DIARIO Bahía de Cádiz
contando tu Bahía desde 2004

Romaní quiere impulsar la séptima fase del Cerro del Moro

La consejería de Fomento de la Junta acaba de registrar en el Ayuntamiento de Cádiz la solicitud de licencia para la demolición de los tres edificios de la séptima fase del Cerro del Moro, declarados en ruinas. El derribo, que será más pronto o más tarde, dependiendo de la “diligencia” de la administración municipal, permitirá liberar un espacio destinado a la futura construcción de 67 nuevas viviendas de realojo.

La Agencia de Vivienda y Rehabilitación de Andalucía (AVRA) acaba de registrar en el Ayuntamiento de Cádiz la solicitud de la licencia municipal para la demolición de los tres edificios de la séptima y última fase del Cerro del Moro, uno de los barrios más deprimidos de la capital.

De esta manera, se da “un impulso” a la operación que permitirá liberar los suelos donde se prevé la continuación de la remodelación del barrio y en los que la Junta de Andalucía tiene proyectada desde hace años la construcción de 67 viviendas.

A decir del hasta hace unas semanas concejal del PP en el Ayuntamiento, ahora recolocado como director provincial de AVRA en Cádiz, Ignacio Romaní, la obtención de la licencia “hará posible reactivar el ambicioso proyecto de transformación del Cerro del Moro, de manera que se podrá proceder a la contratación de las obras de demolición de los tres bloques que conforman la séptima fase”.

“Ahora, es el Ayuntamiento el que marca los tiempos para poder acometer esta actuación. De su mayor o menor diligencia dependerá que podamos ejecutar pronto o tarde el derribo”, ha dejado caer Romaní.

Los bloques que ocupan el suelo de la séptima fase cuentan con 47 viviendas y tres locales comerciales desalojados hace años. El derribo, presupuestado en 250.000 euros, es posible una vez declarada la situación legal de ruina urbanística de los edificios ubicados en Sor Cristina López García 12; Alcalá del Valle 1 y Alcalá del Valle 3, cuyo expediente fue aprobado por la administración local el pasado 5 de julio.

La ahora consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio, a través de AVRA como gestora del parque público residencial, afirma que ha tenido que afrontar un “complejo proceso” para hacerse con las escrituras de propiedad de las viviendas y locales comerciales de esta séptima fase, “dadas las dificultades encontradas para lograr la documentación en regla de los titulares, por los problemas de herencia o de otra índole que ha habido que solventar”. Una vez aprobado el expediente de ruina, “el proceso se agiliza considerablemente y será posible acometer la demolición, cuyo proyecto ya está redactado”. Cuando estén demolidos los viejos bloques se procederá a redactar el proyecto de reparcelación de los terrenos.

De momento, el plan de remodelación del Cerro del Moro ha supuesto la construcción de 489 viviendas de nueva planta en seis fases y la reordenación de los espacios de este ámbito, con una inversión que asciende a 20,3 millones de euros. Dicho plan, asegura el Gobierno regional, “ha ido acompañado de una intervención social de gran calado para mejorar las condiciones de vida de las familias residentes en el barrio”.

Otras noticias...

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.