DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

publicidad

La gaditana Fitoplancton Marino, líder mundial en el cultivo de microalgas, logra autorización para comercializarlas como alimento


Fitoplancton Marino, radicada en El Puerto, se ha convertido en la primera y única productora de microalgas en el mundo que ha obtenido la autorización europea ‘Novel Food’ para microalgas marinas. Este requerimiento regula la introducción de “nuevos alimentos” en la cadena alimentaria con el objetivo de garantizar la seguridad del consumidor. Esta firma ya comercializa sus productos en medio mundo para sectores como la cosmética, la farmacología, la acuicultura y la acuariología, además de la alimentación humana.

La empresa Fitoplancton Marino, radicada en El Puerto de Santa María, se ha convertido en la primera y única productora de microalgas en el mundo que ha obtenido la autorización europea ‘Novel Food’ para microalgas marinas. Este requerimiento regula la introducción de “nuevos alimentos” en la cadena alimentaria con el objetivo de garantizar la seguridad del consumidor.

La introducción en alimentación humana de cualquier alimento o ingrediente que no se haya utilizado con anterioridad al año 1997 exige, según la regulación europea, esta autorización Novel Food. La gaditana Fitoplancton Marino ha logrado obtener esta certificación para los alimentos e ingredientes derivados de las microalgas. La empresa española se ha convertido en la primera y única productora de microalgas en el mundo que ha obtenido dicha autorización para microalgas marinas.

“Para obtener esta autorización hemos hecho una inversión importante para adecuar nuestras instalaciones, diseñar rigurosos protocolos de producción, obtener los registros específicos que garantizan la inocuidad de las microalgas que cultivamos y certificar la ISO 22.000 y FSSC para el sistema de gestión de la Seguridad Alimentaria”, explica el director general de esta empresa, Carlos Unamunzaga.

Con la autorización correspondiente y después de varios años de investigación, la firma portuense ha lanzado al mercado gastronómico el plancton marino liofilizado, un producto que ha sido recientemente presentado a afamados chefs internacionales en San Sebastián Gastronomika y en Forùm Gastrònomic Barcelona de la mano de Ángel León, que cocina con plancton marino en su restaurante ‘A Poniente’ de El Puerto.

Unamunzaga destaca en una nota remitida a DIARIO Bahía de Cádiz que “están demostrados los beneficios organolépticos y saludables de las microalgas marinas como potenciador del auténtico sabor a mar, por ser ricas en vitaminas, antioxidantes, ácidos grasos omega 3, minerales y una gran diversidad de compuestos funcionales que proporcionan un mejor estado de salud y bienestar”. “De ellas se obtienen compuestos que, además, ejercen un papel preventivo, ya que reducen los factores de riesgo que provocan la aparición de enfermedades”, añade.

Además de la autorización Novel Food, la empresa está en proceso de obtener la calificación GRAS (Generally Recognized as Safe) en Estados Unidos. Fitoplancton Marino destaca también por ser la única empresa que cuenta con los registros sanitarios y autorizaciones que les permiten la producción y comercialización de las microalgas marinas para consumo humano directo.

MICROALGAS PARA LA COSMÉTICA, LA SALUD Y LA GASTRONOMÍA

Las microalgas son esenciales para la vida en el planeta, ya que aportan el 50% del oxígeno que respiramos y biomasa útil para la alimentación de las distintas especies de moluscos, crustáceos y peces. De ellas se obtienen compuestos tan valiosos en la nutrición como el Omega 3, y además son fuente inagotable de vitaminas, minerales, y oligoelementos que son fundamentales para la ecología, la salud humana o el bienestar animal.

Aprovechar todos los beneficios que se pueden obtener de las microalgas no es tarea fácil y requiere de empresas con una importante base científica y tecnológica. Una de estas empresas es precisamente Fitoplancton Marino, que tras años de I+D+i ya ha introducido en el mercado productos de alto valor añadido en los sectores de la cosmética, la farmacología, la alimentación humana, la acuicultura y la acuariología. En los últimos 7 años esta empresa española ha invertido 5 millones de euros en investigación y desarrollo.

Creada y fundada en 2002 por Lalia Mantecón y Carlos Unamunzaga, ambos licenciados en Ciencias del Mar por la Universidad de Cádiz, la empresa Fitoplancton Marino ha ido afianzándose a lo largo de su trayectoria, convirtiéndose en una referencia en el sector de la producción de microalgas a nivel mundial. Actualmente forma parte del Grupo Hisparroz, vinculado a la multinacional EBRO Foods.

Otras noticias...

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.