DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

publicidad

El Carnaval de Cádiz ‘entra’ en el siglo XXI: adiós a las ninfas


El concurso de ninfas y de elección de la diosa del Carnaval de Cádiz, instaurado en los años 80 pero de raíces franquistas, dejará de ser auspiciado por el Ayuntamiento. Así lo decidía el pleno de diciembre con el respaldo de todos, salvo del PP. Una iniciativa que no parte desde ningún partido político sino de la misma sociedad, a raíz de la moción trabajada por la plataforma Por un Carnaval Igualitario, que a la vez aboga por fomentar la “participación activa” de la mujer en la fiesta. Aunque finalmente ha salido adelante la enmienda socialista.

El concurso de ninfas y de elección de la diosa del Carnaval de Cádiz, instaurado en los años 80, pero de evidentes raíces franquistas, dejará de ser auspiciado por el Ayuntamiento. Así lo decidía el pleno ordinario de diciembre con el respaldo suficiente del equipo de Gobierno, PSOE y Ciudadanos, y el voto en contra del PP. Una iniciativa que parte no desde ningún partido político sino de la misma sociedad, a raíz de la moción trabajada y presentada por la plataforma Por un Carnaval Igualitario.

Con todo, la propuesta aprobada finalmente ha sido la enmienda de sustitución registrada por los socialistas que establece que este concurso de ninfas deje de estar bajo la organización del Ayuntamiento y la creación de una comisión participativa y abierta que debata y concrete la promoción la integración y participación de la mujer en la fiesta, y que esta comisión se haga en el seno de la Junta de Fiestas del Carnaval dentro de su competencia de creación de grupos de trabajo de los diferentes apartados del Carnaval.

Haciéndose eco de la propuesta de Por un Carnaval Igualitario, formada por diferentes organizaciones y personas de la ciudad de Cádiz “comprometidas con la igualdad entre mujeres y hombres y la coeducación y participantes y amantes del Carnaval”, la concejala de Fiestas, María Romay, destacaba que este debate “no se refiere sólo a la cuestión organizativa, sino que es una cuestión de género que va más allá del programa electoral”.

La edil de Por Cádiz sí se puede, en su intervención plenaria, hacía hincapié en que el “papel de la mujer no debe estar encorsetado en algo ornamental, ni encasillada en una figura pasiva. Es necesario crear referentes de mujeres importantes en el Carnaval y hablo de letristas, autoras, maquilladoras, componentes, diseñadoras…”

Por otro lado, Romay acusó a la derecha de “echar balones fuera y no pronunciarse firmemente sobre la figura de las ninfas al dejar esta decisión en manos de la Comisión de Fiestas. Es el pleno el que debe pronunciarse sobre el papel de la mujer en el Carnaval”, añadió.

Por su parte, la concejala del PSOE, María José Rodríguez, apuntaba que “estamos hartos de que el papel de la mujer en el Carnaval sea meramente testimonial y entendemos que la figura de la ninfa y de la diosa deben de evolucionar porque actualmente no se justifica como tal”. Rodríguez apuntaba la necesidad de que el Ayuntamiento deje de organizar estos concursos que actualmente están “desfasados”.

Y desde Ciudadanos, María Fernández-Trujillo defendía también que “cada mujer es libre para elegir su papel dentro del Carnaval pero desde el Ayuntamiento no se debe financiar porque no fomenta los valores de igualdad que debe promoverse desde las instituciones públicas”.

“PASO ADELANTE” CON CRÍTICAS AL PSOE

Tras el pleno, según se trasladaba a DIARIO Bahía de Cádiz, la concejala de Fiestas celebraba este paso y volvía a subrayar el trabajo de Por un Carnaval Igualitario para presentar el germen de la propuesta aprobada (enmendada por el PSOE), realizar una recogida de firmas que ha superado los 2.600 apoyos y reunirse en los últimos días con los grupos municipales para explicarle su iniciativa y tratar de recabar los máximos apoyos.

Romay destaca que “se trata de un paso adelante muy importante en materia de igualdad real y efectiva, más allá de lo que se pone en programas electorales” que el Ayuntamiento de Cádiz deje de organizar este concurso. “Nunca habíamos hablado de prohibir ni la figura ni el concurso, pero creemos que ninguna institución pública debe apoyar, organizar o financiar este tipo de certámenes que encorsetan a la mujer en una figura decorativa y que pone base material y simbólica a la discriminación de la mujer”, en este caso, en el Carnaval.

Eso sí, la joven edil de Fiestas advierte de que la enmienda del PSOE “es una propuesta de medias tintas, ya que deja la opción de organizar un concurso de ninfas por parte de alguna asociación o colectivo”. El alcalde, José María González ‘Kichi’, trató durante el debate de la moción que los socialistas cambiaran su enmienda de sustitución por otra de adición, pero este partido de la oposición se negó.

“QUE NUESTRAS NIÑAS SE EMPODEREN Y SUEÑEN CON LAS MÁS ALTAS METAS”

En la moción original trabajada por este colectivo social para pedir al Consistorio que deje de estar detrás de este concurso se señala que buscando en la “historia”, “encontramos su referente más lejano en la Reina de las fiestas y sus Damas, que se instaura en el año 1954, sin que se conozca la argumentación para crear tal figura. En pocos años se convierte en un agasajo para recibir a las autoridades, desde Franco y sus ministros y militares destacados, o en representación femenina de la flor y nata de las familias gaditanas de clase alta en los últimos años 70 del siglo XX”. Tras las primeras elecciones municipales democráticas, a partir de 1980, se cambia su denominación y la Reina y Damas pasan a ser Diosa y Ninfas, “en alusión de carácter mítico, mediante un proceso de selección menos elitista, pero con los mismos escasos cometidos en la fiesta, salvo hacer de hermosa figuración en cabalgatas y otros actos sociales, siempre como actrices secundarias, como son los actos de entrega de premios a los protagonistas ganadores y protocolos similares. Y así es hasta nuestros días”.

“En la sociedad gaditana, en los espacios educativos, entre las asociaciones de mujeres y de defensa de la igualdad, existe un debate acerca de la idoneidad de esta figura, no pocas veces expresado en los medios de comunicación de la ciudad e incluso interpretado en las coplas del concurso y de la calle”, se evidencia desde Por un Carnaval Igualitario.

La propuesta se detiene analizando la “arbitrariedad” de las bases “poco objetivas” del concurso existente en los últimos años, que se combina con la “las escasas funciones atribuidas” a estas mujeres una vez elegidas como Ninfas (“amenizar la fiesta, tener presencia protocolaria en los actos oficiales y representar a la mujer gaditana”). Igualmente se alude al componente “discriminatorio” del mismo, al estar cerrado únicamente a mujeres y no como una “discriminación positiva”, que “pudiera encaminarse a compensar desigualdades sexuales y de género presentes en la sociedad, sino más bien a reforzar estereotipos y roles machistas relacionados con el carácter pasivo, estético y figurativo”. Del mismo modo, se considera que, en el plano jurídico, vulnera la Constitución (“la igualdad de toda la ciudadanía, con independencia de su sexo”, apunta el artículo 14), y leyes de Igualdad.

“Entendemos que es necesario avanzar, y eliminar sin miedo la figura de la Ninfa. En cualquier caso, si se considerase necesario, podría sustituirse por otra figura que representase a la mujer en una fiesta del siglo XXI porque, no lo olvidemos, si nuestro Carnaval es tan particular y está tan vivo es por ese equilibrio armonioso entre tradición y modernidad, entre clasicismo y vanguardia, entre memoria y actualidad. Evolucionan agrupaciones, estilos y gustos, pero la Ninfa se quedó anclada en el pasado, sin evolucionar, callada, quieta, espectadora, representada únicamente como una hermosa figuración en una carroza, una azafata en la entrega de premios, en definitiva una actriz secundaria”, se argumenta en la propuesta, insistiendo en que “los poderes públicos tienen la obligación de actuar diligentemente para hacer desaparecer las bases simbólicas y materiales de la discriminación de la mujer”.

“Los poderes públicos –se insiste- deben trabajar para potenciar espacios en los que nuestras niñas y mujeres jóvenes crezcan libres de prejuicios y estereotipos asociados al género. Para que nuestras niñas quieran ser protagonistas y participantes activas de la fiesta. Para que escriban, canten, toquen y diseñen, para que miren y hablen con voz propia de sí mismas, de su ciudad y del mundo. Para que se empoderen y sueñen con las más altas metas. Para que en el Carnaval se duplique en talento y calidad gracias a la incorporación de la mitad de la población de esta ciudad”. “Un día, más temprano que tarde, una de nuestras niñas conseguirá un primer premio y romperemos definitivamente ese techo de cristal”, se sentencia.

La moción venía avalada por personas significativas del ámbito carnavalesco, académico, y cultural, entre otros, por Ana López Segovia (de Chirigóticas), Marta Ortiz (que fue ninfa en 2007), Susana Ginesta, Tatiana Sánchez, Pepe Mena (concejal de Fiestas a principios de los 80), Ana Barceló, Alberto Ramos Santana, José Marchena, Dolores Rodríguez (secretaria general de CCOO en Cádiz), Paloma García (gerente del Pay Pay), Sergio Monroy (pianista), Adela del Moral; reconocidos autores de agrupaciones como Tino Tovar, Juan Carlos Aragón, Antonio Martínez Ares, Germán Rendón, José Antonio Vera Luque, el Canijo, el Gago o Nene Cheza; periodistas como Tamara García, Mariló Rico o Libertad Paloma; o la directora de la Agencia Andaluza del Flamenco, M.ª Ángeles Carrasco.

LA PICONERA HABLA DE “LIBERTAD”

Paralelamente, la asociación de ninfas La Piconera iniciaba una campaña de recogida de firmas en señal de apoyo a la figura, defendiendo que “la mujer gaditana tenga libertad para elegir de qué forma quiere participar en la fiesta, ya sea como autora, componente, artesana o ninfa”.

Este colectivo argumenta que este concurso debe mantenerse “por su generación de empleo, porque es un concurso demandado, porque no denigra a la mujer, porque desde la libertad participan de la fiesta grande de la ciudad. Y sobre todo que no nos priven de libertad y obliguen de cómo, cuándo y forma de participación en el Carnaval”. Apenas se han alcanzado 400 firmas virtuales de respaldo a través de change.org hasta el momento.


(puedes comentar esta información más abajo)



Otras noticias...

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.