DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Nos vamos al cine: ‘La favorita’

CRÍTICA.  Una reina no lo es tanto sin sus consejeros. Esas personas que les siguen como sombras y que les susurran todo tipo de ideas que pueden llegar a hacer estallar guerras incontroladas. Pero los consejeros no solo ansían poder, sino también atención y amor. Eso que los reyes demandan, pero del que solo consiguen el cariño interesado. Esta película, llena de claroscuros, está dispuesta a entretenernos y a demostrarnos que la condición humana no cambia con los siglos.

CRÍTICA. Nos situamos en la Inglaterra del siglo XVIII. La reina Ana (Olivia Colman) acaba de enviudar y está a punto de llevar a cabo la unificación de Inglaterra y Escocia en lo que hoy conocemos como Reino Unido. Todo este convulso momento político se vive dentro de los aposentos de la reina a través de Sarah, la mejor amiga de la reina y su consejera (Rachael Weisz) y de  Abigail Masham (Emma Stone), un pariente lejano de Sarah, que consigue un puesto en la corte de la Reina. Así se va forjando un triángulo de manipulación y amor-odio del que no podrán salir ilesas.

Las actuaciones de todos y cada uno de los actores son impecables, pero brillan especialmente sus tres protagonistas: las increíbles Emma Stone (ganadora del Oscar por La La Land en 2016), Rachael Weisz (ganadora del Oscar por El jardinero Fiel en 2005) y Olivia Colman (habiéndole dado este papel el Globo de Oro a mejor actriz de comedia o musical). Nos han demostrado que existen buenos papeles de mujeres (en este caso basados en personajes reales) que no buscan el amor de un hombre sino que quieren mostrar su carácter fuerte, capacidad de supervivencia, aspereza y espíritu guerrero. Los personajes masculinos palidecen a su lado y se vuelven débiles y palurdos… aunque fueran ellos los que acudían al campo de batalla en esa época.

A pesar de la increíble escenografía, las localizaciones tan idóneamente elegidas, el vestuario detallista y un guión que equilibra perfectamente la comedia y el drama, hay varios aspectos en los que ‘La favorita’ deja con mal sabor de boca. La banda sonora, prácticamente inexistente, destaca por un irritante pitido que, en ocasiones, se excede en su duración sin estar claro su propósito en la historia. De igual forma, las discutibles elecciones de los planos contrapicados e incluso el uso de la cámara con lentes de ojo de pez pueden llegar a molestar al espectador, sacándolo de la trama.

Es una película que no deben perderse y que va a dar mucho que hablar en la próxima entrega de los Oscars (como ya hizo en los Globos de Oro). De lo mejor de la cartelera actual.

— Lo peor: El baile que ejecuta el personaje de Rachel Weisz con un duque de la corte. Despertará risas, aunque no está clara que esa fuera la intención.

— Lo mejor: Las actuaciones de sus actrices principales. DIARIO Bahía de Cádiz

Otras noticias...

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.