DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Los centros de salud El Olivillo y La Merced atenderán a pacientes del Mentidero mientras se le busca una solución al anticuado ambulatorio

Mientras se sigue buscando una solución al obsoleto centro de salud de Mentidero, en Cádiz, se ha decidido reorganizar la atención a la población adulta de las zonas del centro histórico, una medida extraordinaria que tiene como objetivo fundamental garantizar la seguridad de profesionales y usuarios de dicho ambulatorio. De este modo, la asistencia médica se traslada parcialmente a los otros dos centros de intramuros, El Olivillo y La Merced.

Mientras se sigue buscando una solución al obsoleto centro de salud de Mentidero, en Cádiz, desde el lunes 21 de junio el Distrito de Atención Primaria Bahía de Cádiz-La Janda va a reorganizar la atención a la población adulta de las zonas del centro histórico, una medida extraordinaria que tiene como objetivo fundamental garantizar la seguridad de profesionales y usuarios de dicho ambulatorio.

En este punto, la Junta recuerda que está trabajando “hace tiempo”, en virtud de su Plan de Infraestructuras, en mejorar las condiciones del centro de salud. Y se ha llegado a plantear el traslado de la actividad asistencial del Mentidero a un inmueble vecino, ubicado en los números 8 y 9 de la plaza de Mina, “para lo cual se están realizando todas las gestiones oportunas”. No obstante, y teniendo en cuenta la necesidad de ofrecer una “respuesta inmediata”, desde el Distrito, y de forma consensuada con los profesionales, se ha decidido trasladar parcialmente la atención a los otros dos centros de salud de intramuros, como son La Merced y El Olivillo.

Según se ha informado a DIARIO Bahía de Cádiz, la delegada territorial de Salud, Isabel Paredes, y el gerente del Distrito, Manuel Ortega, han mantenido un encuentro con los representantes de los profesionales del centro de salud problemático, al objeto de hacerles partícipe de todas las gestiones realizadas.

Como se ha puesto de relieve en dicha reunión, toda la actividad asistencial se gestionará de igual manera que en el ambulatorio propio. De esa forma, la documentación que se genere en los otros centros alternativos (como partes de baja, peticiones de analítica, derivaciones, entre otros) se remitirá al día siguiente por correo interno al centro de Mentidero, donde los pacientes podrán recogerla.

La atención médica será prioritariamente telefónica, aunque si el médico considera oportuno citar presencialmente a un paciente por consulta no demorable, lo hará en el centro de saludo alternativo en el que se encuentre ubicado. Así, cuando se cite a un vecino a consulta presencial, el profesional, que será el habitual, debe especificarle claramente el lugar y la hora donde se realizará dicha consulta presencial para evitar confusión de forma anticipada.

Además, todas las urgencias serán atendidas por el personal del centro donde se presente la persona que demande la asistencia, al igual que venía sucediendo. Si tras su valoración, se determina que es posible su asistencia en su centro de adscripción, se le facilitará la información para obtener la oportuna cita en su ambulatorio.

Los avisos a domicilios y visitas domiciliarias programadas no sufrirán cambios. Y además, el resto de la cartera de servicios y agenda de enfermería también programada (extracciones, EKG, consulta de crónicos, vacunas, etc.…) se seguirán prestando en el mismo centro de salud Mentidero.

De cara a disponer de consultas suficientes para los profesionales de Mentidero que se desplazan a La Merced, y con el consenso de los profesionales y del Hospital Puerta del Mar, se ha decidido además trasladar al Hospital de San Carlos de San Fernando las consultas de la Unidad de Atención Infantil Temprana.

Tanto desde la delegación territorial de Salud de la Junta como desde la dirección del Distrito Bahía de Cádiz-La Janda se quiere destacar que esta reorganización “responde a unas circunstancias excepcionales” y agradecen la colaboración del personal sanitario y la comprensión de la ciudadanía en estos momentos, “en los que todas las decisiones se realizan buscando garantizar la seguridad de profesionales, pacientes y usuarios”.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.