DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Los empadronados fantasmas del señor Beardo

CARTA AL DIRECTOR enviada por: Manuel Guerrero, de El Puerto

A finales de un verano convulso para nuestra corporación municipal, a nuestro alcalde influencer, se le ocurrió una gran idea de marketing, para intentar demostrar que El Puerto salía reforzado de la pandemia y así de camino maquillar un poco más su falta de gestión. Con gran orgullo, anunciaba que el padrón había crecido en 4.000 nuevos vecinos. Incluso algún medio afín, entrevistaba a uno de esos vecinos y llegaba a afirmar que había un incremento en las matriculaciones en los centros escolares privados. Vamos, que los 4.000 eran del taco ¡Qué maravilla!

Cuando vi esas noticias, sobre tantos empadronados me resultó difícil de creer. Con la pandemia los servicios municipales, ya de por si con problemas de personal previos, no habían podido funcionar al ritmo deseable y Estadística, no pensaba que fuese una excepción. ¿Cuatro mil empadronados en cinco meses de pandemia? No me cuadraba ¿Mentía nuestro alcalde una vez más? Voy a hacer un spoiler: Sí, no son ni 300 más.

Solicité información en el propio Ayuntamiento (pero no pregunté ni a Germán, ni a Curro, que también se apresuró a utilizar la noticia de los 4.000 para vender El Puerto como destino de turismo permanente, una incongruencia en el propio concepto), fui preguntando a diferentes autoridades públicas y todos me decían lo mismo, esa información no es real. Así que les solicité que me consiguiesen la información precisa. Entre tanto y gracias a esa mentira original del gobierno de Beardo, el típico intelectual de Telecinco sube la apuesta y pareciéndole poco los 4.000 anunciados por el alcalde, afirma que la ciudad ha multiplicado sus habitantes por 4, o sea, 354.812 empadronados ¡Viva el vino! Que diría M. Rajoy.

Por desgracia, la realidad es bastante más aburrida y decepcionante. En base a un informe emitido por el propio servicio de Estadística del Ayuntamiento se explica dónde está la trampa de los datos que Germán nos ha ido contando. Para medir los empadronados se usan dos bases de datos, la del PMH (Padrón Municipal de Habitantes) y la del INE (Instituto Nacional de Estadísticas) dichas bases lo ideal es que coincidiesen, pero no es así, ya que el criterio del INE para aceptar modificaciones es más exigente. Vayamos a los datos: A 1 de enero de 2020 según el INE teníamos empadronados 88.703 y según el PMH teníamos 92.128. El 1 de enero ya existía esa diferencia de 3.425 entre una base y otra. En noviembre de 2020 la población inscrita era de 92.393 personas. Por lo tanto, el aumento real de empadronados según el PMH es de 92.128 a 92.393 o sea, un aumento de 265 empadronados. Lo dicho, ni 300.

La diferencia entre el PMH y el INE no son empadronados nuevos, según el propio informe es: “un desfase crónico en nuestro Ayuntamiento por diversas causas”. Falta de personal para actualizar datos o subsanar errores que el INE no les acepta o aplicar los procedimientos que den de baja a todos los inmigrantes que se dieron de alta hace años y se fueron sin comunicar la marcha. Germán, lo que hizo fue usar bases de datos distintas para realizar sus cálculos, resto los empadronados en el PMH a los del INE, en vez de comparar entre el mismo PMH que es donde se puede apreciar la realidad de la variación. Vamos, hacer trampas al solitario y luego decir que ha ganado la partida. Esto es un alcalde “preparao”.

Parece ser que nuestro alcalde no se da cuenta de que el marketing bien usado es positivo, pero cuando lo que se vende es mentira se te acaba volviendo en contra. Tratar a los ciudadanos como estúpidos puede funcionar un tiempo, pero no dura eternamente y no suele durar los cuatro años de un mandato gobernando en minoría. DIARIO Bahía de Cádiz

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.