DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

“Momento histórico en los astilleros gaditanos con 14.000 empleos”, según Sanz, que repite que el contrato con Arabia “se está ultimando”

El delegado del Gobierno en Andalucía ha subrayado el “el momento histórico” que, entiende, atraviesan los astilleros de la Bahía de Cádiz, “el de mayor actividad de las últimas décadas”, al tiempo que ha subrayado el esfuerzo comercializador realizado por Navantia a nivel internacional, “que ha permitido diversificar la línea de trabajo de las diferentes plantas hasta generar, en la actualidad, 14.000 empleos”. Sanz ha visitado la planta de Puerto Real, con faena, como la de la capital; no pasa igual con la de San Fernando, que sigue esperando ese controvertido contrato de corbetas para Arabia Saudí que se ‘vende’ una y otra vez, pero nunca se concreta.

Ahora que el astillero de Navantia Puerto Real ha informado en los últimos días del avance del segundo petrolero de los cuatro que tiene contratados, y de sus primeras pruebas alrededor de la fabricación aditiva (o impresión 3D) como parte de su transformación hacia el llamado Astillero 4.0, y todo en un momento en el que la empresa pública y los sindicatos ha comenzado a negociar al fin el nuevo Plan Estratégico de la compañía naval, la planta de Matagorda ha recibido una nueva visita de políticos.

En este caso, el que se han enfundado el mono es el delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, que a su vez es presidente del PP provincial; y ha destacado “el momento histórico” que, entiende, atraviesan los astilleros de la Bahía de Cádiz, “el de mayor actividad de las últimas décadas”, al tiempo que ha subrayado el esfuerzo comercializador realizado por Navantia a nivel internacional, “que ha permitido diversificar la línea de trabajo de las diferentes plantas hasta generar, en la actualidad, 14.000 empleos directos, externalizados e indirectos”.

Sanz, según se ha trasladado a DIARIO Bahía de Cádiz, ha hecho estas manifestaciones durante la visita que ha efectuado, acompañado por el subdelegado del Gobierno en Cádiz, Agustín Muñoz, y de otros políticos de la derecha, y el director de Navantia Bahía de Cádiz, Pablo López, para conocer la actividad de la planta y la marcha de los trabajos de construcción de los cuatro petroleros tipo Suezmax contratados con Ondimar.

Así, ha conocido la obra finalizada del primero de estos petroleros, que saldrá a pruebas de navegación en los próximos días. Según ha anunciado al término de la visita, está previsto que los cuatro petroleros queden terminados este mismo año, lo que supondrá, a su juicio, “un plus de credibilidad y prestigio en el mercado internacional” para la industria naval gaditana.

“Hoy hemos podido constatar la fotografía de la pujanza de unos astilleros de primer nivel y referente internacional”, que en estos momentos “arrojan los mejores datos en carga de trabajo y generación de empleo de las últimas décadas” y que están demostrando “su fortaleza como industria de vanguardia”, ha repetido este representantes del Gobierno de Rajoy a nivel regional. Y ha matizado que este nivel “histórico” de actividad de los astilleros se hace patente, además de por el empleo generado, en base a otros parámetros como el consumo eléctrico, el consumo de gases y las horas de máquinas trabajando.

Antonio Sanz ha destacado que Navantia “está consolidando una nueva etapa en la industria naval española”, al haber recuperado un mercado histórico como el de los petroleros y lograr “diversificar la línea de negocio de la compañía” hacia nuevos retos, como por ejemplo, la construcción de plataformas eólicas.

De este modo, más allá de estos cuatro petroleros, Matagorda tiene en cartera la fabricación de la subestación de un parque eólico en el mar del Norte, que finalizará en verano; y el astillero de San Fernando le da los últimos retoques al Buque de Acción Marítima (BAM) para la Armada española, cuya botadura se llevó a cabo en marzo pasado y será entregado en julio de este año. Al respecto, el Colectivo Autónomo de Trabajadores (CAT) acaba de alertar de que a partir de marzo la parte de producción de la factoría isleña “estará totalmente sin ningún trabajo que realizar”, algo que contrasta con el triunfalismo de Sanz. En cuanto a la planta de la capital, mantiene una constante actividad en el mercado de reparaciones, y sobre todo al haberse especializado en grandes cruceros y llegar a acuerdos con las empresas de cruceros más importantes del mundo. A ello se suman los trabajos de reparación de los buques de la Armada española que se realizan en las diversas plantas gaditanas y el programa de mantenimiento para los destructores de la Marina norteamericana que integran el inquietante escudo antimisiles de la OTAN, que se efectúa en la misma Base de Rota.

“EL CONTRATO CON ARABIA SAUDÍ SE ESTÁ ULTIMANDO”

Finalmente, el delegado del Gobierno en Andalucía se ha referido a los proyectos de futuro sobre los que se trabaja en la actualidad y que han sido posibles, según su visión partidista, “gracias al respaldo que ha dado el Gobierno de Rajoy”, y “al esfuerzo comercial de Navantia a nivel internacional”, que “tan buenos resultados está dando y que ha permitido potenciar y diversificar la carga de trabajo de los astilleros”.

A este respecto, por enésima vez ha salido a la luz el polémico contrato que se lleva negociando y vendiendo desde hace ya varios años con Arabía Saudí para la construcción de cinco corbetas, que beneficiaría principalmente al necesitado astillero de San Fernando; y de nuevo, este vocero del Gobierno central afirma que “se está ultimando” y “arroja muy buenas perspectivas”, ya que “consolidará a Navantia como una empresa cada vez más competitiva a nivel global y permitirá incrementar las cifras de generación de empleo de los astilleros gaditanos”.

El Ejecutivo de Rajoy respondía el pasado marzo literalmente a los requerimientos del diputado en el Congreso del PSOE Salvador de la Encina: “no se ha cerrado ningún acuerdo comercial entre España y Arabia Saudita. El contrato con la empresa Navantia no se ha formalizado ya que su firma sigue pendiente de ratificación”. En la réplica, el subdelegado del Gobierno en Cádiz, Agustín Muñoz, aseveraba que “las gestiones con Arabia Saudí están muy avanzadas y esperamos que pronto den resultado”. Hoy día, sigue sin concretarse nada de nada.

Por otro lado, Sanz también ha subrayado la “apuesta del Gobierno” por el Astillero 4.0, “cuyos retos son la fabricación aditiva mediante impresión 3D, la soldadura híbrida, el proceso de simulación robótica contable y flexible y los vehículos no tripulados, entre otros”.

Según los datos que maneja este político jerezano, los astilleros de la Bahía gaditana generan el 40% del empleo industrial de la provincia y un 2% del Valor Añadido Bruto (VAT) industrial. “Son hoy día más de cien empresas de la industria auxiliar, y el 90% de ellas gaditanas, las que trabajan dentro de los astilleros, con picos de hasta 4.500 empleos”, sentencia.

Otras noticias...

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.