DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

¿Cómo hacer frente al cuidado de tus mayores?

Es bien sabido por todos que la población española está envejeciendo. El estrés, los problemas de conciliación de la vida familiar y la precariedad laboral son sólo algunos de los factores que conducen a que la presencia de personas de edad avanzada no haga sino aumentar, mientras que la juventud decrece.

Ante ello son muchos los familiares que desconocen cómo cubrir los cuidados y atenciones requeridos por sus mayores.

Por esta razón, el cuidado de mayores en Granada se está presentando como una solución, permitiendo que los familiares puedan cubrir las necesidades de las personas de tercera edad sin desatender sus propias tareas.

¿Qué es el “envejecimiento poblacional”?

Se estima que en España (para el año 2050) la cifra de personas con edades superiores a los 65 años se habrá visto incrementada hasta alcanzar el tercio de la población total. Las personas con edades comprendidas entre los 70 y los 80 años llegarán a suponer 4 millones de dicha población.

Siguiendo el ejemplo anterior, podemos decir que cuando se habla de envejecimiento poblacional se habla de un aumento de personas con edades que superan los 60 años con respecto al número de jóvenes, adolescentes y niños (que van disminuyendo).

¿Qué factores son los que contribuyen a este envejecimiento?

– Mortalidad

En los países occidentales, que son los que nos ocupan en nuestro caso, la esperanza de vida ha aumentado gracias a las medidas de higiene y a la existencia de medicamentos, lo que permite que la tasa de mortalidad haya disminuido. No obstante, no puede decirse que la disminución de mortalidad sea una verdadera causa de envejecimiento poblacional.

El verdadero inconveniente se encuentra en la baja tasa de natalidad. Ante el descenso de nacimientos, no hay nuevas generaciones que renueven las ya más avanzadas.

– Natalidad

Una alta natalidad permite que la base de la población se ensanche, habiendo así más jóvenes, lo que conduce a un rejuvenecimiento de la sociedad.

Algunas de las razones por las que la natalidad disminuye son:

  • Difícil conciliación vida familiar – laboral.
  • Situación de desempleo
  • Precariedad laboral: lo que lleva a que muchos jóvenes no tengan hijos ante la falta de estabilidad económica.
  • Riesgo a pérdida de trabajo por las correspondientes bajas de maternidad y paternidad.

– Migraciones

Las inmigraciones permiten mantener en algunos puntos la demografía española, pero la fuga de talentos de jóvenes españoles preparados afecta negativamente a la demografía, favoreciendo el envejecimiento, al encontrar trabajo en el extranjero pero no en el país de origen.

¿En qué consiste el cuidado a domicilio?

El cuidado de personas mayores a domicilio se basa en ofrecer atención y cuidado personalizado a las personas de edad avanzada en el entorno habitual de las mismas. Las empresas que se dedican a ello cuentan con cuidadores profesionales que velan por la seguridad y salud del mayor, sin que éste deba abandonar su hogar, sino que se siga desarrollando en su entorno habitual y con sus personas cercanas.

¿Qué ventajas tiene esto?

  • Atención personalizada e individualizada.
  • Compañía en todo momento.
  • Control de la medicación.
  • Aseo personal (ducha, vestirse, higiene bucal…)
  • Cuidados en la dieta alimenticia.
  • Acompañamiento continuo (permanente o durante unas horas).
  • Se le obliga a mantenerse activo física y psíquicamente (mejora del estado anímico).
  • Tranquilidad para la familia de saber que pueden seguir con sus vidas a la par que atienden a su familiar.
  • Tipo de cuidadores

Los cuidadores a domicilio pueden ser externos o internos, según se requiera.

Los cuidadores internos son aquellos que:

  • residen en el mismo domicilio donde desarrollan su trabajo;
  • las familias se hacen cargo de su manutención y alojamiento;
  • requieren de 36 horas de descanso consecutivas;
  • ofrecen una atención permanente (24 horas al día, toda la semana).

En cambio, los cuidadores externos:

  • suelen trabajar por horas o días;
  • no residen en el domicilio del mayor;
  • los que tienen entre 20 y 35 años constan de más formación, pero los de 35-55 años disponen de más experiencia;
  • y suelen trabajar de 10 a 40 horas semanales. DIARIO Bahía de Cádiz

Otras noticias...

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.