DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

El equipo de Gobierno gaditano realizará una donación económica para que los centros educativos públicos cuenten con medidores de CO2

A raíz de una reunión entre la concejala de Enseñanza del Ayuntamiento de Cádiz, y la Coordinadora de la Escuela Pública y la Flampa Gades, para abordar la situación que están viviendo los centros educativos con motivo del frío y la necesidad de mantener abiertas las ventanas y puertas por la pandemia del coronavirus, el grupo municipal de Adelante Cádiz ha aceptado hacer una donación económica para que se adquieran medidores de CO2 para los colegios e institutos públicos, ante la inacción de la Junta.

A raíz de una reunión virtual mantenida entre la concejala de Enseñanza del Ayuntamiento de Cádiz, Ana Fernández, y representantes de la Coordinadora de la Escuela Pública y de la Flampa Gades, para abordar la situación que están viviendo los centros educativos de la capital con motivo de la persistente ola de frío de estos días y la necesidad de mantener abiertas las ventanas y puertas de las aulas por la pandemia del coronavirus, tal y como establece el protocolo sanitario para las escuelas, el grupo municipal de Adelante Cádiz ha aceptado hacer una donación económica a las asociaciones de padres de alumnos para que adquieran medidores de CO2 para sus colegios e institutos públicos.

“La responsabilidad es la Junta de Andalucía, pero viendo que no está haciendo nada por el bien del alumnado ni del profesorado, hemos decidido, una vez más, mostrar nuestro apoyo con hechos a la comunidad educativa de la escuela pública, de manera que se pueda comprar al menos un medidor para cada uno de los centros públicos de la ciudad”, anota Fernández en un comunicado remitido a DIARIO Bahía de Cádiz.

A colación, el concejal no adscrito Domingo Villero ha celebrado que el Gobierno local haga dicha donación, aunque entiende que la iniciativa surge a raíz de la propuesta presentada a pleno por él mismo y que fue aprobada por unanimidad. En este sentido, anima al Ejecutivo liderado por José María González ‘Kichi’ a tener “altura de miras, humildad y no atribuirse acciones que no surgen del despacho del alcalde, sino del seno municipal”.

En dicha propuesta, Villero hacía hincapié en la puesta en marcha de mediciones de los niveles en la concentración de partículas de dióxido de carbono (CO2) suspendidas en el aire en los espacios o estancias interiores de uso público y los datos que se obtuvieran de ellas permitiría determinar la necesidad de renovación de aire en ese espacio o estancia y determinar las condiciones necesarias para que el espacio sea saludable.

“LA JUNTA NO HA HECHO NADA PARA EVITAR O MITIGAR ESTA SITUACIÓN”

El encuentro con la edil de Enseñanza fue solicitado de forma urgente por ambas entidades, la Coordinadora y la Flampa, que además por fin fueron atendidas por el delegado territorial de Educación de la Junta en Cádiz, Miguel Andreu, “tras mes y medio esperando una reunión” que volvieron a pedir ante la urgencia provocada por las bajas temperaturas.

Trasladaron a la también portavoz del Gobierno local la “insostenible situación” que está viviendo el alumnado en las aulas, al menos la semana pasada en plena ola de frío, “con corrientes de aire y temperaturas entre los 2 y los 4 grados”, por lo que consideran necesario la instalación de medidores de CO2 en las aulas “para poder, al menos, cerrar durante un rato las ventanas de forma segura para el alumnado, ya que el medidor avisa cuando se consigue la cantidad de oxígeno óptimo, y hay estudios que demuestran que con 15 minutos que se aireen las aulas en los recreos resulta suficiente”.

Asimismo, desde la Coordinadora y la Flampa lamentan que la consejería de Educación no haya hecho nada para evitar o mitigar esta situación, “puesto que se sabía que las temperaturas iban a bajar con la llegada del invierno, como es lógico”.

Ambas partes agradecen la “voluntad de diálogo y de escucha activa” de Andreu, “además de tender puentes para un intercambio continuo de información y demandas”. No obstante, se reconoce que más allá de esa voluntad de diálogo, los esfuerzos de la Junta “son anecdóticos”, y alumnado, profesorado y personal laboral “acuden cada mañana a los centros escolares en condiciones indignas”. Al respecto, se vuelve a demandar la bajada de ratios en las aulas (más alumnos, más aerosoles) y la contratación de más profesores.

Ante esto, la concejala de Enseñanza critica que el Gobierno autonómico de PP y Cc “de nuevo va tarde y sigue improvisando, sin aportar un solo euro para poner en marcha medidas o buscar soluciones para evitar que los niños estén dando clases con temperaturas gélidas, algo que se sabía que iba a ocurrir en este trimestre del curso, con la llegada del invierno. Es vergonzoso”. Igualmente, insiste en la necesidad de “invertir en educación y garantizar el cumplimiento de los derechos de los niños, niñas y de los y las jóvenes”.

Otro de los temas abordados en la reunión vía telemática fue la campaña de escolarización para el próximo curso y en la que ya comenzó a trabajar la concejalía de Enseñanza antes de las navidades. Así, de nuevo este año el Ayuntamiento se coordinará con la Coordinadora y la Flampa para promocionar la escolarización en la escuela pública ante el período de matriculaciones. No obstante, será una campaña “algo diferente a las anteriores”, puesto que no se podrán celebrar jornadas de puertas abiertas en los centros como consecuencia del Covid-19.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.