únicamente cuantitativos, “se requieren 5.787 viviendas para atender a la demanda global en la ciudad”. De estas, 1.562 son necesarias únicamente para atender a demandantes de vivienda protegida y el resto 4.225 viviendas se necesitan para atender a la demanda de vivienda libre.

La oferta de viviendas en la ciudad puede oscilar entre 500 a 900 viviendas aproximadamente. Hasta la fecha se han edificado 20.278 viviendas protegidas, el 22,5% del parque urbano. Actualmente Jerez dispone de un parque de 3.099 viviendas protegidas en régimen de alquiler.

Por otro lado, el término municipal cuenta con 33.665 edificios, de ellos el 95% se encuentran en buen estado. El 4,5% presenta alguna deficiencia “y sólo el 0,5% se encuentra en estado malo o ruinoso”.

Los bancos acaparan una oferta de viviendas de 279, detectadas en sus portales inmobiliarios. Y el sector inmobiliario tiene 1.756 viviendas, de ellas 78 para alquiler y el resto para venta. Hay asimismo más de 800 viviendas dedicadas a alojamiento turístico: su ocupación media es del 48%.

LÍNEAS DE ACTUACIÓN

Como prioridades de actuación se han establecido las siguientes líneas de trabajo: el centro histórico, la zona rural y núcleos diseminados, la infravivienda y San Juan de Dios, la intervención para atender a los desahucios y las actuaciones en barriadas históricas de la ciudad. Del mismo modo, este documento plantea actuar sobre las viviendas vacías, fomentar el alquiler, accesibilidad y ascensores, diseñar un plan de actuación integral de mantenimiento de promociones públicas de viviendas, la gestión de los alojamientos turísticos y viviendas de entidades bancarias, registro de solares y la inspección técnica de edificios.

Los objetivos que se pretenden alcanzar son de esta forma garantizar y hacer efectivo el acceso a una vivienda digna y adecuada a la ciudadanía, renovar y mejorar el parque de viviendas existente mediante las oportunas medidas de rehabilitación y conservación, que eviten el despoblamiento y favorecer la integración social; facilitar la gestión, la información y la tramitación de ayudas para hacer más ágil el acceso a la vivienda, potenciando los servicios del Ayuntamiento en materia de vivienda a través de Emuvijesa; y la reactivación del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU).

Por su lado, la edil de Vivienda, Ana Hérica Ramos, ha explicado la importancia de la fase participativa que comienza ahora: “queremos generar ese debate público, donde a partir de las necesidades de vivienda de la ciudad, se propongan medidas consensuadas. Para lo que resta de la elaboración del plan se fomentará la participación de los agentes políticos, económicos y sociales más representativos de la ciudad, así como la colaboración de las asociaciones profesionales y vecinales”. Para el desarrollo de este aspecto, se ha diseñado por parte de la concejalía de Participación un programa de participación, que forma parte del documento principal.

Otras noticias...

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.