DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Movilizaciones en Correos en la provincia de Cádiz por sus “recortes en contratación”; convocada una semana de huelga general en Jerez

“Si no se da marcha atrás a los recortes en Correos y se negocia la ampliación de la contratación en la provincia de Cádiz para los próximos meses”, sindicatos anuncian una extensión de las protestas y movilizaciones en las próximas semanas. De momento, CCOO, UGT, Sindicato Libre, CGT y CSIF están detrás de una convocatoria de huelga general del 8 al 12 de marzo en las unidades de reparto en Jerez.

“Si no se da marcha atrás a los recortes en Correos y se negocia con la representación sindical la ampliación de la contratación en la provincia de Cádiz para los próximos meses”, los sindicatos anuncian una extensión de las protestas y movilizaciones en las próximas semanas.

De momento, CCOO, UGT, Sindicato Libre, CGT y CSIF están detrás de una convocatoria de huelga general de una semana de duración, del 8 al 12 de marzo, en las unidades de reparto en Jerez, exigiendo “el fin de los recortes y que Correos revierta su política de desmantelamiento de la mayor empresa pública del país, por las repercusiones que tienen para los trabajadores y para el conjunto de la ciudadanía”.

El pasado febrero, Correos comunicó un “plan de recortes en contratación” que comenzaba el día 1 de marzo con la supresión de tres puestos de trabajo en la Unidad de Reparto UR2 de Jerez, en la calle Lechugas (donde en los últimos días ya se han celebrado concentraciones, junto a paros simbólicos en otras carterías gaditanas), “pese a que la empresa salga en prensa desmintiendo el hecho, totalmente probado en la cartería”, subrayan los sindicatos en una nota remitida a DIARIO Bahía de Cádiz. Este plan “sin negociación, ni periodo de consultas” implica a 37 puestos de trabajo en total en Andalucía.

“Pero esto no acaba en Jerez, ya que también anunciaba que no será el primero ni el último, como ya estamos viendo en todos los centros de trabajo, donde no se contrata, ni el empleo estructural, ni los permisos, ni ningún tipo de ausencias, con un recorte de contratación jamás visto en Correos de la provincia de Cádiz y, del resto de Andalucía”, añaden los sindicatos.

250 PUESTOS FIJOS MENOS EN LA PROVINCIA DESDE 2008

Los sindicatos convocantes acusan a Correos de “mentir y falsear” los datos para aplicar “el mayor ajuste de plantilla de la historia pública postal”. Si bien ha habido una caída de la actividad en el sector postal tradicional, “la empresa omite intencionadamente el incremento de la actividad en la paquetería, entre un 50 y un 200%, o el de la correspondencia certificada en un 500%”. Teniendo en cuenta estos datos, “ha habido una reducción de plantilla del 25% muy por encima de la caída de la actividad total que los sindicatos cifra entre un 6 y un 10%”. Este recorte de plantilla fija y eventual, “en una empresa que lleva desde 2008 hasta hace varios años sin crear puestos fijos”, se ha traducido en la provincia gaditana “en la supresión de 250 puestos fijos y unos 200 eventuales, acentuado en el último año”.

CCOO, UGT, Sindicato Libre, CGT y CSIF insisten en que en el año 2008 –al inicio de la crisis-estafa-, Correos contaba en la provincia con una plantilla de 1.025 personas, que en los últimos años “se ha reducido en 250 personas”. Por ejemplo, en la capital gaditana había 61 carteros en 2012 “y ahora quedan 50, una reducción a la que hay que sumar dos bajas sin cubrir desde noviembre y que se han perdido los puestos de personal interno en Topete”; en Jerez, de 83 carteros se ha pasado a 72, “a los que se restan dos bajas sin cubrir desde hace tres meses”; o en Chiclana, donde había 32 carteros y cuatro rurales y dos a media jornada, “se ha quedado en la actualidad en 26 carteros y cuatro rurales”.

El otro “daño directo” de este recorte de plantilla que denuncian los sindicatos recae directamente sobre los propios ciudadanos “que observan con impotencia cómo todo el correo perteneciente al servicio público universal (el correo ordinario sobre todo), los certificados, las notificaciones y los paquetes les llegan con días de retraso provocando un grave perjuicio, llegando a recibir citaciones médicas, carnés de conducir, y otra serie de correspondencia importante, con muchísimo retraso”. Del mismo modo, “tienen que ver como tienen que esperar interminables colas en las oficinas para tramitar un envío, dados las reducciones de horarios de atención al público”.

Del mismo modo, las organizaciones sindicales denuncian la “sobrecarga” de trabajo que vienen sufriendo los trabajadores: “no es que la carga de trabajo haya descendido y haga falta menos plantilla para llevar a cabo las labores de reparto, sino que más bien responde al plan estratégico que quiere llevar a cabo el presidente de la compañía pública, sin respaldo alguno de los sindicatos, basado en el desguace y la precarización de las condiciones de trabajo, trasvasando actividad a su filial Correos Express, donde la plantilla tiene peores condiciones laborales y salariales, lo que puede acabar con el servicio público postal a través de la privatización de servicios, el recorte en el empleo y una pésima atención a la ciudadanía”, se sentencia.

“De no haber un cambio en la estrategia en la empresa ni gestos claros en la negociación”, se advierte de la puesta en marcha de más movilizaciones “para salvaguardar los derechos de los trabajadores y ciudadanos, arrebatados por la empresa y el Gobierno en lo que supone un ataque directo a los servicios públicos”.

“NO SE ESTÁ PRODUCIENDO NINGÚN DESMANTELAMIENTO DEL SERVICIO”, SEGÚN CORREOS

Correos, ante la huelga convocada en sus centros en Jerez, ha vuelto a defender que la pandemia del Covid-19 “ha acelerado el descenso del postal con una caída del 35% en 2020”.

En este contexto, la empresa estatal insiste en un breve comunicado en que “no va a realizar ningún proceso de despidos, pero, como compañía pública, tiene la obligación de fortalecer su apertura a otros sectores y de diversificar su negocio, asignando eficientemente sus recursos, tanto humanos, como logísticos y tecnológicos, por lo que en función de la producción, que es fluctuante, adecua su plantilla al nivel de actividad real”. Y todo ello, replicando a los sindicatos, “manteniendo siempre la calidad del servicio que presta a toda la ciudadanía, los compromisos de entrega en los plazos contratados y el respeto a las condiciones laborales de su personal”.

En el caso concreto de Jerez, se afirma que “con las medidas organizativas de reestructuración de secciones no se está produciendo ningún desmantelamiento del servicio ni una reducción de la plantilla”. Con las medidas tomadas “se garantiza plenamente la prestación de los servicios postales y de paquetería y la atención al público en todas y cada una de las poblaciones en las que opera”.

Y de nuevo, como hace cada vez que salta una denuncia sindical, Correos reitera en poner en valor su “apuesta por el empleo estable y de calidad, así como por el desarrollo profesional de sus empleados”. En este sentido, recuerda que el pasado 1 julio se incorporaron 4.005 personas a un puesto fijo en todo el Estado (102 en la provincia de Cádiz). Actualmente hay abierta una convocatoria para otras 3.421 plazas (56 para Cádiz), y en diciembre se publicaron las bases para desarrollar la incorporación de otros 3.254 puestos en toda España. A todo ello se une que recientemente ha abierto sus bolsas de empleo en Cádiz y 15.260 personas han solicitado su inscripción para 2.890 plazas para la cobertura temporal de puestos operativos en toda en la provincia.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.