DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Lo que hay que saber sobre el difusor para secador de pelo

Un secador de cabello con difusor es una de las herramientas más básicas para cuidar el estilo de una mujer. El difusor ayuda mucho a conseguir un aspecto más trabajado, pero sin hacer demasiado esfuerzo, muy parecido a un resultado que se puede obtener en una peluquería. Además, es un instrumento bastante fácil de utilizar.

¿Cómo es y por qué conviene un difusor?

Se trata de una boquilla especial que se coloca en el secador de pelo para ampliar sus funciones. Su forma es más bien similar a un disco ancho, cóncavo la mayoría de veces, con unos llamados “dedos” que se encargan de dar la forma al cabello. Estos dedos varían tanto en longitud, como en forma y material.

En la base del difusor se encuentran pequeñas aperturas por las cuales pasa el aire del secador a través de la boquilla. Este diseño es lo que permite secar el cabello más rápidamente, además de peinarlo a gusto sin la necesidad de más dispositivos y de una manera bastante sencilla.

Esta boquilla está diseñada para que el usuario tenga bastante libertad a la hora de peinarse. Dependiendo del uso y de la boquilla, el resultado puede ser tener más volumen o enderezar las hebras onduladas. Por lo tanto, es fácil cambiar el tipo de cabello de rizado a liso y viceversa, al menos de forma momentánea.

Las ventajas del difusor

Se trata de una herramienta muy útil que aporta varios beneficios a los usuarios. Es conveniente saber cuáles son y por qué vale la pena tener uno.

  • La velocidad del secado. La boquilla tan ancha permite abarcar un área más grande de cabello que sin ella. Esto es especialmente útil para secar el cabello rizado, que suele ser también más abundante que el liso.
  • La facilidad de uso. La forma de peinarse es sumamente sencilla y no requiere de ningún tipo de habilidad adicional para obtener un resultado casi profesional. La curva de aprendizaje es sumamente pequeña, y en pocos usos se puede aprender a utilizarlo para hacer peinados diferentes.
  • La seguridad. El aire caliente sale directamente del secador de pelo convencional, y termina por impactar de una vez en el cabello y el cuero cabelludo. Esto daña al cabello, aparte de ser un poco peligroso y ocasionar quemaduras accidentales. En cambio, los orificios de los difusores están a los lados, así que el aire se dispersa y se reducen los efectos nocivos.
  • El aumento de volumen. El aire con el difusor se apunta hacia las raíces del cabello para que se eleven, lo que crea un peinado que da la apariencia de tener un pelo más abundante.
  • El crecimiento del cabello. Los dedos del difusor tocan el cuero cabelludo y dan un masaje, mejorando la circulación sanguínea. Esto contribuye a que el cabello crezca más rápido y más grueso.

Sin embargo, hay que recordar que los difusores siguen siendo un método de secado. Hay que usar siempre la protección adecuada para evitar los efectos térmicos y disminuir su impacto. Esto se puede hacer con aerosoles especiales y con baños de crema hidratantes.

¿Qué tipo de difusor escoger?

Hay varios tipos de secadores de pelo con difusor incluido, aunque también es posible comprar boquillas adicionales para la mayoría de ellos. Sin embargo, es importante saber escoger el indicado según la longitud de los dedos y el diámetro del disco para asegurarse que sea el apropiado para tu tipo de cabello.

Las características que se tienen que considerar en los difusores de cabello son las siguientes.

  • Los difusores de disco ancho son adecuados para cabellos cortos porque dispersan más el calor, lo que disminuye bastante la temperatura del aire y tiene menos impacto en el cuero cabelludo.
  • Los difusores con dedos largos son buenos para el cabello largo también porque facilita la manipulación de los rizos y peinarlos de la forma deseada.
  • Los de dedos cortos son más recomendados para cortes de cabello cortos porque se vuelve más sencillo maniobrar.
  • Los que tienen muchos dedos y son delgados están indicados para las cabelleras resistentes y más lisas porque existen menos posibilidades de que se enreden y de quebrar el cabello.
  • Los picos más escasos y gruesos son una mejor opción para el cabello también grueso, rizado o quebradizo porque es más amigable con él a pesar de que vaya a tomar un poco más de tiempo peinar.
  • Las boquillas especiales son aptas para algunos tipos de secadores nada más, y su característica principal es que crean un efecto de volumen muy pronunciado. Es bueno para conseguir un peinado exuberante, en lugar de uno elegante.

De todas formas, hay que asegurarse de ver cuáles difusores son compatibles con un secador antes de optar por uno u otro. Recuerda que la boquilla tiene que ser apta para tu tipo de pelo, y así evitar maltratarlo. Vale la pena preguntar en la tienda si tienes dudas al respecto.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.