DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Cómo operar con índices bursátiles con CFDs

Los operadores que desean aprender a obtener beneficios tienen múltiples opciones, muchas de las cuales incluyen tomar posiciones importantes en solo uno o dos stocks. Para evitar ese tipo de riesgo, puede operar con índices bursátiles completos. Este sistema estratégico a menudo se denomina “trading de índices” o “trading de un índice”. Puede operar con docenas de índices o especializarse en monitorizar los movimientos de uno de ellos, como el DAX de la Bolsa de Fráncfort, también conocido como GER30. Puede empezar rápidamente y con muy poco capital inicial si opera con Contratos por Diferencia sobre cualquiera o todos los índices. Los Contratos por Diferencia (CFDs) permiten a los inversores más pequeños entrar en el negocio del trading de índices y obtener una ganancia para ellos o para su negocio.

Con qué índices operar

Los operadores pueden elegir entre un gran número de índices, pero la mayoría de los principiantes eligen los más grandes. Esto permite ejecuciones rápidas, y puede estar seguro de que siempre hay un mercado listo con miles, incluso millones, de compradores y vendedores en cualquier momento del día de trading. Los índices más grandes y más activos incluyen el S&P Global 100, el Russell Global, el S&P Global 1200, el FTSE All-World, el DAX (o GER30), el Dow Jones Global Titans 50 y muchos más índices regionales en Asia, Europa y otras partes del mundo.

Cómo operar con índices a través de CFDs

El trading de índices es un sistema de trading antiguo preferido tanto por individuos como por inversores institucionales. El uso de CFDs para el trading de índices globales es un concepto relativamente nuevo que ha aparecido en los últimos años. Así es como funciona:

Usted compra el CFD sobre un índice concreto sin ser titular del valor subyacente. Puede comprar CFDs sobre prácticamente cualquier cosa: un stock, un índice, un bono o una materia prima. Los operadores simplemente colocan órdenes de compra o venta cuando usan CFDs, esencialmente pronosticando si el precio del activo subyacente, un índice en este caso, subirá o bajará. Si adquiere un CFD “para comprar al precio x” en el DAX, por ejemplo, y el DAX sube por encima del precio x, entonces ha obtenido una ganancia en su contrato igual a la “diferencia” entre el precio nuevo y el valor anterior de x.

Ventajas del trading con CFDs

Mucha gente pregunta: “¿Por qué no comprar las acciones del índice en vez de usar un CFD?”. Las ventajas de los CFDs son numerosas. En primer lugar, no estará sujeto a las estrictas normas de trading del mercado relativas a márgenes y ventas al descubierto. Como realmente no es titular del índice subyacente cuando compra un CFD, puede vender al descubierto y usar dinero prestado para efectuar transacciones.

Estas son las dos razones principales por las que los nuevos inversores y las personas que no tienen grandes cantidades de capital deciden comprar Contratos por Diferencia. Existe una doble ventaja cuando se aprovecha del poder de las operaciones con CFDs y se toma una posición en los índices. Ya no tiene que pasar horas investigando empresas individuales. Simplemente está haciendo una valoración general sobre el estado del mercado, pronosticando si subirá o bajará. DIARIO Bahía de Cádiz

Otras noticias...

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.