DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

publicidad

FOTO: DIARIO Bahía de Cádiz

“Se te está olvidando lo que es vivir”

Una función shanwi la decimocuarta de preliminares del COAC 2019, con lo mejor al inicio y al final: el coro de los estudiantes se planta en plan hippie, igual de musical, fresco y reivindicativo pero menos bailongo con ‘La nueva era’; y ‘Brigada amarilla (agüita con nojotros)’, el cuarteto del Morera… en su línea. Además, muy escuchables las comparsas ‘La Sagrada Familia’, ‘La comparsa del guía’ y ‘Tattuaje’

DÍA 14 (14ª CLASIFICATORIA). 

¿Hoy es viernes? ¡Hoy es viernes! Pues se parece mucho a un martes, primo… También toca Falla, la decimocuarta sesión de clasificatorias del Concurso Oficial de Agrupaciones Carnavalescas de Cádiz (el COAC 2019). ¿Viernes? ¡Bahhhh!

Una función shanwi, con lo mejor al inicio y al final: el coro de los estudiantes se planta en plan hippie, igual de musical, fresco y reivindicativo pero menos bailongo con ‘La nueva era’; y ‘Brigada amarilla (agüita con nojotros)’, el cuarteto del Morera… en su línea, oponiendo al Alegría y al Desagradable. Además, muy escuchables las comparsas ‘La Sagrada Familia’, ‘La comparsa del guía’ y ‘Tattuaje’.

El fiscal, nuestro censurador a domicilio, se me ha colado con una tarta en el foso y treinta y siete velitas: hoy es el cumpleaños del Gabriel Rufián, el político más odiado por los odiadores pofesionales de tu EspÁña. Pocos cuplés demagógicos y populistas le caen al shavá… Maripili, rempújame, tira de la palanca y que caiga este cronicón hecho bola, traga traga… Pero antes, un momentito que viene el Yuntamiento de Cádi a adoctrinarnos.

 

‘La nueva era’, yesterday en batea

Las 20.09 horas. Arriba el telón. Un poco de ambiente hippie, han visto la peli ‘Hair’, para despertar. Saca los tripis, niña… “hoy empieza una era de amor y libertad… déjate llevar, ama y sé libre, aprende a soñar, a vivir a vivir…”. Por ahí anda la puesta en escena musical, autobús aparcado incorporado, del coro de los estudiantes, ‘La nueva era’, con letra de Antonio Bayón y música de Rubén Cao. Un piropillo de contradicciones en el primer tango, y esa Cádi que enamora y que duele, la que embelesa y la conformista que “de vez en cuando te ciega el color morao”. Cádi, “mi margarita por deshojar”. La interpretación flipada es continua… “La universidad hoy está de saldo…”. Letra desempolvando el asunto de los máster regalados en la famosa Juan Carlos I, y los políticos colocados que presumen de esos títulos comprados y tienen la cara de cemento para pedir a la plebe estudiantil “que en esta vida nada se logra sin esforzarse”. En la tandita de cuplés, Judas con redes asociales, y disgustaos con eso de que el Arturo Fernández no quiere venir a actuar a Cádi, se ve que tiene un trauma de cuando está en la cama con una chatina… “y tú acabas respondiendo, ya no podemos ya no podemos”, jejej. Vente a mi comuna y revive los sesenta, libertad y revolución, ya verás si tú te vienes, que los sesenta, lo mejor fue el sesenta y nueve. Las músicas del idealista y adictivo popu retrotraen a aquella época de sexo, droga y rockanroll, no hagas la guerra y haz el amor… donde se hace apología de la Vida, con mayúsculas, y del amor si etiquetas y en libertad… “jamás verás mis manos llenas, porque mi fortuna es reír, es sufrir, cada día como yo elegí… se te está olvidando lo que es vivir…; aún hay motivos para creer en un mundo nuevo, a que cambien las reglas de juego, donde no gane siempre el mismo, donde no haya miedo a soñar despierto, donde las miradas hablen más que matan, donde no se venda la libertad, donde los tequieros no se mendiguen por compasión, donde quererse no sea un error… quiero un mundo nuevooooo”. Por querer… El fiscal llama a la unidad antivicio, para ponerles los pies en la tierra. Qué amargao el tío.

‘Los fantasmíbiris mamarrachíbiris del templo de las coplíbiris’, sin embargo tesquiero

Seluuuu, ya me ha despertao tu hermana. Los muchos muchos fantasmas del Falla se echan unos cantesitos asomaítos al borde del escenario… “que si yo tuviera vida, por ti moriría de nuevo, Cádi, enamorado de tuá”. Raruno ese holaquéhay de la chirigota trabalengüiti del Noly ‘Los fantasmíbiris mamarrachíbiris del templo de las coplíbiris’, con Moisés Serrano Bruzón y José Antonio Rodríguez Fierro firmando la letra, y César Augusto Dos Santos Cañas y Manuel Sánchez Alba, la música. Mucho mucho amol desprende ese primer pasodoble, amol por el estilo chimpún chimpún, por Cádi, y por su fiesta… “qué tienes carnaval que por ti pierdo el sentío… pa faltar me tendrían que matar”. Andalusía cuidando con uñas y dientes a sus ocho niños frente a los que insultan al sur en la otra letra… “to te lo consiento, menos que a mi mare la intentes faltar… mientras, otros piden independencia, aquí sólo queremos trabajo y decencia…”. En la tanda de cuplés, “Sanlúcar en censo tienen más papas que gente… que hasta el Papa Francisco no es de Argentina, es de Sanlúcar”; y una hija reguetonera… y algo que cuelga por ahí… Tú es que ves fantasmas, donde no los hay. Popu simpaticón surtidito de pamplinas variadas, “y to el duende colorao…”, para acabar con un “por más carnavales que pasen no van a quererte como yo te quiero”. Esto te lo dicen todos, Cádi, no sufras. No dan miediti, asiente el fiscal.

‘La Sagrada Familia’, en construcción

Con alzacuellos. “Manos a la obra que hay tanto por construir, para que haya futuro cuando me vaya de aquí… ya no creo en la iglesia, sólo creo en mi pueblo…”. Entran estos particulares curas obreros de fantasía de la comparsa de Barbate ‘La Sagrada Familia’. Antonio Reyes, José Manuel Cardoso y José Leandro Torres comparten la letra y la música. La familia camino del templo… “se palpan los milagros en cada esquina, porque la gracia divina la traen de casa los fieles…”. Una primera letrilla acordándose de la religión cadista con Mágico de dios y creyentes de toda la provincia en el Carranza, cada domingo rezumando fe. Singular. Y a la iglesia-inmobiliaria se le sacan los colores en el segundo pasodoble… “pa qué quiere tantas fincas la iglesia, si después al que le hace falta se le muestra la puerta cerrá…”. En el segundo cuplé se ayudan de uno de los integrantes de la chirigota reguetonera… “otra vez Barbate y chocolate, qué pesao, que eso está mu trillao…”. Ofendiditos con tacto, y razón. Yo te confieso que fue por mi culpa, por mi culpa, por mi gran culpa. Dando más palos a la iglesia y todo el falserío que gira alrededor, tan alejada de la calle, en ese pupurrí buenista y bien cantado que apuesta por la comunión de los de abajo para salir del boquete… “es nuestra canción, la de un pueblo levantado en oración…”. El fiscal sentencia: amen.

‘Los despegaos’, embotellados

Presentación presentación… “cuando este bareto se queda vacío, salgo de la botella que tú te has bebío, las etiquetas forman el lío…”. Momento de la chirigota de Alcalá de Guadaira ‘Los despegaos’. La autoría de la letra la comparten Eleazar Fernández y Francisco Manuel Piña, mientras que la música la pone Francisco Javier Ferrer. Recurriendo a marcas de bebidas para darle un repasito a este país, pasando por Barceló, Cruzcampo, Cacique, Legendario, Soberano… “esta España está harta de sufrir está resaca”. Mezclando ¿en horario infantil? Clase ancha de geografía andaluza y cantes en el riachuelo del segundo pasodoble, siguiendo al Guadalquivir. Un cuplé sufre con aquello de tener que pagar las bolsas de plástico, y otro igualmente de garrafón… Bebe bebe bebe bebe bebe… otra vez borracho, otra vez en el suelo, la culpa será del yelo. Panegírico a “beberse hasta el aguarrás” en un popurrí más pero defendido… “el mundo se divide en dos, los que beben sólo cruzcampo y los que dicen, la del Mercadona también está buena”. Botellona de carnavá, ehh, que era una metáfora. El fiscal no se lo cree. Se vuelve pa Bajadoz, ¿no?

‘La comparsa del guía’, sin cruz

No suenan truenos, son papelillos, forastero. Pisa las tablas ‘La comparsa del guía’, desde Las Cabezas de San Juan… “soy un pobre cicerone atrapado por febrero”. Febrerillo loco, ayy… ¿Con sombrero? Con sombrero. Raúl Sánchez Sánchez pone la letra y la música. El pasodoble de serie pidiendo perdón por venir sin ánimo competitivo, que no falte… “yo canto esta noche con mi amigo a mi lao… yo no vengo a demostrarte, yo solo tenía un sueño… mi corazón se moría por cantarle, al Fallaaaaaa”. Cacos escondidos tras la bandera en la otra letrilla acertada y mucho más sustanciosa… “te robo en nombre de España como buen patriota, tú me entenderás… arriba las manos, hagan lo que digo, sus derechos a esta bolsa, dignidad a la otra, y después canten el himno conmigoooo”. Ikea “y aquí te quea, así te quea” te vale para un cuplé, o dos… Pero llámame de una vez corazón, que me muero por estar siempre a tu vera. Pues son los que más saben del mundo mundial de carnavales, ehhh, lo apunta ese popu digno al que le sobra con el sur, los otros tres puntos cardinales pa qué… “ya conocen los rincones que tiene mi paraíso, en mi barrio nadie te pone fronteras… pa que quiero más fortuna, que vivir en carnavaaaaá”. El fiscal deja propina.

‘Tattuaje’, el vino en un barco de nombre extranjero

Se llama copla, sí. O no.  “Yo vivo para el pueblo, que es mi pueblo y mi bandera… ante tus coplas me rindo para traerte mi copla, para rendirme a tu copla, para entregarte esta copla…”. Con un tipo que es un resumen de la EspÁña que reniega de la otra, y viceversa. Curiosos esos pasodobles con remate coplero, aaaaaayyyy. Un grito el primero en pos del feminismo combativo rebelado frente al patriarcado que asesina, y que sea algo más que una voz efímera en un repertorio… “que no busco una venganza en nombre de la mujer, que ya no tenemos miedo, no nos mates a ni una más”. Al fin, una agrupación con pluma de mujer: escrita por María Núñez García, con música de Cristina Calle Cordero. Ole. Y el amor de dos mujeres protagoniza sin tapujos el otro pasodoble… “que no puede ser un delito, que amarse no es un delito, delante de los demás”. En los cupletillos, “mi Paco tiene to el arte… pero hace dos cosas y se carga cuatro”, ajá; y la gente maravillosa de Andalusía, aunque vota lo que vota…, ¿emm? Pero cuando el tresporcuatro suena, mi copla es carnavalera. “Que no se muera la copla, en tu corazón la herencia y en mi alma un tatuaje”, sentencia ese popurrí tributo a Quintero, León y Quiroga, con compromiso y bata de cola, una fusión bien chocante. El fiscal también tiene un tattuaje, to malagge.

‘Estamos en venta’, ele

En la Venta En-Vargá nos adentra la chirigota aflamencada de Algeciras ‘Estamos en venta’, con el Habichuela, el Turronero, el Chocolate, el Terremoto, Juanito Villar, Fosforito… “que van cantado por todas las ventas, donde tu comes con tus chiquillos y con tu parienta”. Sergio Saavedra escribe el repertorio y Celestino López lo acompaña con su música. Por Antonio Cortés Pantoja Chiquetete ese primer pasodoble a título póstumo. Y el temita de la custodia compartida y las famosas denuncias falsas que tanto promociona la derecha, en esa queja del otro pasodoble, que se lamenta que se les juzgue por el mero hecho de ser hombres y no por los hechos. Han dicho. Por Chiquetete, aro. Tirititrán trantrán. Los cuplés son dos, dos, pero vaya dos… la atmósfera está fatal, y las bolsas están mu caras; y “ahora todo lleva gluten, lo llevan hasta los ruter”. El estribillo tiene un quejío que te enamora, po que lo cante Rita la cantaora. El pupurrí no vende ni una cinta. Mu malamente… “ahí está la múa limpia, recién duchá”. El fiscal está avisando al juez de guardia.

‘Brigada amarilla (agüita con nojotros)’, buenos días, tú

Y recogiendo los últimos papelillos de la función, el cuarteto del Morera ‘Brigada amarilla (agüita con nojotros)’. Con autoría tripartita: Manuel Morera, Iván Romero y José Carlos Mení. Primera parodia para poner en situación. Un camarero del Bar El Pringue; el Alegría, un optimista nato… “to fuera eso, tú sabe el ratito que hemos echao en el tanatorio”; y Manolito el Desagradable que se queja por to… “buenos días Manué… buenos días, túuuuu, que me provocasssss, me merezco yo que me dé los buenos días”. Y tras pamplinas varipintas, llega un inspector de sanidad… “si te mira la freidora te cae pena de muerte”. Y el Malapata, otro que viene de Turquía, de ponerse pelo, que acaba alarmado por un incendio en su casa. Vaya, resulta que el Alegría y el Desagradable son bomberos. El fuego, pa después de los cuplés, que se espere el del balcón: la diferencia entre el Cádi de la Teo y del Kichi, es que antes la gente iba a sellar el paro en autobús y ahora va en bici; y el otro enfermizo con los carnavales, hasta en el tanatorio. Llama llama, llámate a un curandero que te han echado un mal de ojo. Continúa la parodia en el tema libre, y se les olvida la manguera; y cuando la tienen, es más corta… “que viene la ola”… pero les han cortao el agua a los bomberos, por dos níperos… Con golpes menos y más acertados, y con el Morera y el Mení llevando el peso cómico y antagonista. Nada nuevo, para los fans, para los que no encuentran aquí cuarteto que valga, y para los que se ríen porque tienen su arte sin posicionarse. Quizá, menos histrionismo que en el pasado… “Que no se apague nunca esta llama de carnavaaaaa… nino nino ná”. Al fiscal también le llaman el mangueraaaa. Fin de la cita.

La 1.02 horas. Baja el telón. Fiscal, asómate al mundo y dime si hace frío… ¡qué en Cádi no hace frío, hace humedad! Y mientras recojo la caña, una frase célebre sequita sequita: “¿Qué le importa su vida a quien sus ensueños le permiten disponer del tiempo y del espacio?”, dicen que dijo el poeta francés Henri de Régnier. Poeta tenía que ser… ¡buenos días, tú! Dany Rodway


INFORMACIÓN CARNAVALESCA RELACIONADA

· Los PUNTOS del Jurado ‘poco oficiá’, AQUÍ
· Todas las crónicas del COAC 2019, AQUÍ
· Las FOTOS del COAC 2019, AQUÍ
· El ORDEN DE ACTUACIÓN de las preliminares, AQUÍ
· También estamos en FACEBOOK y TWITTER, ¿te sumas?






Otras noticias...

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.