DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Chirigota: ‘La maldición de la lapa negra’

PASE DE LA GRAN FINAL

Escarba, escarba, que ya emerge ‘La maldición de la lapa negra’. Péscanos, Manolito. O fríenos vuelta y vuelta. Dos para bingo… “Vengo pa cantarte, antes que llegué la hora, que mi cuerpo acabe a rodajitas en la freidora…”. La Viña is singing and dancing. ¡Vamo a aligerarnoh, que ya está acostá hasta la que da los horóscopos en Telecinco! Repe el primer pasodoble de la tanda, naciendo y acabando en el mismo punto… “con la maldición de vivir siempre en la Caleta, sabiendo que no puedo estar lejos del mar… yo me siento tan extraño aquí, en mi propio país, en donde el sabor gaditano o se ha olvidado o se ha perdido,… si el público cambia y los gustos cambian que me manden a hacer puñetas, que yo seguiré cantando en la orillita de la Caleta”. Fuuuua, el segundo se lo cantan al capitán, y medio teatro se echa a llorar… “un día piensas que eres un ser invencible, inmortal, que lo que le ocurre a los otros en ti es imposible, hasta que en tu vida se cuela la puta enfermedad… aunque luego en tu soledad la palabra no te deja en paz, porque de un día para otro mi vida entera se me derrumba… no queda otra que tirar palante, que lo que sea te coja luchando… que por una cosita mala hay a tu lado mil cosas buenas”. Dos horas de aplausos y el Santander no sabe dónde meterse. Ánimo, peperoni. “Po va a ser que Paquirrín es el más listo de los hermanos”, dicta uno de los cuplés, repe. El otro, intolerante a los huevos duros, o cerca. Pero jamás jamás jamás, de pescao blanco en un hospital. “Nadando voy, nadando vengo… ya me voy pa la Caleta, que pa la Caleta ya me voy… bendita maldición”. Bendita. Bendita seas…

(extracto de la crónica de la gran final del COAC 2019, AQUÍ)


PASE DE SEMIFINAL

Sol mi sol faaaa… mejora eso en aguatapá, Manolito… “vengo pa cantarte, antes que llegue la hora, que mi cuerpo acabe a rodajitas en la freidora… vive la vida, y vive el carnaval, y vive Cádiz, que es una bendicióoooon”. ¿El Carlito no sale hoy a la superficie? No ni ná. Sol mi, sol faaaaa. Canta ‘La maldición de la lapa negra’, canta la Viña… ¿toda? Andalusía, y sus claroscuros, de primer plato… “presumo de ser andaluz por los cuatro costaos, conservo una forma de hablar que es pura y natural, me siento ser de una tierra especial… pero al llegar las elecciones, somos los reyes de las abstenciones, y ahora pa colmo llega el derechismo… esto no se impide rezando a una virgen o cantando por chirigotas, esto sólo se consigue si Andalucía, a ella misma por fin se vota”. ¿Al difunto Partido Andalusista? Y menudo en el siguiente, menudo pasodoblón, a lo que más conocen… “seria tan sólo una playa entre dos castillos, sería tan sólo un barrio obrero y sencillo, sería otro barrio más encalao de problemas, si no fuera que no hay pareja más perfecta que la Viña y su Caleta… se cuidan, se aman, como dos hermanas, sin una la otra no es nada.,. , por eso mi sangre es salada, y la Caleta, como mi madre, pa mi es sagrada”. ¡Grasias! Soltando los cuplés, a hacer daño… Palomas, gorriones, gaviotas, dando porculo en las terrazas gaditanas…; y los peces también afectados por “la urtaderecha”, para acabar con un “ella me da una vox, y ya estoy yo medio acohonao”.  Pero jamás jamás jamás, de pescao en blanco en un hospital. “Ángel León, Ángel León, hace piruletas de cazón, pamplinas que no se come ni… Ángel León…; nadando voy, nadando vengo, y en los charquitos yo me entretengo…; a taquito a taquito a taquito, los japoneses me hacen a taquito…; ya me voy pa la Caleta, sí, que pa la Caleta ya me voy… bendita maldición”.

(extracto de la crónica diaria de la 3ª semifinal del COAC 2019, AQUÍ)


PASE DE CUARTOS DE FINAL

“Vengo pa cantarte, antes que llegue la hora, que mi cuerpo acabe a rodajitas en la freidora…”. Saluda el Manolito Santader, emergiendo de las aguas de la Caleta… “y vive Cádiz, que es una bendicióoooon”. ¡Buenas noches, señores! De cine la primera letrilla, hastiada de que Cádiz siempre sirva para la misma película… “no dudo que mi ciudad sea una ciudad de cine, y que mi provincia parezca un plató natural…”, pero las tramas, los argumentos, “hacen que to lo de Cádiz tenga un tufillo a tercermundismo, y todo eso es una injusticia… el gaditano estudia y trabaja, y sufre la imagen que se le ha colgao… que estamos hartos de ser los malos”. Que sí… Y otro pasodoble que pasa de la ilusión al cabreo por el clasismo de esta sociedad, donde triunfa el enchufado, el corrupto, el que paga… “tan sólo pensaba en ahorrar igual que una hormiguita para que su hijo pisara la universidad, después de tanto estudiar, de tanto luchar, el máster y el doctorado quien lo han ganado son padre e hijo…”, pero en frente están los títulos regalados a políticos y ricachones, y claro, “está to estudiado y manipulado pa que siempre triunfen los mismos, y que los más preparados, y vayan al paro, sean nuestros hijos”. Lamentos con cazón en ambos; o sea, con razón. El poblema de las toallitas y la red de saneamiento encharca un cupletillo, y ahí anda una piba sin bragas que ha dejado de usarlas, “y ahora lleva en el toto un guardabarro de bicicleta”, iiiiim. Y son como hermafroditas, “según el día tengo chochete o tengo pichita… un día yo tengo hueva, el otro yo tengo huevos…”. Pero jamás, jamás jamás jamás, de pescao en blanco en un hospital. El Ángel León hasta hace menudo con los recorte de un flotador… Popu gastronómico, pero en el menú pescao, sólo pescao… que se despide, ¿lo dudabas?, con baño caletero, “donde estallan en sus rocas mis coplas de carnaval… vente conmigo chiquilla, y en la orilla te entrego amores chirigoteros… pa la Caleta voy, bendita maldicióooon”. El fiscal le tiene miedo a tantas espinas. Y a los mascasos. Sal de ahí, que te cae un piñaso, verá.

(extracto de la crónica diaria de la 6ª cuartos de final del COAC 2019, AQUÍ)


PASE DE PRELIMINARES

Y apuntalando la función, la luna lunera de Manolito Santander… “vengo a cantante, antes de que llegue la hora, que mi cuerpo acabe a rodajitas en la freidora… y vive Cádi que es una bendición”. Documental de pescaítos caleteros el que trae en la mochila la chirigota ‘La maldición de la lapa negra’, con el Santander y José Manuel Sánchez Reyes en la autoría. Un primer pasodoble para profundizar en el estilo, en las convicciones de uno, en el sello propio…  “con la maldición de vivir siempre en la Caleta, sabiendo que no puedo estar nunca lejos del mar… yo me siento tan extraño aquí, en mi propio país, donde el sabor gaditano se ha olvidado o se ha perdido… si los gustos cambian que me manden a hacer puñetas, que yo te seguiré cantando en la orillita de la Caleta”. Y más metacarnaval, con pena y rabia, por los que sólo ven en este concurso dinero… “creía que este carnaval era algo más sencillo, ahora me piden papeles en vez de papelillos, Hacienda, negocios y cotizaciones…. menos mal que hay otro carnaval, que en septiembre se vuelve a asomar, donde no llaman a la puerta los inspectores, con tos sus cuentos… porque el carnaval genuino, el verdadero, no tiene precio”. Enorme la musiquilla, pulpo. Pantojil y un primo bastante obeso, del carril bici al carrilfú, en esa tapita de cuplés, con un estribillo sabrosón… Pero jamás, jamás jamás jamás, de pescao en blanco en un hospital. Bajo el mar el popurrit pescaero, con el Ángel Léon dejándoles sin algas, que te hace un plato hasta con recortes de un flotador, nadando voy nadando vengo, y los primos pijos de piscifactoría acabarán a la venta en el Mercadona… “que yo soy un shushi, sí, el shusi tu hermana… ya me voy que sube la marea, pa bañarme en sus aguas… en donde con las olitas mis penas se van, donde encallan en sus rocas mis coplas de carnaval… pa la Caleta voy, bendita maldición”. Pa comérselos, con su piriñaca al lado. Esto sabe y huele a Cádi. Desde que el Manolito pisa las tablas sin presión y auto-presión, todo sale mucho más auténtico. Disfrutan ellos, y nosotros. El fiscal se comía ahorita una acedía. DIARIO Bahía de Cádiz

(extracto de la crónica diaria de la 17ª clasificatoria del COAC 2019, AQUÍ)


FICHA DE LA AGRUPACIÓN

Chirigota: La maldición de la lapa negra

Localidad: Cádiz
Autoría Letra: Manuel Santander Cahue y José Manuel Sánchez Reyes
Autoría Música: Manuel Santander Cahue
Dirección: Carlos Pérez Pérez
Representante Legal: Manuel Santander Cahue


Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.