DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004
banner mantenimiento

El fenómeno de las viviendas con fines turísticos en Jerez “es todavía incipiente”; “una oportunidad para ordenar la actividad en el centro”

“Hoy por hoy no existe un grave problema con las viviendas turísticas en Jerez, pero le vemos las orejas al lobo”. Es la principal conclusión que se extrae del estudio casi preventivo encargado por Ganemos Jerez para diagnosticar la situación actual en la ciudad de las viviendas con fines turísticos. Alerta de que este fenómeno está creciendo paulatinamente, y existen zonas del centro histórico con elevada presión sobre los usos residenciales, lo que podría relacionarse con su incipiente despoblación y la dificultad para encontrar un alquiler habitacional.

“Hoy por hoy no existe un grave problema con las viviendas turísticas en Jerez, pero le vemos las orejas al lobo”. Es la principal conclusión que se extrae del estudio encargado por Ganemos Jerez. Investigación impulsada desde su grupo municipal que pretende realizar un diagnóstico de la situación actual en la ciudad de las viviendas con fines turísticos (VFT) y definir las perspectivas de futuro a medio plazo.

Los datos más relevantes de este trabajo los daba a conocer Antonio Figueroa, director de la consultora Agua y Territorio, encargada del informe. Así, ha reconocido que ha encontrado un déficit a la hora de analizar el fenómeno de las VFT, pues hasta ahora “no estaba analizado ni documentado pese a constatarse que se trata de un proceso incipiente en la ciudad que ha venido acompañado de un crecimiento explosivo del parque de viviendas en apenas cinco años”.

En materia estadística, las VFT en Jerez se localizan principalmente en el centro histórico (el 76% del total) y especialmente entre los barrios de San Dionisio, San Miguel, San Mateo, San Pedro, Angustias-Corredera, San Marcos, San Juan y la plaza San Andrés.

En su mayoría se trata de viviendas completas, con una baja ocupación media (35%) que se concentra entre los meses de abril, mayo y agosto. La dinámica de la evolución de la VFT y los AT “hacen indicar que están más vinculadas a bienes de inversión inmobiliaria que a actividad de alojamientos turísticos”.

La investigación hace una detallado estudio cuantitativo de variables de todo tipo; número y evolución del crecimiento de las VFT en la ciudad a lo largo de los años, ubicación de las mismas, situación legal e inscripción en registros, grado de ocupación, estacionalidad de la ocupación, rentabilidad, presión y densidad turística, o la relación entre alquiler VFT/alquiler larga temporada. Para todo ello, se ha utilizado fuentes oficiales de la Junta de Andalucía y del Estado (RAT, INE, etc.) así como de empresas y portales especializados en el negocio de las viviendas con fines turísticos.

Uno de los aspectos más relevantes ha sido también que ha contado con las aportaciones de dos grupos de trabajo. La información cuantitativa ha sido analizada en sendos encuentros participativos: uno con profesionales del sector inmobiliario, turístico y técnicos de la administración local y otro con activistas de movimientos sociales relacionados con la vivienda.

ACTUAR DE MANERA PREVENTIVA

En definitiva, se subraya en la nota remitida a DIARIO Bahía de Cádiz, el fenómeno de las viviendas con fines turísticos en Jerez “es incipiente y muestra cierto retraso” respecto a la capitales andaluzas. Según los investigadores, “esto puede resultar una oportunidad para ordenar la actividad en el centro histórico, conforme a los objetivos planteados en el plan del centro”.

Además, se anota que esta dinámica local de las VFT “puede estar reforzando los problemas estructurales de despoblación, pérdida de actividad y acceso de la vivienda en el centro de la ciudad”. “Si no se interviene en los próximos años se puede acrecentar el proceso de terciarización, despoblamiento y abandono del conjunto histórico, especialmente en los barrios de San Lucas, San Mateo y San Juan”, se alerta.

Con todos los datos en la mano, la concejala de Ganemos Jerez, Kika González, sentencia que “hoy por hoy no existe un grave problema con las viviendas turísticas en Jerez, pero le vemos las orejas al lobo”.

“Es muy preocupante que en la última década el grupo de edad que más se ha reducido, en la ya escasa población del centro histórico, sea el de menores de 45 años. Se está constatando el envejecimiento y falta de relevo generacional, que conduce al despoblamiento continuo. Con este estudio queremos actuar de manera preventiva. Si no actuamos ahora con otras políticas de vivienda que contribuyan a poblar el centro, se terminará convirtiendo en una gran terraza de bar, donde no habrá vida, ni comercio, ni escuelas, ni niños, y terminará por desconfigurar, como lo está haciendo ya, los barrios tradicionales con la consiguiente pérdida de identidad y del cultura”, advierte este partido de la oposición.

“Además, este turismo de plataforma, totalmente desregulado, tiene un impacto en el sector hotelero tradicional, que se ve perjudicado por un actividad económica cuya fiscalidad es prácticamente inexistente”, añade González.

Los comentarios están cerrados.