DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Un Día de la Banderita contra el “aislamiento social” de los mayores

Evitar la soledad de los mayores de 65 años de edad: es la motivación del llamado Día de la Banderita de Cruz Roja de 2019, que se ha desarrollado este 1 de octubre coincidiendo con el Día de las Personas Mayores. Voluntariado de la institución humanitaria ha recorrido calles y plazas de 14 localidades de la provincia de Cádiz recogiendo donaciones, que se destinarán a “reforzar actividades de envejecimiento activo y para mejorar la movilidad de personas con problemas”.

Evitar la soledad de los mayores de 65 años de edad: es la motivación del llamado Día de la Banderita de Cruz Roja Española de 2019, que se ha desarrollado este 1 de octubre coincidiendo con el Día Internacional de las Personas Mayores. A lo largo de este martes voluntariado de la institución humanitaria ha recorrido calles y plazas de 14 localidades de la provincia de Cádiz recogiendo donaciones.

De este modo, el Día de la Banderita de este 1-O quiere ser una oportunidad de contribuir a prevenir situaciones prematuras de dependencia. El dinero recaudado se va a destinar en esta ocasión a “reforzar actividades de envejecimiento activo y para mejorar la movilidad de personas con problemas”.

Cruz Roja atendió el pasado año en Cádiz a más de 3.700 personas que superan los 65 años, y que participan en su programa de Atención a Personas Mayores. Este proyecto se desarrolla con el apoyo de la consejería de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación de la Junta de Andalucía, con fondos procedentes de la casilla de Actividades de Interés Social de la declaración de la Renta.

Estos ancianos encuentran en el voluntariado de Cruz Roja un apoyo para su día a día. De este modo, les ofrecen compañía tanto dentro como fuera de casa, les ayudan si tienen problemas de movilidad, y hacen seguimiento de su estado de salud, ofreciéndoles información útil a través de llamadas telefónicas. Igualmente, se fomenta la participación de los mayores con talleres y actividades en grupo, que ayudan a que refuercen sus relaciones con personas de su entorno. En definitiva, el objetivo es que “vivan una vida saludable, activa, que evite el aislamiento social”.

Por otro lado, según se expone en una nota remitida a DIARIO Bahía de Cádiz, con el Día de la Banderita, Cruz Roja Española también quiere concienciar a toda la sociedad sobre el importante papel que las personas mayores tienen en ella, y sobre las situaciones de discriminación que sufren simplemente en función de su edad: el ‘edadismo’, como se denomina a esta discriminación, se refleja en muchos comportamientos, como la infantilización de los ancianos, el no tomar en cuenta sus decisiones o en asignarles una serie de prejuicios. “Con este tipo de comportamiento contribuimos a su aislamiento social y supone también una forma de maltrato”, se afirma.

“No podemos olvidar que en Cádiz hay más de 204.000 personas mayores de 65 años y 265.000 personas susceptibles de ser dependientes, por lo que se hace imprescindible la participación de este tipo de entidades, la actividad y el apoyo de la administración autonómica para que este programa y otros muchos, sean programas que se mantengan en el tiempo y sean exitosos de cara a tener una sociedad mejor donde todos nos arropemos y apoyemos. Que nadie se encuentre sin recursos a los que acudir en una situación de soledad o de falta de autonomía”, ha señalado durante la jornada la delegada del Gobierno andaluz en la provincia, Ana Mestre.

La presidenta provincial de Cruz Roja, Rosario García, que ha participado en la cuestación y ha recibido a los diferentes representantes públicos en la capital (el alcalde de Cádiz, la delegada del Gobierno andaluz, la presidenta de la Autoridad Portuaria, etc.), anota que “como cada año, queremos que el Día de la Banderita sea una jornada solidaria, pero sobre todo en la que todo el mundo participe, y puedan conocer de primera mano todas las actividades que realizamos, tanto con las personas mayores como con otras personas que tienen vulnerabilidades”.

En ediciones anteriores, el dinero recogido durante la jornada a pie de calle (con más de 85 puntos de donaciones en la provincia) se ha destinado a mejorar proyectos de atención a la infancia, a las personas refugiadas y a personas afectadas por la crisis económica.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.